mundo

“Haremos que sientan una crisis de seguridad masiva cada minuto”: la nueva amenaza de Corea del Norte a Corea del Sur y EE. UU.

Así lo señaló en un comunicado el jefe del norcoreano del Departamento de Frente Unido, encargado de gestionar las relaciones con Corea del Sur, Kim Yong Chol.


Pyongyang amenazó este miércoles a Seúl con una “gran crisis de seguridad” por las maniobras militares que llevará junto a Washington, las cuales está previstas para la próxima semana si bien ya se han iniciado los entrenamientos.

Así lo ha expresado en un comunicado el jefe del norcoreano Departamento de Frente Unido, encargado de gestionar las relaciones con Corea del Sur, Kim Yong Chol, quien ha criticado que las autoridades surcoreanas hayan “rechazado la oportunidad de un cambio” y la “estabilidad en la península” con la “locura de realizar otro ejercicio de guerra”.

“Las autoridades surcoreanas han demostrado esta vez, sin excusas, que la paz y la confianza que habitualmente reclaman no es más que un juego de palabras”, ha afeado Chol, quien ha agregado que con su participación en las maniobras, Seúl “considera a Pyongyang como un enemigo”.

Lamentó que Corea del Sur haga “caso omiso” a los “consejos” del Norte y haya elegido “el camino de la alianza con potencias extranjeras en lugar de la armonía con su propio pueblo”, así como “la escalada de tensiones en lugar de la relación” y “la confrontación en vez de la mejora de las relaciones”.

Chol ha incidido que ante la postura de Seúl, Pyongyang tiene que tomar “una decisión más clara”, por lo que ha advertido de que dejará “sentir” a Corea del Sur “cuán peligrosas fueron las decisiones que han tomado” y “cuán cerca están de una gran crisis de seguridad”.

“Debemos asegurarnos de que conozcan el precio por responder con actos hostiles a nuestra buena voluntad y desperdiciar la oportunidad de mejorar las relaciones intercoreanas”, agregó, tras sentenciar que mientras Corea del Sur y Estados Unidos opten “por la confrontación” con Pyongyang, no hay “otra opción”.

Al respecto, el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, dijo en la víspera que las maniobras militares junto a Corea del Sur “son de naturaleza puramente defensiva”.

“Hemos señalado ese punto en repetidas ocasiones y es muy importante”, ha agregado, para defender que Washington “no alberga ninguna intención hostil hacia Corea del Norte”.

“Como hemos dicho en las últimas semanas, apoyamos el diálogo intercoreano. Apoyamos el compromiso intercoreano y continuaremos trabajando con nuestros socios de Seúl con ese fin”, aseguró.

Hermana de Kim Jong-un arremete en contra Corea del Sur y EE.UU.

Kim Yo Jong, la influyente hermana del líder norcoreano Kim Jong Un, fustigó, en la víspera la actitud “pérfida” de Seúl con motivo de los ejercicios militares conjuntos entre Corea del Sur y Estados Unidos, advirtiéndoles que se exponen a fuertes amenazas de seguridad.

Kim Yo Jong, una de las asesoras más cercanas de su hermano, denunció los ejercicios militares “peligrosos” que realizan conjuntamente Seúl y Washington este mes, y que Pyongyang considera que se trata de un ensayo de invasión al Norte.

“Aprovecho esta oportunidad para manifestar mi profundo pesar sobre el trato pérfido de las autoridades surcoreanas”, dijo en una declaración publicada por la agencia de prensa oficial norcoreana KCNA.

Con estas maniobras militares, Seúl y Washington “harán seguramente frente a mayores amenazas de seguridad”: Kim Yo Jong, la influyente hermana del líder norcoreano Kim Jong Un /Foto: archivo SEMANA
Con estas maniobras militares, Seúl y Washington “harán seguramente frente a mayores amenazas de seguridad”: Kim Yo Jong, la influyente hermana del líder norcoreano Kim Jong Un /Foto: archivo SEMANA - Foto: 2020 Planet Labs Inc. vía AP

Los ejércitos surcoreano y estadounidense iniciaron en la víspera entrenamientos preliminares previos a sus ejercicios anuales de verano la semana próxima.

Con estas maniobras militares, Seúl y Washington “harán seguramente frente a mayores amenazas de seguridad”, advirtió, antes de agregar que el Norte reforzará sus capacidad de defensa y de bombardeos preventivos.

Las declaraciones de Kim Yo Jong tuvieron lugar pese al deshielo inesperado en la península coreana a raíz de una serie de cartas personales intercambiadas entre su hermano y el presidente surcoreano Moon Jae-in.

Las dos partes restablecieron el mes pasado la comunicación interrumpida desde hace más de un año, en un intento de los dirigentes de trabajar para mejorar sus relaciones.

Seúl y Washington son aliados por tratados. Estados Unidos tiene 28.500 tropas en Corea del Sur para defender al país de su vecino del norte que posee armas nucleares.

Con el fin de facilitar las negociaciones sobre el dosier nuclear con Corea del Norte, ya han reducido el alcance de sus ejercicios militares conjuntos anuales.

El presidente surcoreano fue el facilitador de la primera cumbre entre Corea del Norte y un presidente estadounidense en ejercicio, en Singapur en 2018.

Pero el Norte rompió de nuevo el contacto con Seúl tras el fracaso de la segunda cumbre entre Kim y el presidente estadounidense de entonces, Donald Trump, en Hanói, dejando las negociaciones nucleares en punto muerto.

Ante los ejercicios militares, yongyang no ha contestado a las llamadas telefónicas de Corea del Sur en los últimos dos días, según informó la agencia surcoreana Yonhap.

Con información de Europa Press y AFP