Home

Deportes

Artículo

Irene Paredes y Álvaro Morata. Foto: Getty Images
La defensa Irene Paredes se mostró conforme con la decisión. - Foto: Getty Images

deportes

Un mensaje para el mundo: selecciones masculina y femenina de España ganarán lo mismo

La federación de fútbol de ese país confirmó el acuerdo histórico.

La Real Federación Española de Fútbol (RFEF) y la selección absoluta femenina firmaron este martes un acuerdo histórico por el que las internacionales españolas alcanzan la igualdad con el combinado nacional masculino en lo referente a temas como las primas y a los derechos de imagen.

El acuerdo, que tiene una duración inicial de cinco años, fue firmado en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas (Madrid) por el presidente de la RFEF, Luis Rubiales, y por la central del FC Barcelona Irene Paredes, primera capitana de la ‘Roja’, con la presencia de Amanda Gutiérrez, presidenta del sindicato Futpro, aunque también hubo representantes federativos y de la AFE y Futbolistas ON.

A través de lo firmado, las dos selecciones absolutas tendrán igualmente las mismas condiciones económicas en las concentraciones y los mismos criterios de reparto de los premios provenientes de la Uefa y la Fifa, y además se mejorarán las condiciones de desplazamientos y viajes.

Es un día muy importante. Las negociaciones han sido largas, pero finalmente han sido fructíferas y con un acuerdo que es vanguardia y que está en la cúspide a nivel europeo”, celebró Rubiales, que puntualizó que las internacionales pidieron ser “asesoradas” tanto por Amanda Gutiérrez como por Reyes Bellver, abogada especialista en Derecho Deportivo, lo que supuso una “novedad porque siempre suelen ser una cosa directa con los capitanes o capitanas”.

El dirigente indicó que las jugadoras van a gozar de “un adelanto de las primas, igual que con el equipo masculino”, y que el acuerdo consta de “dos partes, uno de primas y otro de derechos de imagen”. En cuanto a la primera, sin dar cifras, señaló que serán “con carácter porcentual”, pero que contarán “con un factor corrector de discriminación positiva porque el dinero que llega de las primas al equipo femenino es inferior que al masculino”. “Porcentualmente, las chicas salen más beneficiadas y creo que es más justo”, advirtió.

Sobre los derechos de imagen, recalcó que cuando fue nombrado presidente de la RFEF en 2018 se dieron cuenta que el combinado femenino no estaba en igualdad con el masculino y que era algo a lo que “había que poner fin”.

En el Mundial de Francia ya tuvieron una cantidad, pero empieza a mejorar desde este año y con carácter retroactivo en un 20 por ciento y hasta un 80 en el 2027. Además, se mantienen premios especiales por derechos de imagen para momentos especiales como clasificaciones para una fase final y de todos los patrocinios que lleguen a la RFEF van a tener un porcentaje, el reparto ya es cosa de ellas. Es difícil encontrar un acuerdo tan completo y que mejore tanto, les agradecemos que hayan confiado en nosotros”, sentenció.

“Un proceso largo”

Por su parte, Irene Paredes también calificó el día como “histórico” y dio las gracias “en nombre de todas las jugadoras” a la RFEF y a Rubiales “por su predisposición y esfuerzo para llegar a un acuerdo tan importante y demostrar con hechos que se quiere seguir empujando hacia lo alto al equipo”.

“Ha sido un proceso largo y lo veíamos complicado, pero este acuerdo de tal magnitud refuerza el compromiso y nos mejoran las condiciones para realizar lo que mejor sabemos hacer de la mejor manera posible y para que se vea recompensado el punto de desarrollo en el que está el fútbol femenino”, añadió la central, que dio las gracias a Futpro “por el asesoramiento” y a Reyes Bellver, “que ha sido clave en esta negociación”.

Finalmente, Amanda Gutiérrez se congratuló de una “noticia histórica para el fútbol femenino” y mostró su “sincero agradecimiento” a la RFEF y su presidente por su “predisposición para alcanzar este acuerdo tan importante y demostrar con hechos que su interés es que el fútbol femenino siga creciendo”.

Con información de Europa Press.