mundo

Estados Unidos: mientras sigue crisis fronteriza, dos buses más llegan con inmigrantes a Nueva York

El gobernador de Texas comenzó a enviar inmigrantes fuera de su estado como una forma de llevar evidencia de la crisis migratoria.


Este viernes, en las primeras horas de la mañana, dos autobuses más que transportaban inmigrantes ilegales llegaron a la ciudad de Nueva York desde Texas.

Los autobuses son los más recientes enviados por el gobernador de Texas, Greg Abbott, a ciudades de izquierda como Nueva York y Washington DC.

Abbott comenzó a enviar inmigrantes fuera de su estado a ciudades liberales a miles de millas de la frontera entre Estados Unidos y México como una forma de llevar evidencia de la crisis migratoria a su puerta y llamar la atención sobre el problema de la inmigración ilegal en su propio estado.

Debido a la continua negativa del presidente Biden a reconocer la crisis causada por sus políticas de fronteras abiertas, el estado de Texas ha tenido que tomar medidas sin precedentes para mantener seguras a nuestras comunidades”, dijo Abbott el viernes.

Inmigrantes
El mandatario estatal admitió abiertamente que busca repartir la carga migratoria en su territorio, un estado fronterizo con México. - Foto: Getty Images/iStockphoto

Cabe recordar que, el miércoles, cuatro nuevos buses con al menos 140 migrantes irregulares también llegaron a la Estación Central en Manhattan. Entre ellos, familias con niños y bebés.

“Claramente, Abbott está utilizando a seres humanos inocentes como arma contra Nueva York, y eso está muy mal”, manifestó el Comisionado de Inmigración de la Alcaldía, Manuel Castro.

Además, el funcionario acusó al gobernador de Texas de contratar a una compañía privada de seguridad para mantener a las familias dentro de los autobuses, aunque todos habrían firmado un consentimiento para su traslado, según France 24.

Pero, ¿qué dice Abbot? El mandatario estatal admitió abiertamente que busca repartir la carga migratoria en su territorio, un estado fronterizo con México. Y alega que Nueva York y Washington D.C., por ser ciudades progresistas gobernadas por alcaldes demócratas, son las que tienen que asumir su parte en un problema que considera nacional.

Por su parte, el alcalde de la ciudad de Nueva York, Eric Adams, y la alcaldesa de Washington D.C., Muriel Bowser, han criticado a Abbott por transportar en autobús a cientos de inmigrantes desde la frontera de su estado hasta sus ciudades del norte.

Adams calificó el programa de transporte de Abbott como “inhumano”, mientras que Bowser comparó la llegada de inmigrantes con una “crisis humanitaria”.

“Ves a Nueva York, ves a Washington ahogándose con algunos autobuses. Solíamos llegar a más de mil y tantos personas al día”, dijo a Fox News el alcalde de McAllen, Texas, Javier Villalobos.

La realidad es que entre Nueva York y Texas no existe ninguna coordinación entre sus dirigentes para facilitar la estadía de los migrantes.

Así lo denunció Manuel Castro, quien además afirmó que ni siquiera tienen claridad sobre cuántos migrantes llegarán en cada autobús, ni su condición física o médica. No obstante, el Comisionado de Inmigración de la alcaldía neoyorquina aseguró que la ciudad “está preparada para recibir a tantos como lleguen” y proveerles de comida, bebida y atención médica.

Tres hispanos fueron arrestados por robo, agresión y humillación en Florida

Los agentes de la policía arrestaron a tres personas el viernes pasado, por su participación en el secuestro, robo, paliza y humillación de una víctima masculina, mientras grababan un video de todo el incidente.

La víctima informó que fue secuestrado por tres hombres hispanos y una mujer hispana cerca de Immokalee mientras caminaba hacia su casa. Contó que lo llevaron de un lado a otro durante 20 a 30 minutos antes de sacarlo del auto y llevarlo a una casa. Lo amenazaron con una pistola, lo cortaron con un cuchillo y le robaron alrededor de 3.000 dólares.

Además, la víctima dijo que los sujetos le quitaron la ropa, le pusieron un vestido y lo obligaron a bailar mientras lo grababan en video.

La víctima, cuyo nombre aún no ha sido revelado, dijo que cuando todo esto pasó, los sospechosos lo volvieron a poner en el auto y lo arrojaron en algún lugar cerca del condado de Glades. Se bajaron e intentaron agredirlo nuevamente, pero la víctima pudo escapar y los sospechosos huyeron de la escena cuando vieron un automóvil que se acercaba.

El hombre pudo llamar de inmediato al 911 para pedir ayuda. Luego, fue llevado al Hospital Regional del Condado de Hendry con una hinchazón facial severa, pero terminó necesitando ser trasladado en avión al Hospital St. Mary’s en West Palm Beach para una evaluación médica adicional, según Fox4 News.

Días después, la víctima escogió a tres sospechosos de una lista de fotografías que estuvieron involucrados en estos incidentes: Betsy DeJesus, Noah Navarro y Blanca Mejía Medina. Las tres personas fueron arrestadas.

Uno de los sospechosos, Betsy DeJesus, tenía una historia romántica con la víctima. Según el informe del incidente, ella y la víctima salieron durante unos cuatro meses y vivieron juntos.

DeJesus dijo que hace tres semanas la víctima salió de su casa y que no lo había visto desde entonces; además, afirmó que supuestamente le había robado dinero.