Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/10/2014 11:00:00 AM

¿De dónde vienen los genitales?

Científicos en EE. UU. buscan el origen de las estructuras que forman los penes y las vaginas.

De dónde vienen los penes Embrión de pollo.
Los investigadores en biología y genética rastrean el origen de las partes del cuerpo para entender los procesos evolutivos y para prevenir malformaciones o enfermedades. Pero según cuentan los miembros de dos grupos de investigación en Estados Unidos, hasta ahora se había prestado poca atención a las células del embrión que dan origen al pene o la vagina en animales y humanos.

En un artículo publicado en el portal de la revista Popular Science, se explica que los embriones de ratón tienen una estructura conocida como cloaca, desde donde se envían señales químicas al brote de la cola. Algunas de las células de este brote se encargan de formar el tubérculo genital, que más tarde se convierte en el pene o el clítoris. En los humanos, el brote es un vestigio evolutivo, y por eso la cola desaparece antes de la formación del feto.

Mientras un grupo de científicos de Estados Unidos y Francia estudió los embriones de ratones, polluelos y serpientes, dos investigadores de la Universidad de Florida se enfocaron en las células y genes de los progenitores que parecen dar origen al tubérculo genital.

“El tubérculo genital se compone de dos compartimentos de linaje restringido derivados de los lados izquierdo y derecho del embrión”, explican investigadores de la Universidad de Florida.

Martin Cohn, biólogo de esta institución, le explicó a Popular Science que si lograran identificar las células de los progenitores que forman esta estructura en el embrión, podrían rastrear los genes que se activan cuando hay una malformación genital. Los investigadores afirman que estas anomalías ocurren en uno de cada 250 nacimientos.

Además, las investigaciones que comparan el desarrollo de los genitales en distintas especies ayudan a entender la evolución. Animales como las tortugas, las lagartijas, las serpientes o los cocodrilos tienen hemipenes, que funcionan como toboganes para la esperma. Los científicos todavía buscan establecer por qué existe tal diversidad de aparatos reproductivos.

Vea aquí el artículo de Popular Science.

Vea aquí los artículos publicados en la revista Nature y en Scientific Reports.

Para leer más artículos sobre investigación y avances de la ciencia, siga nuestro perfil en Twitter: @SemanaEd.

VIDEOS MÁS VISTOS

  • Las razones por las que los estudiantes continúan marchando

    Las razones por las que los estudiantes continúan marchando

    close
  • Los mitos más populares de la ciencia

    Los mitos más populares de la ciencia

    close
  • "Nos hicieron un gran daño", organizador del concierto de Marduk

    "Nos hicieron un gran daño", organizador del concierto de Marduk

    close
  • ¿Cuánta agua subterránea hay en el mundo?

    ¿Cuánta agua subterránea hay en el mundo?

    close
  • Las penas de amor y del trabajo sí afectan su corazón

    Las penas de amor y del trabajo sí afectan su corazón

    close
MÁS VIDEOS

EDICIÓN 1902

PORTADA

Memorias de medio siglo

Enrique Santos Calderón cuenta las últimas cinco décadas en Colombia a través de su papel en el movimiento estudiantil de los sesenta, su militancia en la izquierda en los setenta, su pluma en ‘Contraescape’, su oficialismo como director de ‘El Tiempo’ y su relación con el hermano-presidente.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1902

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.