nación

Crueldad: Así es el tráfico de animales en Semana Santa

En las últimas horas fueron capturadas 21 personas que hacían parte de redes dedicadas al contrabando de fauna silvestre.


Encerrados en jaulas y guacales plásticos, así fueron descubiertas más de 1.000 especies diferentes de fauna silvestre que tenían listos los delincuentes para comercializar en el mercado ilegal en diferentes regiones del país.

“En un trabajo coordinado con la Fiscalía General de Nación, a través del Grupo Especial para la Lucha contra el Maltrato Animal (Gelma) y las autoridades ambientales de Bogotá, Medellín, Cali, Popayán y Magangué (Bolívar), así como el apoyo de la agencia Fish & Wildlife Service de los Estados Unidos, las autoridades realizaron una de las más grandes operaciones contra el tráfico de fauna silvestre”, indicó la Policía.

Así mismo, indicó que se “logró el desmantelamiento de las estructuras delincuenciales ‘Naturales’ de Bogotá y ‘Libertad’ de Medellín, gracias a la captura de 21 personas en 15 diligencias de allanamiento. En desarrollo de los operativos, se hizo efectiva la incautación de 1.004 especies de fauna silvestre y exótica, que en el mercado criminal iban a ser traficadas por un valor superior al millón de dólares”.

La Policía señaló que, “durante la investigación, que contó con la participación agentes encubiertos virtuales de la Policía, se identificó la forma en la que actuaban estas personas a través de las redes sociales como plataforma para comercializar los especímenes”.

“Las actividades policiales permitieron evitar el tráfico de 510 ejemplares, a través de 18 eventos adicionales relacionados con el envío y el ocultamiento de las especies”, añadió la autoridad policial.

Sobre el modus operandi explicaron los investigadores de la Policía que “los ejemplares de fauna, silvestre, exótica y acuática eran negociados y distribuidos mediante encomiendas aéreas o terrestres, bajo la complicidad de algunos transportadores locales que permitían que se camuflaran los animales en cajas y morrales, sometiendo a los especímenes a prolongados recorridos de maltrato”.

Entre las especies que se encontraron, de acuerdo con las autoridades ambientales, se encuentran especies como salamanquejas, tarántulas, boas, estrellas de mar, corales, camaleones, tortugas y peces de diferentes clases, entre otros ejemplares de aves y mamíferos.

Además, se pudo establecer que estas redes criminales introdujeron al país especies como geckos, lagartos y serpientes para su reproducción y comercialización en Colombia; para otros ejemplares como lagartos y tortugas tenían zoocriaderos en Medellín y Bogotá.

Los capturados durante diligencias simultáneas precisamente en Bogotá, Medellín y Magangué (Bolívar) deben responder ante las autoridades por su presunta responsabilidad en los delitos de aprovechamiento ilícito de los recursos naturales renovables, concierto para delinquir, delitos contra la vida, integridad física y emocional de los animales, y manejo ilícito de especies exóticas.

En lo corrido de 2022, la Policía ha permitido el decomiso de 1.630 aves, 3.284 reptiles y 1.080 mamíferos, para un total de 5.994 especímenes; así como la captura de 1.469 personas por delitos ambientales que afectaron la biodiversidad como activo estratégico de la nación.

Recientemente, La Policía Ambiental y Ecológica y el grupo de Carabineros del Departamento de Policía Casanare, en compañía de Corporinoquia, realizaron la liberación de diferentes especies de fauna silvestre en la reserva natural de la sociedad civil Corozito en el municipio de Maní.

Estas especies fueron incautadas por la Policía Ambiental y las autoridades ambientales de la región en diferentes controles que se realizan en las terminales de transporte público, plazas de mercados y vías públicas donde son comercializados como especies exóticas.

Entre los animales liberados se encuentran: 24 Loros Reales, 6 Guacamayas, 14 Venados, 1 Oso palmero, 76 Morrocoy, 30 Tortugas charapa, 4 Guíos perniceros, 1 Tigrillo, 2 Babillas, 3 Cotorras y 1 Tucán, para un total de 163 especímenes de 15 especies.

“Hacemos un llamado a la ciudadanía a contribuir con la protección del medio ambiente, los ecosistemas naturales y la biodiversidad que estos albergan e invita a denunciar comportamientos o conductas que los puedan afectar”, indicó la Policía.