Home

Deportes

Artículo

- Foto: Dimayor

fútbol

Asamblea de la Dimayor: no habrá descenso en 2020 y aún no se define la sede

Se decidió que el calendario para el descenso será el mismo de Europa y que la sede depende de lo que acepte el Gobierno nacional.

En la primera Asamblea de la Dimayor con el nuevo presidente Fernando Jaramillo se tomaron varias decisiones con respecto a la competencia, que se ha visto afectada por la pandemia del coronavirus.

Uno de los puntos clave que faltaba por definir era el descenso, con el que se tomó una decisión salomónica de postergar la definición hasta mayo de 2021 para permitir que los equipos que están disputando estos puestos tengan los partidos inicialmente pactados.

Se aprobó la reforma de los numerales 29 y 30 del artículo 5 de los Estatutos de la entidad. De otro lado, con relación al descenso y ascenso, la asamblea decidió que se llevarán a cabo al finalizar las competencias del primer semestre del año 2021, con la intención de garantizar la misma cantidad de partidos pactados inicialmente, cuando se estipuló el campeonato que se desarrollaría para este año”, explicó la Dimayor en un comunicado.

La votación frente a este tema habría sido muy dividida, con 19 votos a favor y 17 en contra, según manifestó un dirigente consultado por el "Gol Caracol".

Además, el presidente de la entidad, Fernando Jaramillo, presentó un informe sobre los avances y el balance de las reuniones que ha sostenido para el regreso del Fútbol Profesional Colombiano.

Sin embargo, no se tomó ninguna decisión frente al tema de sedes y fecha de inicio, teniendo en cuenta que la última palabra la tiene el Gobierno nacional, por medio del Ministerio de Salud.

Lo que se avanzó fue que se realizó una reforma estatutaria para permitir la modificación del torneo y facilitar la toma de decisiones con respecto a la fecha y el formato de la competencia.

Actualmente, la postura del Gobierno es que el campeonato se desarrolle en una sola región en la que haya bajo índice de covid-19, pero esto ha tenido resistencia de parte de algunos clubes por los costos económicos y de algunos jugadores que han manifestado no estar dispuestos a jugar durante tres meses separados de su familia.

Esta semana hubo una reunión entre Dimayor, Federación Colombiana de Fútbol y los Ministerios de Salud y del Deporte, en los que se sentaron las posiciones y los dirigentes solicitaron que se adelanten las fases 4 y 5 del protocolo, que consisten en entrenamientos grupales e inicio de la competencia.

Se espera que en menos de una semana se defina todo lo referente al torneo, que tiene como fecha planteada para su inicio el 29 de agosto.

Finalmente, se definió que se realice una junta para definir lo referente a la Liga Femenina, que es una obligación para la entidad, teniendo en cuenta que el Gobierno nacional está aportando 1.500 millones de pesos para su desarrollo este año.

“Se asumió el compromiso de citar una Junta de Competencia lo antes posible para definir los aspectos necesarios con el fin de poner en marcha la Liga Femenina Dimayor. Desde la administración y los clubes afiliados a la máxima organización futbolera profesional del país, reiteramos el compromiso en la ejecución de ese campeonato”, agrega la entidad.