Pulmones
La contaminación y malos hábitos como el consumo de tabaco pueden afectar los pulmones. - Foto: Getty Images

salud

Pulmones: cómo limpiarlos y fortalecerlos para prevenir enfermedades

Según la OMS, la exposición a la contaminación del aire provoca más de 4 millones de muertes en el mundo cada año.

Un adulto promedio respira de 15 a 20 veces por minuto, más de 20.000 respiraciones por día. Los pulmones son diferentes a la mayoría de los órganos del cuerpo, ya que están conectados directamente al ambiente exterior, por lo que cualquier cosa que se inhale puede afectarlos.

Según la Asociación Americana del Pulmón, el cuerpo tiene un sistema de defensa natural diseñado para proteger a los pulmones, pero éstos se pueden afectar por respirar aire contaminado, humo de cigarrillo y otras toxinas.

“Se puede reducir el riesgo de desarrollar enfermedades pulmonares si no fuma, si se evita la exposición al humo de segunda mano, si se evita la exposición a la contaminación del aire, los productos químicos y otros irritantes, y si se realiza chequeos regulares de salud”, precisa este sitio especializado.

Datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), indican que la exposición a la contaminación del aire provoca más de 4 millones de muertes en el mundo cada año y particularmente en Estados Unidos una de cada cinco personas muere a causa de fumar cigarrillos.

Cuando una persona está expuesta a la contaminación, por ejemplo, con el humo del cigarrillo, es posible que sienta el pecho lleno, congestionado o inflamado. En los pulmones se acumula mucosidad que atrapa microbios y patógenos, lo que contribuye a esa sensación de pesadez, explica el medio especializado Medical News Today.

Por esta razón, adoptar prácticas y hábitos que pueden limpiarlos es clave, pues mantener en buen estado estos órganos es fundamental para resto del cuerpo. Estos son algunos trucos para favorecer la salud de los pulmones:

Vahos de eucalipto: Esta es una de las plantas más utilizadas para ayudar a fortalecer los órganos del sistema respiratorio, debido a su aroma mentolado. Permite abrir los bronquios y con ello mejorar la obtención de aire.

Una investigación publicada en Alternative Medicine Review detalla que la inhalación de vapor con eucalipto proporciona beneficios contra los síntomas de enfermedades como bronquitis, asma y enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC).

Hacer ejercicio: De acuerdo con la European Lung Foundation, tener el hábito de hacer ejercicio no sólo ayuda a mantenerse en forma sino que también fortalece los pulmones. El sedentarismo afecta la oxigenación del cuerpo y puede deteriorar el sistema respiratorio.

Tomar agua: Este líquido no sólo es importante para limpiar los riñones. Los expertos recomiendan beber ocho vasos de agua al día para disminuir las probabilidades de contraer enfermedades respiratorias.

Practicar pranayama: Esta técnica es un tipo de respiración en yoga y al realizarla se consigue una mayor cantidad de oxígeno en la sangre. Consiste en realizar respiraciones largas y profundas durante unos minutos y luego exhalar profundamente tratando que la espiración dure el doble que la inhalación, indica el portal Salud 180.

Dejar de fumar: Aunque muchas personas se resistan a creerlo, el cigarro sí es nocivo para la salud, en especial, la de los pulmones. Cuando se deja de fumar poco a poco se limpian estos órganos y se fortalecen.

Inflar globos: Este sencillo ejercicio se puede realizar en cualquier momento. Se debe inflar una bomba mediante respiraciones completas y profundas, dejar que el globo se desinfle y repite unas 30 veces, al menos dos veces al día.

Pulmones: ¿Cómo aumentar la capacidad pulmonar? Estas son las recomendaciones que hacen expertos
Hábitos como hacer ejercicio, beber bastante agua y dejar de fumar ayudan a mantener los pulmones en buen estado. - Foto: Getty Images/iStockphoto

Consumir ajo: Este es un ingrediente que ayuda a abrir los bronquios para que la persona pueda respirar mejor y por sus propiedades antifúngicas como la alicina, puede eliminar a los virus y bacterias responsables de algunas enfermedades respiratorias.

Té verde: Según Medical News Today, este té contiene antioxidantes que pueden ayudar a reducir la inflamación en los pulmones. Estos compuestos pueden incluso proteger el tejido pulmonar de los efectos nocivos de la inhalación de humo.

Hojas de laurel: Aunque hay poca investigación científica, en la cultura popular este remedio se ha utilizado para dejar de fumar y aliviar la irritación de las vías respiratorias. Los pocos estudios han determinado su potencial antioxidante y antiinflamatorio, lo que podría explicar sus efectos beneficiosos sobre la salud del sistema respiratorio, indica el portal Mejor con Salud.