Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 7/12/2019 10:13:00 AM

Andrés Felipe Arias extraditado. ¿Y ahora qué viene?

El exministro de Agricultura perdió su batalla judicial en Estados Unidos. El país no le otorgó asilo y lo envió de regreso al país a cumplir su condena por Agro Ingreso Seguro. Estas son las consecuencias políticas y judiciales que se vienen.

Andrés Felipe Arias es extraditado desde Estados Unidos El caso de Arias pone en una encrucijada al gobierno de Iván Duque. Foto: Guillermo Torres // SEMANA

Después de dar una dura batalla en Estados Unidos para esquivar su extradición a Colombia, Andrés Felipe Arias regresó al país. La imagen del exministro bajándose de un avión para ser trasladado a una cárcel era quizás uno de los temores más grandes del uribismo. Durante varios años, liderados por el mismo expresidente Uribe, esa corriente política defendió a Arias y describió su caso como una "persecución judicial". Esa causa, que reunía a decenas de personas de esa colectividad, tuvo su fin este viernes a las 8 de la mañana cuando en Catam aterrizó un avión con el exministro.  

Le recomedamos: La entrevista en la que Andrés Felipe Arias dijo que las Farc pidieron su extradición

Arias había perdido hace unos días su última esperanza. La corte de apelaciones de Atlanta rechazó el pasado lunes la apelación que había interpuesto su defensa. En su pronunciamiento indicó que sí existe tratado de extradición entre Colombia y Estados Unidos, y dejó en manos del Departamento de Estado la decisión final. Como ese organismo ya se había pronunciado sobre el caso, era claro que el exministro no tenía un segundo chance. 

De acuerdo con Migración Colombia, Arias llegó al país a las 8:20 de la mañana de este viernes a un hangar de la Policía Nacional, en un vuelo chárter. El exministro venía escoltado por un grupo de Marshals de Estados Unidos y tras realizarse el procedimiento de control migratorio y la verificación correspondiente, "quedó a disposición de las autoridades correspondientes". Se espera que su caso llegue a un juez de ejecución de penas. A diferencia de otros procesos de extradición, como el de David Murcia Guzmán hace unas semanas, en el caso de Arias no se permitió tomar fotografías del momento en el que el exministro pisó suelo colombiano. 

Con su llegada se ponía fin a una de las historias con más vericuetos en el sistema judicial colombiano. La investigación por cuenta de las irregularidades en el programa de Agro Ingreso Seguro lo puso tras las rejas. Hasta ese momento, Arias era uno de los ministros estrella del gobierno de la seguridad democrática y el candidato con más chance de suceder a su jefe. Le decían precisamente "uribito" por cuenta del parecido y el favoritismo que tenía el expresidente Uribe por él. Finalmente, Arias perdió la oportunidad de ser candidato frente a Noemí Sanín, quien le ganó en la consulta interna. 

Puede interesarle: Extradición de Arias: Duque entre la espada y la pared

Sin embargo, los enredos de ese programa lo sacaron de la contienda política definitivamente y lo pusieron tras las rejas. El programa buscaba darle subsidios a los empresarios del campo que en ese momento tenían que enfrentarse al Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos. El fin era positivo, pero en su ejecución, los terratenientes, en especial de la Costa, fraccionaron los predios para poder tener más dinero. La exreina Valerie Domínguez, quien era novia de Juan Manuel Dávila, firmó una de esas solicitudes y terminó también en líos judiciales. 

En video: Así llegó Andrés Felipe Arias hasta la extradición:

Cuando la investigación apenas comenzaba, Arias fue capturado. Su caso generó una enorme reflexión sobre los excesos de la detención preventiva. Las imágenes de él en las audiencias, abrazado a su esposa Catalina Serrano, generaron una ola de solidaridad, incluso en sus opositores políticos, que pedían que se le respetara el derecho a estar en libertad, mientras no fuera condenado.  Como el exministro había cumplido siempre a sus citas con la justicia, la Corte Suprema decidió darle ese chance. Poco tiempo después, Arias decidió fugarse, argumentando que no tenía garantías en Colombia. 

Ya fugado, el exministro fue condenado por la Corte Suprema de Justicia de Colombia por cuenta del escándalo de Agro Ingreso Seguro en 2014. El fallo fue emblemático: 17 años de cárcel y más de 30 mil millones de multa. El funcionario fue capturado y estuvo recluido en la Escuela de Caballería. Los primeros años, Arias estuvo libre en la Florida y logró tener un bajo perfil al lado de su esposa, Catalina Serrano y de sus dos hijos pequeños. Sin embargo, la cancillería tramitó la orden de extradición, pedida por la Corte Suprema de Justicia, y Arias fue capturado en ese país. Desde ese momento, el exministro se jugó dos cartas: la del asilo político y la de que en Colombia no existía un tratado de extradición con Estados Unidos. Ninguna le funcionó. 

Le sugerimos: Uribe: "Profundo dolor por Arias; extraditado porque Gobierno Santos mintió diciendo que hay tratado"

Sin embargo, Arias podría tener una última oportunidad en Colombia: la doble instancia. Cuando fue condenado en 2014, los aforados como él solo tenían un chance ante la justicia. El sistema preveía una única instancia ante la Corte Suprema. Una sentencia de la Corte Constitucional obligó al país a crear la segunda instancia y el nuevo sistema comenzó a regir en enero de 2018. La orden, sin embargo, no aplica para condenas proferidas antes de 2018. El Comité de Derechos Humanos ya estableció que esa exclusión atenta contra los derechos del exministro. 

El uribismo seguramente se la jugará por tramitar la ley que le permitiría a Arias tener una segunda revisión de su caso en la Corte Suprema. Si esto sucediera, un fallo podría rebajar su pena y con el tiempo que ya ha pasado en prisión, podría quedar libre muy pronto. El exministro también podría hacer valer algunas rebajas que tiene el sistema judicial colombiano. Se sabe, por ejemplo, que en el tiempo que ha estado en prisión, Andrés Felipe Arias comenzó a escribir dos libros. El primero es una novela histórica sobre Germanicus, el reconocido general romano. En esa tarea lo ha ayudado la escritora María Cristina Restrepo. El segundo no está tan avanzado, pero será muy jugoso. En la cárcel en Miami, Arias ha compartido tiempo con personajes como el exfiscal anticorrupción Luis Gustavo Moreno, el loco Barrera, Macaco, Gordo Lindo, Cuco Vanoy y Don Berna. Ha recopilado un anecdotario sobre ellos que, cuando se publique dará mucho de qué hablar. Y que podría quitarle algunos años de cárcel, pues es uno de los beneficios que tiene el sistema penal para los reos.

En video: Cuando Duque decía que Andrés Felipe Arias era excesivamente perseguido:

Su llegada al país pone en una enorme encrucijada al presidente Duque. Se espera qué pronunciamiento hará el presidente: si rechaza su extradición y se enfrenta así a las altas cortes o si respalda a las instituciones y se enfrenta a su propia casa política. Con Arias en la cárcel, el Gobierno tiene la posibilidad de irse lanza en ristre de nuevo contra el proceso de paz por la paradoja que representa tener a Santrich fugado y a uno de los alfiles del uribismo en prisión. Pero tomar esta vía no necesariamente es la más fácil para la Casa de Nariño. 

EDICIÓN 1951

PORTADA

Elecciones bajo fuego

Tres candidatos a alcaldías asesinados, cuatro a concejos, más de 40 amenazados y 402 municipios en riesgo de sufrir episodios de violencia política forman la antesala de las elecciones de octubre. ¿Qué está pasando?

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1951

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.