vida moderna

¿Qué pasa si se consume té de lechuga antes de dormir?

El té de lechuga tiene un un alto contenido en fibra, por lo que tiene propiedades digestivas y es relajantes.


Con el pasar del tiempo las personas han ido conociendo el té de lechuga, debido a que se utiliza para tratar ciertas afecciones y mantener un buen estado de salud, gracias a sus propiedades relajantes.

Asimismo, el té de lechuga contiene flavonoides, los cuales son pigmentos presentes en los alimentos, específicamente en los vegetales, cuya función es proteger al organismo de los daños ocasionados por sustancias oxidantes.

Además, tiene propiedades diuréticas, por lo que facilita la expulsión de líquidos del organismo. De igual forma, al ser considerado un sedante y tiene propiedades analgésicas. Su contenido calórico es bajo y tiene un alto contenido en fibra, por lo que tiene propiedades digestivas y es saciante.

¿Para que sirve el té lechuga?

1. Combate el insomnio: Gracias a sus propiedades sedantes se podrá conciliar el sueño de manera más fácil, si se consume justo antes de ir a dormir.

2. Ayuda a adelgazar: Debido a su bajo contenido calórico y a su composición en fibra, puede ayudar significativamente a la disminución del peso, siempre y cuando este sea complemento de una dieta saludable y se realice ejercicio frecuentemente. Además, disminuye el apetito.

3. Ayuda a retrasar el envejecimiento: los flavonoides que contiene el té de lechuga, luchan contra los radicales libres, por tal motivo dicho té es capaz de retrasar el envejecimiento, por lo que consumir este té ayudará a verse joven durante un tiempo prologando.

4. Limpia el cuerpo: El té de lechuga ayuda a limpiar el organismo. Asimismo, trata la obesidad, la celulitis y la cistitis gracias a sus propiedades diuréticas.

5. Mejora el sistema respiratorio: Consumir té de lucha es recomendable para las personas que padecen bronquitis, tos, asma y mejora los síntomas que aparecen con esta patologías.

6. Mejora la circulación: El té de lechuga es un aliado perfecto para mejorar la circulación de la sangre, y así, prevenir afecciones como varices, piernas cansadas y edemas, así como enfermedades como un ictus, infartos o formaciones de coágulos.

7. Se recomienda para diabéticos: Esto sucede debido a que disminuye el azúcar en sangre gracias a sus propiedades diuréticas y además no contiene azúcar en su composición.

8. Mejora las digestiones: Como es muy fácil de digerir, es muy beneficioso para el sistema digestivo. Por eso, se recomienda tomar para dolores estomacales y flatulencias.

9. Alivia dolores menstruales: Debido a sus propiedades relajantes y calmantes, pueden ayudar a relajar los músculos y disminuir los síntomas premenstruales y menstruales.

10. Calma los nervios: Gracias a sus propiedades relajantes y sedantes, se puede utilizar para calmar la ansiedad y los nervios.

¿Cómo preparar el té de lechuga?

Ingredientes

Para preparar el té de lechuga se necesita:

  • Unas pocas pocas hojas de lechuga.
  • 1 litro de agua.

Pasos

  • Calentar el litro de agua hasta que entre en estado de ebullición.
  • Mientras el agua se esté calentando quitar las hojas de la lechuga, ya que es en ellas donde se encuentran todas las propiedades alimenticias.
  • Cortar las hojas con un cuchillo en partes pequeñas.
  • Cuando el agua esté hirviendo, añadir las hojas y dejarlas junto al agua hirviendo por 10 minutos.
  • Pasados 10 minutos retirar el agua del fuego y esperar otros 10 minutos para que repose y se enfríe un poco.
  • Para terminar colar el agua y acto seguido ingerir este saludable té.
  • Se puede guarda el té sobrante en la nevera por un máximo de tres días.

Efectos secundarios de tomar té de lechuga seguido

  • Consumir té de lechuga en exceso, podría producir diarrea, ya que sería una gran cantidad de agua.
  • Puede provocar gases si se consume en exceso, lo que provocará hinchazón abdominal y dolores.
  • Debido a que tiene propiedades diuréticas, si se consume más cantidad de lechuga en un día que la recomendada, podría disminuir el potasio en el cuerpo. Por lo que si esto sucede, se podría experimentar cansancio, fatiga y debilitamiento de los músculos.