logo_defecto

Noemí Sanín y Ernesto Samper, quienes fueron íntimos amigos y que no se tratan desde el proceso 8.000, se encontraron en un avión rumbo a Madrid. Los dos estaban en primera clase, donde no había mucha gente y era difícil evitarse. Después de algunas horas de vuelo, coincidencialmente se encontraron en el corredor, donde ella lo saludó extendiéndole la mano y cruzaron unas pocas palabras. Al llegar al aeropuerto de Barajas a ella se le perdieron las maletas y él, caballerosamente, no la desamparó hasta que se solucionó el problema. Esa actitud lo hizo merecedor a un beso de despedida.

2002-10-20

Otros Confidenciales

CORONAVIRUS

¿Qué tan probable es contagiarse en un bus?

Científicos de la Universidad de Southampton, en Reino Unido, calcularon las posibilidades de contraer la covid-19 en un medio de transporte masivo si se sienta al lado, detrás o a unas filas de un pasajero con la enfermedad.