Tener electricidad, alimentos y  vida cotidiana les da tranquilidad a los internos en un hospital psiquiátrico al norte de Kiev.
La víctima había sido atacada por otro de los pacientes que están en el hospital psiquiátrico, identificado como Alexander Ramseur. - Foto: Getty Images

estados unidos

Hombre trató de asesinar a paciente de un hospital psiquiátrico en la Florida, Estados Unidos

Los oficiales respondieron la llamada médica al 911 sobre un paciente que posiblemente estaba experimentando un paro cardíaco y que tenía lesiones en la cabeza.

Este martes, 13 de septiembre, un hombre de 63 años fue arrestado por un cargo de intento de asesinato, después de atacar a otro paciente en un hospital psiquiátrico en Pembroke Pines, afirmaron las autoridades.

Según la Policía, los oficiales respondieron a una llamada médica al 911 alrededor de las 7:10 a. m. en el South Florida State Hospital sobre un paciente que posiblemente estaba experimentando un paro cardíaco y que tenía lesiones en la cabeza.

El Cuerpo de Bomberos de Pembroke Pines transportó a la víctima al Memorial Regional Hospital para recibir tratamiento adicional.

Las autoridades dicen que luego descubrieron que la víctima había sido atacada por otro de los pacientes que están en el hospital psiquiátrico, identificado como Alexander Ramseur.

Latino en Estados Unidos atropella a varias personas con su carro; hay un muerto y varios heridos (imagen de referencia)
El Cuerpo de Bomberos de Pembroke Pines transportó a la víctima al Memorial Regional Hospital para recibir tratamiento adicional. - Foto: Getty Images / NurPhoto / Colaborador

Hasta el momento, Ramseur fue llevado a la cárcel principal de BSO y la víctima aún permanece en el Memorial Regional Hospital en estado crítico. El motivo del ataque sigue sin estar claro.

Un hombre de Florida les disparó a policías pensando que eran miembros de cartel mexicano

En otros hechos, un hombre de Florida le dijo a la Policía que disparó a varios agentes porque pensó que eran miembros de un cartel de drogas mexicano, según una declaración jurada de arresto. Ahora, el sujeto enfrenta cargos de homicidio premeditado.

Se trata de Lukas Alves, acusado de una serie de cargos, incluido intento de asesinato premeditado en primer grado de un oficial de la ley, luego de que le disparara a un oficial en el pecho, en un hotel de Melbourne el viernes pasado, informa la cadena FOX 35 Orlando.

Mientras los oficiales lo interrogaban después del tiroteo, Alves dijo que creía que los oficiales eran miembros de un cartel que aparecieron afuera de su habitación para robar sus pertenencias.

“Alves y su compañero de cuarto se hospedaban en el Suburban Lodge Extended Stay cuando la gerencia del hotel fue alertada sobre una llamada al 911 que colgó. Cuando la gerencia llamó a la puerta de Alves, escucharon al hombre gritar: ‘Hay un grupo de hombres armados y yo voy a morir’, dice una declaración jurada de arresto”, publica FOX 35.

La Policía fue alertada del intercambio verbal y uniformados dijeron a la estación de televisión que llegaron al hotel para verificar el estado del hombre en el cuarto.

Cuando los oficiales llamaron a la puerta de la habitación de Alves, repetidamente les pidió sus números de placa. La Policía dijo que cumplieron y se los dieron.

Minutos después, Alves comenzó a contar regresivamente desde tres y luego disparó un tiro a través de la puerta con su arma, apuntándole a un oficial en el pecho.

Posteriormente, se produjo un intercambio de disparos entre los oficiales y Alves. Según los informes, algunos de los disparos del hombre atravesaron las paredes de otra habitación donde se alojaban dos personas.

Después, Alves y su compañero de cuarto fueron detenidos. Ahora, el hombre enfrenta tres cargos por intento de asesinato premeditado en primer grado de un oficial de la ley, un cargo de disparar contra un edificio ocupado y uso de un arma de fuego durante un delito grave, según FOX 35.

El oficial baleado vestía un chaleco antibalas y solo sufrió contusiones y una pequeña laceración en la barbilla. Por ahora, se espera que el oficial se recupere.

“El chaleco hizo su trabajo”. Además, se supo que el viernes también era el 26 aniversario del oficial con la agencia. “Gracias a Dios que va a vivir para ver otro día”, dijo el jefe de Policía de Melbourne, David Gillespie.