vida moderna

Dormir en pareja: estos son los beneficios para mejorar la calidad del sueño

Una de las ventajas de compartir la cama con el ser amado es que favorece la intimidad y complicidad.


El buen descanso es vital para recuperar la energía que se pierde a lo largo del día, facilitar el trabajo de la memoria y conservar la salud del organismo en general. Es por ello que durante décadas los científicos han entregado recomendaciones para una correcta higiene del sueño que ayude a dormir adecuadamente.

No obstante, las inquietudes sobre este tema continúan siendo muchas, una de ellas es qué tan beneficioso es dormir con la pareja. Compartir la cama con el ser amado no siempre es tarea sencilla, pero ¿puede influir en la calidad del sueño?

De acuerdo con el Instituto del Sueño de España, algunas investigaciones han demostrado que existe una serie de beneficios para tener un buen descanso. “Los estudios han revelado que dormir en pareja tiene numerosos beneficios para la relación y para nuestro bienestar, pues nos permite disfrutar de un buen descanso, estar de mejor humor, en compañía, fortalecer la conexión con la persona con quien compartimos nuestra cama, reducir el estrés y, por supuesto, mejorar la intimidad”, señala la organización.

Beneficios de dormir juntos

En primer lugar, compartir la cama con la pareja es un acto de intimidad, que implica confianza y seguridad. De hecho, el portal sobre estilo de vida saludable Mejor con Salud indica que dormir con el ser amado no responde solo a intenciones sexuales, sino también a una necesidad de cercanía.

Asimismo, Wendy Troxel, psicóloga clínica y especialista en el comportamiento del sueño, referenciada por el portal La mente es maravillosa, señala que una de las motivaciones principales por las que las parejas tienden a dormir juntas es su deseo de estar unidos en otros planos vitales.

Otro de los beneficios que se le confieren a dormir en pareja es que puede contribuir a disminuir el estrés, sobre todo tras un día complicado. Entre las recomendaciones para una correcta higiene del sueño, se encuentra disponer de un ambiente ideal, tranquilo y pacífico que propicie el descanso, por ello compartir la habitación con un ser amado puede ser reconfortante y mejorar la calidad del sueño.

Según Mejor con Salud, una de las rutinas saludables para descansar en calma es cenar, tomar una ducha y recostarse en la cama con la pareja. Esto puede contribuir a estimular la producción de serotonina y oxitocina, hormonas asociadas al bienestar del organismo.

Para el Instituto del Sueño de España, la mayoría de los beneficios de dormir en pareja están asociados a la posición que toman los individuos mientras duermen. Ya se que duerman abrazados, en cucharita, de espaldas, separados, cada una de estas posturas influyen en el descanso. Dormir abrazados, por ejemplo, además de ser una de las posiciones más románticas que indican el compromiso y amor entre la pareja, es un indicio de que la persona disfruta de la cercanía del otro y tiene un deseo de protección.

En esta línea, Mejor con Salud explica que durante el descanso se tejen lazos de complicidad con el ser amado, puesto que este tiempo que se comparte en la noche también se convierte en un espacio para conversar acerca de los sueños, planes futuros, expectativas acerca de la vida y otras cuestiones que favorecen la intimidad entre la pareja.

También le puede interesar...

Por otra parte, un estudio realizado por investigadores de la Universidad del Norte de California demostró que dormir con la pareja ayuda a controlar los niveles de la presión arterial. Según el trabajo referenciado por Mejor con Salud, dormir abrazos contribuye a aumentar la liberación de oxitocina, lo que mejora la presión arterial.

“Los especialistas mantienen en las conclusiones de diferentes investigaciones, que dormir acompañado tiene efectos beneficiosos, pues aumenta la fase REM del sueño y, además, las dos personas tienden a sincronizar la arquitectura de su sueño. Consideran que dormir en pareja podría dar un impulso extra a tu salud mental, tu memoria y a tus habilidades creativas para resolver problemas”, concluye el Instituto del Sueño de España.