Tendencias
Cáncer de pulmón, pulmones
El cáncer de pulmón puede diseminarse a otros órganos. - Foto: Getty Images/iStockphoto

vida moderna

Cáncer de pulmón: este es el tipo de humo que lo provoca, según la OMS

Es importante evitar los factores de riesgo que pueden desarrollar este tipo de cáncer.

La Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC), perteneciente a la Organización Mundial de la Salud explica que el humo diésel estaba desde 1988 considerado como posible carcinógeno, pero ahora se encuentra en el primer escalón.

Según esta agencia, también hay evidencia limitada de que el diésel incremente el riesgo de desarrollar cáncer de vejiga. Luego de varias investigaciones, la gasolina permanece como un probable carcinógeno, pero en un nivel bajo.

“Los principales estudios que nos llevaron a esta conclusión se realizaron sobre trabajadores altamente expuestos. Sin embargo, sabemos por otros carcinógenos, como el radón, que los estudios iniciales que muestran un riesgo en la población, aunque no haya una alta exposición, finalmente también encuentran vinculación positiva para la población”, explica la OMS.

El riesgo se incrementa dependiendo la exposición a la que se encuentre la persona. Al igual que en otros tipos de cáncer, esto permite conocer parte del problema, más no el nivel en el que la enfermedad empieza a desarrollarse. El estilo de vida y otros elementos influyen en ello.

La OMS insiste a los gobiernos en trabajar por el bienestar de los ciudadanos y crear medidas en pro de su seguridad. Las personas están expuestas diariamente al humo de vehículos y al de otros medios de transporte, poniendo en riesgo su salud.

Cáncer de pulmón

El cáncer de pulmón inicia en estos órganos y luego puede diseminarse a los ganglio linfáticos o a otros órganos del cuerpo. Esto también puede suceder con otros tipos de cáncer, los cuales pueden hacer metástasis en los pulmones.

De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, este tipo de cáncer se agrupa en dos: “de células pequeñas y de células no pequeñas (incluyendo adenocarcinoma y carcinoma de células escamosas). Estos tipos de cáncer crecen de manera distinta y requieren distintos tratamientos. El cáncer de pulmón de células no pequeñas es más frecuente que el cáncer de pulmón de células pequeñas”

Por otra parte, según los expertos de Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación, los síntomas y signos del cáncer de pulmón suelen manifestarse cuando la enfermedad está avanzada. Algunos de estos incluyen:

  • Una tos reciente que no se va.
  • Tos con sangre, incluso en pequeñas cantidades
  • Falta de aire.
  • Dolor en el pecho.
  • Ronquera.
  • Pérdida de peso sin intentarlo.
  • Dolor de huesos.
  • Dolor de cabeza.

Tabaquismo

Fumar es uno de los factores de riesgo del cáncer de pulmón. Los expertos señalan que el tabaquismo causa este tipo de cáncer, debido a que daña las células que recubren a los pulmones. “Cuando inhalas el humo del cigarrillo, que está lleno de sustancias que producen cáncer (carcinógenos), se producen alteraciones en el tejido del pulmón casi de inmediato”, explica Mayo Clinic.

Según la cantidad de cigarrillos que se fumen diariamente y el tiempo que se lleve realizando esta práctica se aumenta el riesgo de tener cáncer de pulmón. Por eso, los médicos insisten en dejar esta práctica lo más rápido posible.

Además de causar efectos negativos en los pulmones, fumar también daña la piel. De acuerdo con Taylor Hays, MD, experto de Mayo Clinic, fumar es un factor que puede incrementar el proceso de envejecimiento natural de la piel, contribuyendo a la formación de las famosas “patas de gallo”, líneas de expresión y un tono de piel grisáceo.

Según explica el experto, la nicotina, sustancia que contienen los cigarrillos, hace que los vasos sanguíneos se achiquen, reduciendo el flujo de oxigeno y los nutrientes que van a las células de la piel. “Cuantos más cigarrillos fumes y cuanto más tiempo fumes, más probabilidades tendrás de desarrollar arrugas y otros cambios relacionados con el envejecimiento en el rostro”.