nación

Tragedia en el Ejército: soldado mata a un compañero por accidente

El hecho ocurrió en el Batallón de Alta Montaña No. 3 del Ejército, en el Valle del Cauca.


Una accidente fatal enluta a una familia colombiana y al Ejército Nacional luego de que un arma de fuego se accionó y le quitó la vida a un uniformado. Jhon Alejandro Obregón Gutiérrez, de 19 años, soldado del Batallón de Alta Montaña No.3, fue muerto por uno de sus compañeros, al parecer de manera accidental, según informó la Tercera Brigada, a la cual pertenece el Batallón ubicado en Buenaventura, Valle.

La Policía del Valle comunicó de manera oficial que la munición que le quitó la vida al soldado Obregón se alojó en una de sus piernas y debido a que no salió de su cuerpo, complicó la herida y al poco tiempo le ocasionó la muerte al soldado. El Ejército se encuentra investigando el trágico accidente, mientras que el soldado acusado está detenido. Al mismo, se le confiscó el arma para comenzar a esclarecer los hechos.

Por estos días, el Ejercito Nacional enfrenta varios casos de violencia dentro de la institución. Otra dramática historia se conoció a través de la madre del joven soldado de 19 años Jean Carlos Trillos, quien se encuentra en estado de coma en el Hospital Universitario de Santander.

Según la versión del Ejército, dada por el coronel Édgar Alberto Rico, comandante de la Quinta Brigada, el estado de salud del soldado que hoy lo tiene postrado en una cama de cuidados intensivos se produjo por un accidente que sufrió mientras realizaba labores propias de su servicio.

“El Ejército Nacional se permite informar que en la base militar del Juncal, ubicada en el municipio de Aguachica, uno de nuestros hombres, Jean Carlo Trillos Padilla, sufrió una caída en actividades propias del servicio, producto de la misma, le generó una contusión en su cabeza y es trasladado al Hospital Municipal de Aguachica y posteriormente al Hospital de Bucaramanga, donde esta siendo atendido. El Ejército Nacional reitera el acompañamiento a su familia y espera la pronta recuperación del soldado”, se le escucha decir en un video al oficial.

Pero la madre del joven uniformado no cree en esta versión y aseguró a varios medios de comunicación que su hijo se encuentra así por una supuesta golpiza que recibió dentro del batallón. El caso todavía es materia de investigación por parte de la institución militar.

Un caso similar se presentó dentro del Ejercito, esta vez de intolerancia. Allí un soldado le disparó en cinco oportunidades a un compañero, al parecer, por un caso de hurto. La información que conoció SEMANA indica que la situación se presentó en la vereda La Plata, en donde los uniformados se encontraban realizando labores de erradicación de cultivos ilícitos.

Las autoridades se encuentran investigando las circunstancias de tiempo modo y lugar que se presentaron entre dos soldados en zona rural de Necoclí, y que llevaron a que uno de ellos disparara en repetidas ocasiones contra su compañero.

Los uniformados se encontraban adelantando labores de erradicación de cultivos de hoja de coca, cuando el solado de apellido Montoya, la emprendió a tiros contra su compañero de apellido Giraldo. Tras las graves heridas que sufrió Giraldo, este tuvo que ser trasladado vía aérea a un centro asistencial en donde los médicos no pudieron salvarle la vida.

La información que ha trascendido es que todo habría iniciado por un aparente caso de hurto entre Montoya y Jaramillo, sin embargo, será la investigación la que determine cuáles fueron los motivos reales de la rencilla que terminó con la muerte de uno de los implicados.