mundo

Hijo de Joe Biden sería investigado a solicitud de congresistas republicanos

Hunter Biden es acusado por sus detractores de supuesta participación en lavado de dinero, evasión de impuestos y lobby extranjero.


El conflicto entre Rusia y Ucrania, el cual inició el pasado 24 de febrero cuando el presidente ruso, Vladimir Putin, tomó la decisión de invadir al país vecino, ha dado de qué hablar también en Estados Unidos, luego de que se reviviera un escándalo en la Casa Blanca, por cuenta de los negocios supuestamente ilícitos que Hunter Biden, hijo del presidente Joe Biden, tendría con los gobiernos de las dos naciones en conflicto.

Por medio de una carta enviada a la oficina oval (despacho presidencial), 14 congresistas republicanos solicitaron reabrir la investigación que existe en contra de Hunter por presuntos negocios con gobiernos extranjeros. Cabe recordar que estas acciones se habrían dado durante el gobierno del expresidente Barack Obama, en el que Joe Biden ofició como vicepresidente de la nación norteamericana.

Para los parlamentarios republicanos es raro que, aún sin ser funcionario del Gobierno estadounidense, Rusia incluyera a Hunter Biden en la lista de personas sancionadas, creada en contra de la Administración de su padre.

El hijo del presidente es acusado por sus contradictores de supuesto lavado de dinero, evasión de impuestos y lobby extranjero. Además, lo involucran en presuntas regulaciones sobre armas de fuego.

“Revelen lo que tengan de Hunter Biden”

Uno de los críticos más acérrimos de Hunter Biden es el expresidente de los Estados Unidos, Donald Trump, quien hace algunos días invitó al presidente de Rusia a revelar cualquier información comprometedora que pueda tener contra Hunter, hijo del líder estadounidense Joe Biden.

El expresidente republicano volvió sobre acusaciones que repitió durante su campaña infructuosa contra Biden en las elecciones de 2020. En un pedazo de la entrevista transmitida el 29 de marzo por el programa Just the News, Trump reclamó que la esposa del alcalde de Moscú le entregó 3,5 millones de dólares a Hunter Biden.

“Eso es mucho dinero”, dijo. “Ahora pensaría que Putin podría saber la respuesta de eso. Creo que debería revelarla (…). Creo que debemos saber esa respuesta”, añadió.

Cabe recordar que Trump fue acusado por la Cámara de Representantes en 2019 de tratar de presionar al presidente ucraniano Volodímir Zelenski para revelar lo que, según él, era información comprometedora sobre el hijo de Biden, quien trabajó alguna vez para una compañía de energía ucraniana.

En su campaña electoral ganadora de 2016, Trump hizo un llamado público a Moscú para que encontrara correos electrónicos faltantes de su rival demócrata Hillary Clinton.

“Rusia, si estás escuchando, espero que puedas encontrar los 30.000 correos electrónicos que faltan, creo que probablemente serás fuertemente recompensado por nuestra prensa”, dijo Trump en una conferencia en julio de 2016.

“No queremos terminar el contacto con Estados Unidos”

Frente a este caso, el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, aseguró que las sanciones impuestas contra Estados Unidos y especialmente contra el presidente, Joe Biden, no implican una negativa a mantener contactos y negociaciones.

“De ser necesario, estos contactos pueden reanudarse. La imposición de sanciones no implica que se descarten”, ha aseverado Peskov durante una rueda de prensa, ha informado la agencia Interfax.

Así, ha explicado que las sanciones en cuestión han sido previamente acordadas con el presidente ruso que las ha considerado pertinentes. “Ciertamente esto cuenta con su aprobación”, ha dicho.

Sin embargo, ha confirmado que Putin y Biden no han mantenido conversaciones últimamente. “No se han comunicado”, ha matizado un día después de que Moscú anunciara la imposición de sanciones contra Biden y otros altos cargos del gobierno, como el secretario de Estado, Antony Blinken.

Según un comunicado del Ministerio de Exteriores ruso, entre los sancionados figuran también el secretario de Defensa, Lloyd Austin; el jefe del Estado Mayor Conjunto, Mark Milley; el asesor de Seguridad Nacional, Jake Sullivan; el director de la CIA, William Burns; la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, y la excandidata presidencial Hillary Clinton, entre otros.

La cartera de Exteriores rusa ha señalado que la medida se ha tomado “en respuesta a una serie de sanciones sin precedentes que prohíben, entre otras cosas, la entrada a Estados Unidos de altos funcionarios de Rusia”.

Por su parte, Estados Unidos, en coordinación con sus socios, ha impuesto una serie de sanciones a Rusia en respuesta a la invasión de Ucrania, entre las que figura un veto a la importación del petróleo ruso o de otros productos, como el vodka. También ha restringido las relaciones comerciales con el país euroasiático.

*Con información de AFP y Europa Press.