vida moderna

¿Cómo aliviar el dolor de muela de manera natural?

Enjuague con agua oxigenada y de agua con sal son remedios caseros que pueden mitigar la molestia de forma temporal.


El dolor de muela puede convertirse en uno de los más molestos, especialmente en las noches. Esta molestia, que en muchas ocasiones puede ser bastante fuerte, impide que las personas puedan conciliar el sueño y descansar.

Pueden ser variadas las razones que ocasionan este molesto dolor. Según Colgate.com, la caries son una de las principales causas que generan esta problemática. Una vez que los nervios sensibles de los dientes quedan expuestos, algo tan simple como morder algo puede ser doloroso.

Si muerde algo demasiado duro es posible que se piquen los dientes. Un golpe durante un accidente también puede dañarlos. De igual forma, en ocasiones los trabajos dentales realizados para resolver un problema pueden ocasionar otro. Las restauraciones y las coronas pueden aflojarse o quebrarse, lo que puede ocasionar dolor dental.

Otras de las causas que pueden generar el dolor de muela son los abscesos dentales, traumas en la mandíbula, comida atrapada en los dientes o las encías y enfermedades de las encías, entre otras.

Hay varios métodos o remedios que pueden ayudar a mitigar el dolor, de acuerdo con Medical News Today.

1. Analgésicos orales: Tomar analgésicos de venta libre como acetaminofén o ibuprofeno es una forma rápida y sencilla de reducir eficazmente el dolor de muela leve o moderado. Importante seguir las indicaciones propuestas en el envase en cuanto a la dosis. Si el dolor es severo, la recomendación es consultar al especialista.

Dolor de muela
Los dolores de muela son más molestos en la noche. - Foto: Getty Images

2. Compresas frías: Usar una compresa fría puede ayudar a calmar el dolor. Colocar una bolsa de hielo envuelta en una toalla en el lado afectado de la cara o la mandíbula ayuda a contraer los vasos sanguíneos en el área, lo que puede minimizar la molestia.

3. Elevación: La acumulación de sangre en la cabeza puede causar más dolor e inflamación. En algunos casos, elevar la cabeza con una o dos almohadas adicionales puede aliviar el dolor.

4. Enjuague de agua con sal. El agua con sal es un agente antibacteriano natural, por lo que puede reducir la inflamación. Esto ayuda a prevenir infección en los dientes dañados.

5. Enjuague con agua oxigenada: La periodontitis es una infección grave de las encías que suele ocurrir como resultado de la mala higiene bucal. Puede causar problemas como dolor, sangrado de encías y dientes que se aflojan en los alvéolos dentarios. Es necesario diluir el agua oxigenada con partes iguales de agua. Realizar buches con la solución en la boca, sin tragarla. Este remedio no es adecuado para niños, ya que existe el riesgo de que puedan tragar la mezcla accidentalmente.

6. Té de menta: Tomar esta bebida o chupar bolsas de té de menta también puede ayudar a aliviar temporalmente el dolor de muelas. Los investigadores señalan que la menta contiene compuestos antibacterianos y antioxidantes. El mentol, un ingrediente activo en la menta, también puede tener un leve efecto adormecedor en las áreas sensibles.

Sarro: así podrá eliminarlo de sus dientes con estos remedios caseros
El dolor de muela puede ser causado por la caries. - Foto: Getty Images

7. Aceite de hierbabuena: Este producto se ha usado por mucho tiempo para tratar dolores dentales, de acuerdo con la Revista Árabe de Química. Este aceite tiene propiedades antibacterianas que pueden reducir el dolor de los dientes, lo que lo hace una opción popular para quienes buscan un alivio rápido para el dolor mientras consiguen atención profesional. Se puede utilizar un trozo de algodón para aplicar algunas gotas de aceite sobre la superficie afectada.

8. Ajo: El efecto antibacteriano del ajo puede ayudar a matar las bacterias en la boca. La alicina, que es su principal compuesto, tiene un fuerte efecto antibacteriano que puede ayudar a matar las bacterias en la boca que provocan caries y dolor de muela.

Como siempre, la recomendación de los expertos es que estos remedios caseros pueden ofrecer solo un alivio temporal y por ello la mejor decisión es consultar al odontólogo, ya que este podrá realizar un examen dental profundo para descubrir la causa real del problema y encontrar una solución.

Por ejemplo, si el dolor de muela se presenta con otras señales de infección, puede ser necesario que el especialista formule antibióticos. También cuando la causa del dolor es un diente roto o con caries, es necesario visitar al odontólogo.

Ignorar las señales de caries dental, como un diente dolorido, puede conducir a problemas más graves, como abscesos, enfermedad de las encías y pérdida de dientes.