vida moderna

Destinos para encontrar la paz y reflexionar esta Semana Santa

En distintos departamentos, cientos de lugares llenos de naturaleza esperan por los viajeros que buscan un espacio para recargar energía.


Durante la Semana Santa, en la que más de un millón de personas se movilizan en todo el país bien sea por tierra o por aire, muchos generalmente aprovechan que hay dos festivos en una semana y anteceden al fin de semana para descansar cuatro días seguidos.

Es por esto que el turismo se incrementa por estas fechas y varias ciudades del país llenan sus calles de viajeros que buscan un espacio para cambiar de ambiente y romper la rutina ya que la temática de esta semana se presta para la reflexión.

Gabriel García Márquez no se equivocó al llamar a Colombia el país del realismo mágico, pues la gran mayoría de los rincones del territorio nacional son realmente hermosos dado que cuenta con miles de especies en fauna y asimismo en flora, además que no tiene estaciones, por lo tanto goza de diferentes climas debido a los pisos térmicos en las que están sus tierras.

La flora de Colombia cuenta con alrededor de 1.500 especies exclusivas de plantas (que no se encuentran en ningún otro país del mundo), 4.819 tipos de musgo y 1.641 de helechos y afines, la diversidad en especies esta materia hacen del país un paraíso.

De igual forma sucede con los animales, pues es el cuarto país con mayor cantidad de mamíferos, con 456 especies informadas, y es además el quinto en número de primates entre los que se clasifican 30 especies. La fauna de Colombia aloja también más de 3.000 especies de mariposas y cuenta con 1.200 especies marinas y 1.600 especies de agua dulce aproximadamente, según registra Colombia.co.

La palma de cera es nativa de los bosques montañosos húmedos del Parque Nacional Natural Los Nevados, en el corregimiento de Toche, municipio de Ibagué.
La palma de cera es nativa de los bosques montañosos húmedos del Parque Nacional Natural Los Nevados, en el corregimiento de Toche, municipio de Ibagué. - Foto: Creative Commons

Así las cosas, el país tiene cientos de rincones con maravillosos paisajes que esperan por los turistas que buscan encontrar un espacio para la reflexión y el recogimiento, conectarse con la naturaleza y renovar energía, ya que para nadie es un secreto que los tiempos que se viven realmente son complejos no solamente en el tema económico, sino en cuestiones de salud mental.

En el departamento del Chocó, a unos 45 minutos en lancha mar adentro se puede hacer avistamiento de ballenas y visitar islas cercanas para el divisar a lo lejos a las aves. Amanda Sánchez Tenorio, guía turística del municipio, asegura que en este lugar no solo se disfruta de la naturaleza, también de la gastronomía. “Platos como el sancocho, el pusandao, el encocado de cangrejo y frutas como el zapote, la guaba, la guayaba, el mango y el coco se consumen frescas en estas playas”.

Si lo que se busca es ir bien lejos, está el fantástico Cabo de la Vela, al norte del país, se dice que geológicamente es un accidente costero, y se encuentra situado en el extremo norte del continente, al sur del mar Caribe; específicamente en la península de la Guajira. La parte norte posee una altura de 47 metros sobre el nivel del mar.

Por otro lado están los pueblos del Quindío, Antioquia, Tolima, Cundinamarca y demás departamentos en el país, contando las veredas, fincas y hostales ubicados en el corazón de cada región, en plena conexión con la naturaleza, son ideales para desestresarse del afán de las ciudades.

Por mencionar algunas de ellas, están Filandia (Quindío), pues es un pequeño y auténtico pueblo del Eje Cafetero que se encuentra muy cerca al municipio más visitado por los turistas en el departamento. Un lugar con una amplía oferta natural.

La bella y conservada arquitectura legada de la colonización antioqueña hace de Salento el destino más apetecido de la región además del imponente valle de Cocora, que a nivel paisajístico es uno de los mas bonitos de Colombia; y la tercera, por un ambiente contagioso de paz y bienestar que se impregna inmediatamente se arriba, según Turismoquindío.

Jardín es uno de los lugares turísticos de Antioquia y uno de los pueblos más lindos de Colombia, que se encuentra a solo 3 horas de la ciudad de Medellín. Guatapé es uno de los pueblos más coloridos de la zona y uno de los lugares cerca de la capital que se puede visitar en un solo día.

San Francisco, por su parte, está ubicado en Cundinamarca, a una hora y media de Bogotá y es conocido especialmente por su avistamiento de colibríes, lo que implica es un lugar con naturaleza, cerca a la capital. Asimismo, hay distintos pueblos para conocer y renovar energía en el departamento.