Home

Medellín

Artículo

Se trató de un plan candado con el objetivo de capturar a dos delincuentes que robaron un reloj de alta gama y dinero en efectivo.
Se trató de un plan candado con el objetivo de capturar a dos delincuentes que robaron un reloj de alta gama y dinero en efectivo. Foto de referencia | Foto: Policía Nacional

Nación

Inseguridad en Medellín: las noches son propicias para cometer delitos, denuncian ciudadanos

Los habitantes de barrios como Ciudad del Río han denunciando estos hechos desde hace casi 10 años.

18 de diciembre de 2022

Las denuncias de este tipo en algunos lugares son recurrentes e incluso vienen de años atrás como es el caso de lo que ocurre en el barrio Ciudad del Río de Medellín, donde los amigos de lo ajeno se apoderan de retrovisores, tapas y otros elementos que encuentren a la mano, mientras que los propietarios de los automotores hacen alguna diligencia o actividad, de manera especial en horas de la noche, aprovechando la oscuridad.

La situación no es nueva, y los habitantes de este sector han estado denunciando los hechos desde hace casi 10 años, indicando que, en esta zona, que cuenta con un alto potencial comercial y cultural, la inseguridad es preocupante y que los casos se presentan a cualquier hora del día.

Expresan que entre las víctimas de la delincuencia no solo están los residentes, sino también quienes laboran en la zona, a quienes les hurtan sus pertenencias como bolsos, celulares y billeteras.

A esto se suman los habitantes en condición de calle, que se acercan a los transeúntes y visitantes de los parques o locales de la zona a pedirles dinero y que en algunas ocasiones los amenazan y roban sus pertenencias.

El tema del espacio público es otra problemática que denuncian los habitantes de Ciudad del Río, quienes afirman que los vendedores ambulantes afectan la visibilidad de los conductores de vehículos y el paso de los peatones con la ubicación de sus carretas.

Con relación al tema de inseguridad en la capital antioqueña y otras localidades de ese departamento, las autoridades confirmaron la captura de 32 personas en flagrancia causadas de cometer diferentes delitos. Entre las detenciones están 6 por orden judicial.

El mayor Gilberto Gutiérrez, oficial de supervisión, indicó que, en Medellín dos hombres de 25 y 26 años fueron detenidos en el barrio Las Acacias. Estas personas mediante intimidación con un arma de menor letalidad le hurtaron a un ciudadano un bolso, un celular y dinero en efectivo.

“Los capturados, el arma incautada y los elementos recuperado fueron dejados a disposición de la autoridad competente”, destacó la Policía. Confirmaron que en otra acción operativa en el municipio de Bello, capturaron a dos personas cuando intentaban escapar en un vehículo que había hurtado elementos avaluados en 15 millones de pesos de una finca.

La situación se registró exactamente en la vereda El Noral del municipio de Copacabana, donde intimidaron con arma de fuego a los que estaban en el lugar, quienes posteriormente alertaron a las autoridades, lo que permitió desplegar el plan candado.

Entre los elementos recuperados se encuentran consolas de videos juegos, un televisor, un parlante y un reloj. A los capturados les incautaron un arma de fuego tipo changón y dos pistolas.

Ladrones fingieron necesitar una inyección para entrar a una farmacia en Medellín y robar a los trabajadores

El ingenio de los delincuentes para lograr su cometido a veces parece no tener límites. En el barrio Santa Cruz de Medellín, dos hombres armados habrían fingido estar enfermos para hurtar una farmacia.

Uno de los sujetos llegó hasta el mostrador de la farmacia asegurando sentirse mal y pidiendo la aplicación de una inyección. En cuanto lo dejaron ingresar al establecimiento para practicarle el supuesto procedimiento aguarda por la llegada de su cómplice.

Una vez el segundo hombre entra a la farmacia procede a cerrar el lugar para que nadie más vea el robo. Es ahí cuando ambos desenfundan sus pistolas e intimida a los trabajadores.

El hombre que ingresó afirmando necesitar una inyección despojó de sus pertenencias, con pistola en mano, a quienes laboran en la farmacia. Les quitó relojes, al parecer joyas y el dinero en efectivo que había en la caja registradora.