Home

Nación

Artículo

Las protestas en la ciudad de Cali
Las protestas en la ciudad de Cali - Foto: AFP

nación

Disidencias FARC, ELN y oficinas de cobro estarían financiando los actos violentos en Cali

El director de la Policía reveló en Vicky en SEMANA detalles de las investigaciones sobre los recientes desmanes en la capital del Valle del Cauca y otras regiones del país.

A medida que avanzan los desmanes y la violencia en algunas regiones del país, como en Cali, así mismo los hombres de inteligencia de la Policía han encontrado pistas de quienes estarían detrás de esas acciones.

En entrevista con Vicky en SEMANA, el director de la Policía, general Jorge Luis Vargas, indicó que detrás de esos actos violentos estarían las disidencias de las FARC en casi todos sus niveles, la guerrilla del ELN y posiblemente oficinas de cobro de Cali.

“Hay una violencia muy fuerte, criminal, porque esto es criminal, porque es con armas de fuego y planeación en el territorio, porque lo conocen. Hay varias cosas, movimiento que hemos denunciado, juventudes M-19; especialmente está en seis ciudades con despliegue clandestino, buscan apoyos con el ELN y las disidencias de las FARC, con Iván Mordisco y la Narcotalia. Hay evidencia en computadores incautados a la guerrilla, Movimientos 8 y 9 de Junio del ELN, Movimiento Bolivariano del BV. Con Gentil Duarte han hecho reuniones que ya tenemos documentadas, donde dicen hurten, saquen la gente a la calle y disparen contra la Policía; eso está documentado”, aclaró el director de la Policía..

Agregó que “un grupo que se llama los Escudos Negros, que tienen que ver con M-19, con escudos que dinamizan actividades criminales. Son tres bandas de tráfico de estupefacientes. Vamos a ver si tienen relación con algunas de las oficinas de cobro de Cali, que estarán aportando plata, que están cerca de los sitios de concentración que están en Cali.

Añadió que “hay otras sobre los determinadores de financiación, que vienen desde la frontera y la selva. No indicó nombres por la investigación, pero que están documentadas”.

“Aquí hay varias cosas que se han venido gestando desde el 21 de noviembre con agitación extranjera desde Venezuela y otros países. El año pasado se realizaron capturas por terrorismo y daño en bien ajeno, este año se dieron 14 capturas que fueron dejados en libertad, generaron unión entre delincuencia y agentes criminales, y factor con el 28, pero sí hay nivel de articulación y planeamiento grande”, agregó el general Vargas.

Así mismo, indicó que “están las disidencias de las FARC, el ELN con los camilistas y la financiación de ellos está en el narcotráfico. Pero no son los únicos financiadores, hay otros actores. Yo hablo de criminales y mi trabajo es perseguir criminales, pero se sabrá de los determinadores.

“Llamo a los colombianos a que no se dejen utilizar, tenemos unos entes de control fuertes, nuestro director de inteligencia. Vemos cómo se mueven las plataformas internacionales desde donde vienen mensajes.

Manifestó el director de la Policía que “hay una articulación delincuencial y criminal que la estamos viendo en estos días y que con investigaciones de tiempo atrás se corrobora. El centro cibernético de la Policía atrapó 17 falsas noticias, donde se afecta la imagen institucional; el equipo que caza falsas noticias lo ha encontrado, hay una articulación que quiere generar desinformación”.

“Es un trabajo serio el que se hizo, conozco esa investigación a fondo y respeto a los jueces. Lo único que hago es acompañar al fiscal para que se aclare el caso, hubiésemos querido que llegaran a condenas ejemplarizantes”, señaló el general ante el caso en donde la justicia dejó en libertad a 14 personas implicadas en presuntos casos de vandalismo y por ser los posibles determinadores de estas acciones.

“En este momento estamos en medio de la judicialización de alias “El Barbado”, presunto articulador de actos delincuenciales en Manizales. La denuncia ascendía a 278 millones de pesos y está siendo presentado ante jueces de la República, hay bastante material probatorio”, añadió el alto mando policial.