La artrosis se causa por el desgaste del cartílago que cubre las uniones entre huesos. Foto: Getty Images.
La osteoporosis es una enfermedad silenciosa. - Foto: Foto: Getty Images.

vida moderna

El método natural para prevenir la osteoporosis, fortalecer huesos y prevenir fracturas

La probabilidad de desarrollar osteoporosis depende, en parte, de cuánta masa ósea se obtuvo en la juventud.

La osteoporosis hace que los huesos se debiliten y se vuelvan quebradizos, en tal medida que una caída o incluso una leve tensión, como agacharse o toser, pueden causar una fractura, de acuerdo con Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación.

Asimismo, señaló que otros síntomas incluyen:

  • Dolor de espalda, provocado por una vértebra fracturada o aplastada.
  • Pérdida de estatura con el tiempo
  • Una postura encorvada.

Adicional, explicó que algunos factores de riesgo de osteoporosis que están fuera de control son:

  • Sexo. Las mujeres son mucho más propensas a desarrollar osteoporosis que los hombres.
  • La edad. Cuanto mayor sea la edad, mayor será el riesgo de osteoporosis.
  • Raza. Hay mayor riesgo de padecer osteoporosis si se es blanco o de ascendencia asiática.
  • Antecedentes familiares. Tener un padre, madre o hermano con osteoporosis pone en mayor riesgo a la persona, especialmente si la madre o padre sufrieron fractura de cadera.
  • Tamaño del cuerpo. Los hombres y las mujeres que tienen estructuras corporales pequeñas tienden a correr un riesgo más alto debido a que podrían tener menos masa ósea para utilizar a medida que envejecen.

Así las cosas, el portal PanoramaWeb reveló que el método natural para prevenir la osteoporosis, fortalecer huesos y prevenir fracturas es corriendo, pues con el ejercicio se acumula calcio.

De hecho, el Grupo Sanitas de España reveló que un estudio publicado en la revista Journal of the American College of Cardiology demuestra que las personas que optan por correr para la práctica habitual de ejercicio físico tienen un 30 % menos de probabilidades de morir que los que no hacen ningún tipo de ejercicio y un 45 % menos de hacerlo a causa de una enfermedad o accidente cardiovascular.

Además, enumeró algunos beneficios de correr como:

1. Lo puede hacer cualquier persona.

2. Es práctico, ya que no se necesitan equipos caros.

3. Mantiene el cuerpo en forma.

4. Disminuye el riesgo de ciertas enfermedades como hipertensión arterial, diabetes tipo 2, obesidad, enfermedades cardiovasculares y derrames cerebrales.

5. Se generan endorfinas.

Sobre la misma línea, las nuevas directrices de la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomiendan por lo menos de 150 a 300 minutos de actividad física aeróbica de intensidad moderada o vigorosa por semana, para todos los adultos, incluidas las personas que viven con afecciones crónicas o discapacidad

Por su parte, el Instituto Nacional de Osteoporosis y Enfermedades Óseas Relacionadas de Estados Unidos reveló que los siguientes pasos pueden ayudar a mejorar la salud de los huesos:

  • Consumir una dieta bien balanceada y rica en calcio y vitamina D. Además, debe incluir al menos 400 g (o sea, cinco porciones) de frutas y hortalizas al día, menos del 10 % de la ingesta calórica total de azúcares libres, menos del 30 % de la ingesta calórica diaria procedente de grasas y menos de cinco gramos de sal (aproximadamente una cucharadita) al día y la sal debería ser yodada.
  • No fumar: El humo del tabaco contiene más de 60 sustancias químicas conocidas que causan cáncer y miles de otras sustancias nocivas.
  • No consumir demasiado alcohol: La recomendación es una bebida diaria si se es mujer y dos bebidas diarias si se es hombre.
  • Mantener un peso saludable: el Ministerio de Salud explica en su página web que para saber si una persona está en un peso saludable existen algunos métodos confiables. Uno es la determinación del índice de masa corporal (IMC), que describe la relación entre peso y estatura. Por ende, reveló que para calcular el IMC se necesita conocer el peso y la estatura, y se aplica una sencilla fórmula matemática que consiste en dividir el peso entre la estatura al cuadrado: IMC = Peso (kg) / Estatura al cuadrado (Mt).

Ejemplo: una persona pesa 64 kg y mide 1,5 metros, entonces: 64/1,5 x 1,5 = 28,44. Este dato indica el IMC de la persona (28,44) se encuentra en los valores correspondientes a sobrepeso.

De todos modos, la información antes dada de ninguna manera sustituye la asesoría médica y por ello lo primero que hay que hacer es consultar a un experto de la salud para que sea este quien guíe el proceso e indique qué es lo más adecuado para cada persona.