Agua de limón
El limón tiene una propiedad antioxidante y el pepino hidratante. - Foto: Getty Images

vida moderna

Jugo de limón y pepino para quemar grasa

Algunos alimentos contribuyen en la pérdida de peso, lo que no quiere decir que por sí solas quemen grasa.

En la actualidad existe un sinnúmero de dietas que prometen la pérdida de peso, mismas que en muchos casos cuando no son supervisadas por un nutricionista pueden ser dañinas por lo restrictivas y/o disfuncionales que son. Por esto, es importante antes de tomar la decisión de someterse a un plan de alimentación que busque algún fin trazado, consultar con un profesional de la salud, quien podrá sugerir o avalar dicho método.

Es entonces que para perder peso se debe tener en cuenta el ejercicio, mismo que tiene la capacidad de acelerar el metabolismo, que son todos aquellos procesos químicos y físicos del cuerpo que requieren energía. Los más conocidos son: la respiración, la circulación sanguínea, la digestión, la eliminación de toxinas, el funcionamiento regular del cerebro, entre otros, asegura la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, MedlinePlus.

Es entonces que la institución menciona la creencia popular que existe sobre el aceleramiento del metabolismo equivalente a la quema de grasa, dando respuesta a muchos de los mitos que hay alrededor de esto, como por ejemplo:

  • ¿Hacer ejercicio acelera el metabolismo? La respuesta es sí, incluso tras una rutina física el cuerpo sigue quemando calorías, pero el metabolismo aunque se acelera, este se restablece cuando terminan los ejercicios. Lo que quiere decir que el consumo de alimentos debe ser moderado y saludable.
  • ¿Dormir acelera el metabolismo? Si bien es cierto que esta actividad es primordial para que el cuerpo funcione, la organización americana explica que este no acelera el metabolismo, pero no cumplir con determinadas horas de sueño, es perjudicial porque colabora en el aumento el peso.
  • ¿Bebidas como el té verde estimulan el metabolismo? Esta creencia es muy popular, y aunque estas bebidas estimulan en un reducido grado el metabolismo, MedlinePlus, señala que su consumo no hace una gran diferencia en la pérdida de peso. Por lo que se recomienda incluir en una dieta alimentos que tengan un efecto de llenura y no permitan la ingesta extra de alimentos.

Por lo tanto, algunos alimentos como el pepino y el limón contribuyen en la pérdida de peso, lo que no quiere decir que por sí solas quemen grasa, sino que al ser incluidas en un plan para adelgazar, son favorables gracias a sus propiedades.

Fondo de lima y limón
Foto de limones. - Foto: Getty Images

Limón

Es un fruto que aparece en la lista de alimentos cítricos, siendo uno de los más saludables para la salud del cuerpo por sus antioxidantes. Entre sus beneficios se pueden incluir la prevención del estreñimiento, y la pérdida de peso. Además, de contrarrestar enfermedades como la gripe causada por el virus de la influenza.

Tua Saúde indica que ayuda a prevenir la anemia porque contiene vitamina C, que cumple con absorber el hierro.

Pepino

El sitio web citado, asegura que es un alimento rico en fibras y agua con un índice calórico mínimo, usado para la pérdida de peso, porque tiene la capacidad de provocar un efecto de llenura, reduciendo el apetito, impidiendo así, la ingesta de alimentos que el cuerpo no necesita.

El pepino es multifacético, ya que regula los niveles de azúcar en la sangre, estimulando la secreción de insulina, misma que al no ser producida por el páncreas o las células al colocar resistencia a ella, provocan diabetes. También colabora en la desintoxicación del cuerpo, puesto que tiene un efecto antioxidante.

El pepino es una hortaliza que contiene vitaminas y minerales fundamentales para el organismo. Foto: Getty images.
El pepino es una hortaliza que contiene vitaminas y minerales fundamentales para el organismo. Foto: Getty images. - Foto: Foto: Getty images.

Jugo de limón y pepino

Mundo Deportivo revela una receta que al ser incluida en una dieta puede ayudar en la pérdida de peso.

  1. Agregar a una licuadora, una taza de agua, rodajas de medio pepino y el zumo de un limón.
  2. Licuar o procesar hasta que la mezcla quede homogénea.
  3. Consumir.