Home

Finanzas

Artículo

Consumo de energía
Es clave contar con elementos que cumplan con condiciones de calidad y estén diseñados para los requerimientos de la red. - Foto: Getty Images/iStockphoto

macroeconomía

Que la Navidad no se convierta en un dolor de cabeza por un corto circuito o el recibo de luz

Es clave contar con elementos que cumplan con condiciones de calidad y estén diseñados para los requerimientos de la red.

Con la Navidad y Año Nuevo llegan la familia, la alegría, las reuniones, los reencuentros y los amigos, pero también es una época que toca tener cuidado en lo referente a la energía, a las tarifas y al cuidado que hay que tener con las instalaciones eléctricas.

Es que en estas fechas de árboles y luces navideñas, según Orlando Polo, gerente de servicio técnico de Pavco Wavin, se puede presentar un corto circuito, “una falla en la línea eléctrica que puede desencadenar en consecuencias muy peligrosas si no se actúa a tiempo, o si no se cuenta con sistemas de seguridad adecuados”.

Explica que “esto puede deberse a sobrecargas en el sistema, por daños en los conectores de la red o por afectaciones en los electrodomésticos o aparatos eléctricos que se conectan a la red. Para evitar cortocircuitos en los hogares, es necesario tener en cuenta una serie de precauciones”.

A evitarlo

Por tal motivo, es clave contar con elementos que cumplan con condiciones de calidad y estén diseñados para los requerimientos de la red. Las instalaciones eléctricas requieren materiales especiales, no inflamables y resistentes, ya que de esta manera se garantizará que la energía fluya según se requiera.

Un elemento que no cumpla con dichas características puede generar cortocircuitos y daños graves en la propiedad en donde se instalen.

En ese orden de ideas, para evitar un cortocircuito en los hogares y aumentos en los recibos de la luz, Polo dio algunos consejos.

Por un lado, dijo que hay que evitar que cables y enchufes entren en contacto con agua o líquidos y hay que desconectar los aparatos eléctricos que no se estén utilizando.

También verificar el voltaje de la conexión de los aparatos que se vayan a usar y su compatibilidad, ya que se pueden generar cortos o daños en los mismos; no hay que situar aparatos eléctricos, extensiones, elementos decorativos que requieran conexión eléctrica en baños, duchas, piscinas, o en donde se tengan cercanía con agua o líquidos, incluso la lluvia.

Además, es importante utilizar los elementos decorativos y aparatos eléctricos siguiendo las recomendaciones del fabricante; mantener los cables de los aparatos en buen estado y cambiar aquellos que nos estén en perfectas condiciones; ubicar los tomacorrientes lejos de elementos inflamables o combustibles.

Otros consejos

Igualmente, según el experto, hay que evitar utilizar “enchufes pulpo”, que permiten que muchos cables se conecten en un único enchufe; hay que verificar el estado y funcionamiento de los fusibles en las viviendas.

Además, algunas actividades como empalmes o reparaciones requieren un conocimiento específico y los elementos de seguridad. Por seguridad hay que evaluar que se tienen todos los elementos y condiciones necesarios para realizar dichas actividades, ya que se pueden causar daños graves al interior de la vivienda o generar un accidente.

En caso de que se presente un cortocircuito, acuda al cuadro eléctrico que normalmente se sitúa en las zonas de lavandería o en el interior de la vivienda junto a la entrada principal. No manipule fusibles porque existe riesgo de descarga. Identifique si algún interruptor se ha desconectado y localice su ubicación en la casa.

Si a pesar de identificar la posible causa del cortocircuito se siguen generando saltos en los interruptores, lo mejor es contactar a un electricista de inmediato.

Igualmente, es clave hablar con los niños pequeños acerca de los riesgos de manipular accesorios y cables eléctricos, así como manipular los tomacorrientes y es preferiblemente utilicé protectores plásticos.

Agregó Polo que “un aspecto fundamental que reduce la posibilidad de cortocircuitos y daños en el sistema eléctrico, es que los cables estén protegidos y libres de contacto con agentes externos. Para ello, es necesario contar con un material resistente a altas temperaturas, impacto, corrosión, y que a su vez sea hermético y flexible para poder generar instalaciones eléctricas en espacios reducidos dentro de la edificación. Es por ello que la tubería PVC es una opción para conducir cableados eléctricos”.

Los electrodomésticos

Por otra parte, como declaró Iván Zepeda, vicepresidente corporativo de mabe para la región Andina, con los aumentos en las tarifas de energía que se han realizado en el país, el ahorro de energía se ha convertido en parte primordial al comprar electrodomésticos, no solo para disminuir el valor del consumo, sino también para cuidar al medio ambiente.

Explicó que una característica que va de la mano con el ahorro de agua, especialmente en el caso de las lavadoras o centros de lavado.

Incluso, agregó que “identificamos que la tecnología y el diseño juegan un papel fundamental en los hogares. Los usuarios buscan controlar sus aparatos a través del celular y que estos luzcan en su hogar. Incluso, luego de la pandemia por COVID-19 las personas también han optado por productos que eliminen bacterias para prevenir enfermedades y cuidar su salud”.