mundo

Desarrollan un test de orina que permite detectar el coronavirus, ¿cómo funciona?

La prueba entrega resultados tan precisos como una PCR, señalan científicos brasileños.


Además de la vacunación contra la covid-19, las autoridades de salud de diferentes países avanzan en la realización masiva de pruebas masivas para garantizar la detección temprana y evitar su propagación. En esta ocasión, científicos brasileños aseguraron haber desarrollado un nuevo tipo de test para detectar el virus, el cual ofrece resultados precisos como una prueba PCR.

El análisis de los anticuerpos contra el SARS-CoV-2, comúnmente conocido como coronavirus o covid-19, se realiza por medio de la orina, es decir, que es un método no invasivo, a través de ese líquido desechable se podrá calcular cuál es el riesgo de infección de cada persona frente a esta enfermedad, según describe la revista Science Advances.

Para ello se adaptó la plataforma ELISA (ensayo por inmunoadsorción ligado a enzimas, por sus siglas en inglés), ampliamente utilizada en los laboratorios de análisis clínicos de todo Brasil. Lo llamativo de este nuevo test es que, además, podría analizar qué tanto está expuesta una comunidad a contagiarse de covid-19, señala el artículo.

Este test desplazaría a un segundo plano el test serológico, que se efectúa con la toma de una gota de sangre, puesto que cada persona estaría capacitada para recoger su propia muestra de orina y posteriormente entregarla para detectar los anticuerpos.

Según la bióloga Fernanda Ludolf en la Facultad de Medicina de la Universidad Federal de Minas Gerais de Brasil (UFMG), una de las creadoras del test, para comprobar su efectividad se analizaron 240 muestras de aproximadamente 150 pacientes. El test detectó con éxito los anticuerpos en 187 de las muestras con una sensibilidad del 94 %, lo que significa que, de cada 100 personas que han tenido contacto con el coronavirus, 94 están identificadas. También se obtuvo una especificidad del 100 %, es decir, no hubo ningún caso en el que el resultado positivo detectara una enfermedad distinta a la covid-19.

Asimismo, la bióloga aseguró que el test de orina es más sencillo, económico y menos invasivo que las pruebas serológicas actualmente en uso. No necesita agujas ni jeringas, lo que hace que su costo sea menor, la recolección de la muestra es más cómoda y fácil de almacenar.

“Dado que hemos identificado anticuerpos contra la proteína N del SARS-CoV-2 en la orina, el desarrollo de una prueba Elisa de orina basada en la proteína S, o spike, del virus también puede ser factible para cubrir otras aplicaciones de las pruebas serológicas, como la detección de anticuerpos inducidos por vacunas”, señalan los autores.

La investigación y desarrollo de la prueba fue parte del trabajo de posdoctorado de la bióloga Ludolf, y de esta también participaron otras instancias de la universidad, como el Instituto de Ciencias Biológicas y el Hospital das Clínicas.

Test para detectar la covid-19

1. La RT-PCR: prueba de detección de material genético

Esta prueba detecta la presencia del material genético del virus (el ARN) y se usa en personas con o sin síntomas (se puede conocer la presencia del virus incluso antes de que se tengan los síntomas). Es la recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Para su realización, se toma la muestra de las secreciones nasales del paciente. La desventaja de esta prueba es que el virus puede no estar en la nariz.

2. Test antigénico: prueba de detección de proteínas del virus

Esta prueba es muy parecida a las pruebas de detección de drogas y a las de embarazo. Funcionan percibiendo las proteínas del virus y, al igual que la anterior, puede ser útil cuando hay infecciones recientes.

Esta prueba es económica, rápida y no necesita equipo o personal altamente calificado. Sin embargo, existe un margen de error asociado al tiempo que pasa desde que la persona se infecta hasta que es posible detectar el virus.

3. Test serológico: prueba de detección de respuesta inmunológica

Esta prueba detecta la respuesta inmunológica que produce una persona ante el SARS-CoV-2 después de haberse infectado y se realiza con la toma de una gota de sangre.

El Ministerio de Salud especifica que no se le considera como prueba diagnóstica de una infección vigente y la OMS no la recomienda para personas que tengan síntomas y requieran atención.

El problema con esta prueba es que el organismo puede demorar hasta 14 días en producir una respuesta inmunológica.