Toxinas en el cuerpo
El sistema inmunológico defiende al cuerpo contra infecciones y enfermedades. Foto: Getty Images. - Foto: Getty Images/iStockphoto

vida moderna

Hábitos saludables para potencializar el sistema inmunitario

El sistema inmunitario depende aproximadamente en un 75 % de los factores relacionados con la calidad de vida.

El sistema inmunitario es el sistema de defensa del cuerpo contra las infecciones. Como tal, este sistema es el encargado de atacar a gérmenes invasores y ayuda a mantener el organismo sano. De acuerdo con Kids Health, los glóbulos blancos, también conocidos como leucocitos, desempeñan un papel importante en el sistema inmunitario y son los que generan las defensas del cuerpo.

La revisa Mejor con Salud, indica que existen dos tipos básicos de estas células encargadas de combatir los gérmenes. Uno se trata de los fagocitos, lo cuales devoran a los microorganismos patógenos; y los linfocitos, que “permiten que el cuerpo recuerde a los invasores y los reconozca en el caso de que vuelvan a tratar de infectar al organismo desencadenando una respuesta de defensa más rápida”.

Cómo tal, este sistema consta de dos partes principales, el sistema inmunitario innato, que es con el que se nace, y el sistema inmunitario adaptativo, que se adquiere cuando el cuerpo está expuesto a microbios o a las sustancias químicas que liberan los microbios. De este modo, es importante potencializar el sistema inmunitario para evitar enfermedades que disminuyan las defensas del cuerpo.

En ese sentido, Mejor con Salud, menciona que el sistema inmunitario depende aproximadamente en un 75% de los factores relacionados con la calidad de vida. Por ello, es importante adoptar hábitos saludables que ayuden a potencializar este sistema de forma saludable, teniendo en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Aumenta el consumo de zinc: Este nutriente es esencial para las funciones inmunitarias, ya que ayuda a regular la producción de células en este sistema de defensa. De hecho, el zinc desempeña un papel importante en la producción de glóbulos blancos, porque esto es esencial para la formación del ADN.
  • Consumir calorías necesarias: Cuando el organismo recibe las calorías necesarias, el cuerpo tiene un déficit de energía. Esta energía es la que se utiliza para el correcto funcionamiento de los órganos vitales, como el corazón, el cerebro, los riñones, entre otros.
  • Descansar adecuadamente: Si no se descansa lo suficiente, el sistema inmune también se ve comprometido en donde se podrá ocasionar resfriados, infecciones respiratorias y otras molestas enfermedades. De este modo, los problemas de sueño, pueden provocar la disminución de las células que conforman el sistema inmune.
  • Tener actividad sexual: Además de ser un factor indispensable para llevar un buen estilo de vida, también favorece los mecanismos de defensa del cuerpo. Un estudio publicado en 2013, en la revista International Journal of STD & AIDS, se descubrió que el sexo oral podría tener un papel protector en enfermedades como la endometritis.
  • Hacer ejercicio constantemente: Practicar algún tipo de ejercicio aeróbico que permita mover muchas partes del cuerpo, ayuda a aumentar las defensas del cuerpo. Cabe mencionar que la intensidad del ejercicio debe ser modera, con el fin de evitar el sobreesfuerzo.
  • Incluir vitaminas: Las vitaminas A, C, E y del grupo B, ayudan a mantener las barreras naturales contra las infecciones, contribuyen incluso con la salud cerebral, reducen la duración y la severidad de las gripes y resfriados, y aumentan la respuesta inmunológica.