vida moderna

Posturas efectivas para aliviar el dolor de espalda durante el embarazo

El dolor lumbar suele ser común en las mujeres gestantes.


Durante el embarazo, una de las quejas más comunes entre las gestantes es el dolor de espalda. Esto es normal, debido a que en esta etapa se aumenta de peso y el centro de gravedad cambia y las hormonas relajan los ligamentos en las articulaciones de la pelvis, explica Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación.

Para aliviar el dolor de espalda durante el embarazo existen algunas posturas que ayudan a que las gestantes se sientan más cómodas. El portal especializado Elbebé.com las explica:

  1. Al momento de agacharse es importar evitar que todo el peso del cuerpo repose en la espalda. Se debe bajar, doblando las rodillas, en cuclillas, al momento de recoger algo del suelo.
  2. Al sentarse es importante observar que la espalda esté bien apoyada. En caso de que no sea así, se puede utilizar una almohada en la zona de los riñones. Si se va a permanecer mucho tiempo senado, se recomienda utilizar un banco bajo para que las rodillas y las caderas estén alineadas.
  1. Para levantarse de una silla u otro lugar, se debe rodar hacia un lado y con la ayuda de del brazo empujar el cuerpo hacia arriba. Ponerse de rodillas y levantarse.
  2. Para estar cómoda en el suelo, se debe apoyar sobre un lado y doblar una rodilla. Ubicar una almohada debajo de la cabeza y otro entre las piernas.
  3. Otra posición para evitar el dolor, es acostarse boca arriba. Poner una almohada debajo de la cabeza y varios debajo de las rodillas. Cabe resaltar que esta postura no se debe realizar más de diez minutos al final del embarazo.
  4. Arrodillarse y apoyar el cuerpo en muchos cojines o almohadas.

Recomendaciones

Mayo Clinic brinda algunos consejos para aliviar el dolor de espalda durante el embarazo:

  • Al estar de pie, separar los pies muy bien para tener un mejor apoyo.
  • Al momento de sentarse, elegir una silla que sostenga muy buen la espalda. En caso de sentirse incómoda, ubicar un cojín pequeño detrás de la zona lumbar.
  • Evitar zapatos de tacón alto que provoquen que el cuerpo se incline hacia adelante.
  • Se recomienda utilizar una faja de soporte para maternidad. Para algunas gestantes esto puede ser útil y ayudarlas a sobrellevar el dolor de espalda.
  • Levantar peso correctamente. Al momento de recoger un objeto, se recomienda ponerse en cuclillas y levantarse con las piernas. No se debe flexionar la cintura o realizar esfuerzo con la espalda. En caso de no poder agacharse, lo mejor es pedir ayuda.
  • Para dormir se recomienda dormir de lado y no de espaldas. Flexionar las rodillas. Se puede ubicar una almohada o cojín entre las rodillas y detrás de la espalda.
  • Se puede intentar probar aplicando calor o frío en la zona lumbar.
  • Mayo Clinic destaca que a pesar de que la eficiencia sobre los masajes es limitada, podría ser útil para algunas gestantes.
  • A medida que el bebé crece dentro de la barriga, el centro de gravedad se desplaza hacia adelante. Para evitar caídas y disminuir el dolor de espalda, Mayo Clinic menciona algunos principios para tener una buena postura:
  • Pararse erguida y con la espalda recta.
  • Mantener el pecho elevado.
  • Mantener los hombros hacia atrás y relajados.
  • No trabar las rodillas.

Embarazo

La ausencia de la menstruación, también conocida como período, no siempre significa que una mujer está embarazada. Algunos factores como irregularidades, píldoras anticonceptivas o enfermedades como la diabetes y síndrome de ovarios poliquísticos pueden causar esto. Por ello, la ausencia del período no debe tomarse como una medida definitiva para conocer si se está embarazada.

Los síntomas de un embarazo no son los mismos en todas las mujeres. La sintomatología puede variar. Mayo Clinic menciona algunos de los signos más comunes:

  • Falta de menstruación
  • Senos sensibles e hinchados.
  • Náuseas con o sin vómitos.
  • Aumento de la cantidad de micciones.
  • Fatiga.
  • Cambios de humor.
  • Hinchazón.
  • Manchado leve.
  • Calambres.
  • Estreñimiento.
  • Aversiones alimentarias.
  • Congestión nasal.