Home

Salud

Artículo

Moderna empezará las pruebas de su vacuna contra el VIH
Cerca de 85 personas han muerte a raíz de sida en Colombia entre enero y octubre de este año. - Foto: AFP

salud

Cerca de 40.000 personas tienen VIH en Colombia y no lo saben

La Defensoría del Pueblo señaló que la mayoría de personas contagiadas se encuentran en Bogotá, Antioquia y el Valle del Cauca.

Durante la jornada del Día Mundial de la Lucha contra el Sida, varios organismos del Estado llamaron la atención sobre esta enfermedad que sigue siendo frecuente entre la población. Pese a que las metas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) apuntan a que el mundo logre erradicar el sida para el año 2030, los casos siguen creciendo y la proporción de personas que desconocen que tienen el virus asciende a cerca del 28 %.

Por ello, la Defensoría del Pueblo de Colombia emitió un comunicado en el que también llamó la atención sobre el VIH y pidió mayor atención para prevenirlo. “Se convirtió en una epidemia olvidada tras la emergencia por la covid-19, causando el retraso en miles de diagnósticos, desviando el foco de los sistemas de salud”, advirtió la Defensoría.

Y citó varios datos de la Cuenta de Alto Costo (organización dedicada a los pacientes con enfermedades caras). Por ejemplo, se calcula que hay cera de 143.274 personas contagiadas con VIH a nivel nacional y que una buena porción de los casos (alrededor de 9.200) se acumulan en solo tres entidades territoriales: Bogotá, Antioquia y el Valle del Cauca.

Tal vez uno de los datos más inquietantes que citó la Defensoría, es uno del Fondo Mundial de la Lucha Contra el Sida, que advierte que unas 40.000 personas viven con VIH en Colombia, pero no lo saben.

“Como ente verificador para la defensa y protección de los derechos fundamentales, la Defensoría del Pueblo reclama una estricta vigilancia y protección por parte del Estado, haciendo un llamado urgente al Ministerio de Salud, para que verifique, revise y ajuste la norma, e implemente de manera inmediata las estrategias necesarias para proteger la salud de las personas que conviven con VIH/SIDA”, indicó la Defensoría.

De acuerdo con el ente, las cifras están mostrando una reducción del 26,48 % en los casos positivos de VIH. Pero la Defensoría advirtió que esto no es un dato optimista, sino que obedece a la ausencia en los diagnósticos adecuados que muestren el panorama verdadero.

Vale decir, además, que aunque el sida se ha convertido en una enfermedad con varias posibilidades de tratamiento, el Instituto Nacional de Salud (INS) ha identificado que 85 personas han fallecido a raíz de esa causa en el transcurso del 2022.

“La Defensoría del Pueblo apoya la estrategia “Igualdad Ya” de ONUSIDA como un llamado a la acción, que pretende impulsarnos a trabajar en todas aquellas acciones prácticas necesarias para abordar las desigualdades y ayudar a poner fin al sida. Instamos a todos los actores del Estado y la sociedad civil a abordar las desigualdades que están frenando el progreso para poner fin al sida”, sostuvo la entidad.

Y recalcó que el Estado debe tener en cuenta que la mayoría de las personas que se encuentran en más riesgo de contraer VIH son poblaciones minoritarias. Entre otros, están los habitantes de calle, los pacientes que recibieron un diagnóstico de tuberculosis, los ciudadanos de la comunidad LGBTIQ+, la población privada de la libertad, las personas que se dedican al trabajo sexual y los pacientes que necesitan medicamentos inyectables.

También están en condición de riesgo quienes no se encuentran afiliados al sistema de salud y las mujeres embarazadas.

“Por ello, la Defensoría recomienda al Ministerio de Salud y a las Empresas Prestadoras de Salud, realizar campañas de comunicación pedagógica, concientización sobre los riesgos de contraer el virus y el autocuidado, e implementar actividades de prevención incluyente para todas las poblaciones con perspectiva de género”, agregó la Defensoría.

Y les hizo un llamado a los actores del sistema de salud para que orienten y guíen a los ciudadanos en el acceso a las Rutas Integrales de Atención (RIA) para que accedan a los tratamientos adecuados en caso de reportar un caso de VIH.