Home

Cultura

Artículo

Alberto Miani (Bogotá, Colombia, 1991),Isis & Osiris, 2022, Oleo y tinta sobre papel85x55 cm. Galería Sextante.
Alberto Miani (Bogotá, Colombia, 1991), Isis & Osiris, 2022, Oleo y tinta sobre papel85x55 cm. Galería Sextante. Miani es uno de los 300 artistas que se darán cita en la feria.

arte

Sobre el regreso de ARTBO y la resiliente escena artística nacional y regional, una charla con María Paz Gaviria

Después de tres años de ausencia, la feria de arte más importante de Latinoamérica vuelve presencialmente a Corferias entre el 27 y el 30 de octubre. SEMANA habló con la gerente de plataformas de la Cámara de Comercio de Bogotá de lo que se puede esperar de esta edición 16 y de lo que la hace única.

Luego de navegar los dramas humanos y despertares sociales que representó la pandemia y que la vieron seguirse proyectando desde distintos formatos (no menos relevantes como Fin de Semana, su versión itinerante, y sus conferencias), Artbo regresa a su casa y a su formato más amplio. Tres años le tomó a la feria artística volver al Gran Salón de Corferias con su amplia avalancha llena de actividades e impactos diversos; y no es un tema menor, pues por su amplitud de miradas, secciones y ejes de interacción, muchos la consideran la más importante de Latinoamérica.

Gabriella García(São Paulo, Brasil, 1992),Living in the dark in full light-rosé, 2022,  escultura de resina y polvo de mármol, 1/10-23x14x17 cm. Galería Lume (São Paulo, Brasil).
Gabriella García(São Paulo, Brasil, 1992),Living in the dark in full light-rosé, 2022, escultura de resina y polvo de mármol, 1/10-23x14x17 cm. Galería Lume (São Paulo, Brasil).

En su edición 16, que tendrá lugar del 27 al 30 de octubre, la feria gestada por la Cámara de Comercio de Bogotá exhibirá muestras de 51 galerías de 15 ciudades y seis países (Brasil, España, Argentina, Bélgica, Chile y Colombia), y más de 300 artistas. SEMANA habló con la gerente de plataformas de la Cámara de Comercio de Bogotá (CCB), María Paz Gaviria, sobre una edición que reflejará, mediante sus diferentes secciones, las muchas caras del arte tras años de apretar los dientes en un mundo distanciado y ahora reconectado.

Linda Pongutá, Árbol palo, 2022 - Viga de hierro y tejido en tabaco - Dimensiones variables.Espacio Continuo, Bogotá.
Linda Pongutá, Árbol palo, 2022 - Viga de hierro y tejido en tabaco - Dimensiones variables.Espacio Continuo, Bogotá.

SEMANA: ¿Ha cambiado mucho el mundo del arte en tres años?, ¿refleja esto la feria?

María Paz Gaviria: Tras tres años, este retorno a la presencialidad sí refleja mucho de lo que ha transcurrido en estos últimos años. Por supuesto que todo está atravesado por la pandemia, por la desaceleración, pero también por una escena artística muy resiliente en la que vimos mucha producción de obra. Las galerías de la ciudad y del país tuvieron muchas dificultades, y pese a eso muchas siguieron con las puertas abiertas. Hubo cierres de espacios independientes y autogestionados, pero, pese a eso, en esta feria hace presencia un mayor número de galerías colombianas. Y se podría hablar de un panorama internacional que sigue interesado por lo que pasa en Colombia, y que han retornado nuevamente a conformar esta feria. Nos emociona este retorno a ARTBO Feria, una de las apuestas estratégicas de la CCB que fortalece las artes plásticas del país, la cultura y también propicia un ambiente diferente en la ciudad.

"Nos emociona este retorno a ARTBO Feria, una de las apuestas estratégicas de la CCB que fortalece las artes plásticas del país, la cultura y también propicia un ambiente diferente en la ciudad."

SEMANA: ¿ARTBO es la feria más importante de Latinoamérica?

M.G.: Esta feria nació hace 18 años y tiende a reunir con mayor diversidad y mayor foco la producción artística de América Latina. Es una de las ferias de mejor calidad, no solo por el contenido que tenemos en galerías, en la sección principal, sino por la diversidad de proyectos curados que ofrece, porque refleja el ámbito comercial, pero también tiene un panorama para artistas emergentes y en ella también se lleva a cabo uno de los foros más importantes de arte del país. Año tras año, es la feria que representa la mayor diversidad de países (en su composición) y que recibe al mayor número de invitados internacionales, de curadores, de coleccionistas. Por esa razón, muchas personas dicen que es una de las ferias, si no la feria más importante de la región. Y una escena muy resiliente se une para tener una edición muy potente en esta ocasión.

Carlos Alfonso (Popayán, Colombia, 1986), Sonambulismo, 2020, tinta sobre papel. Casas Riegner.
Carlos Alfonso (Popayán, Colombia, 1986), Sonambulismo, 2020, tinta sobre papel. Casas Riegner.

SEMANA: Hay secciones conocidas de ARTBO, pero en constante renovación temática…

M.G.: Hay mucho contenido renovado, una serie de galerías que se integran y un foco de interés muy particular de Brasil. En la sección Proyectos (curada por Inti Guerrero) se habla de las promesas y proyectos fallidos de Nación. En Referentes (curada por la venezolana Gabriela Rangel) tenemos una especie de recreación de una exposición que ha marcado el arte latinoamericano (la cual formó parte del Banco de la República), pues conmemoraba el bicentenario hace 30 años. A esa exposición se le está armando un “segundo tiempo” en ARTBO.

María Paz Gaviria destaca eso que hace a Artbo más que una feria de arte: en sus 18 años ha apostado por fortalecer el ecosistema del arte.
María Paz Gaviria destaca eso que hace a ARTBO más que una feria de arte: en sus 18 años ha apostado por fortalecer el ecosistema del arte desde más ángulos que solamente el de la tradicional feria de galerías.

En cuanto a los Foros, tenemos una colaboración con la Fundación Luma de Arles (curada por Simon Castets), Francia, y es casi un simposio en torno al “gótico tropical”, un término que reflexiona sobre los fantasmas del colonialismo, la transformación del mundo frente al cambio medioambiental y nuestra conciencia. Es una reflexión actual e histórica en la que participan poetas, arquitectos y, por supuesto, artistas, curadores, teóricos. En Artecámara se podrán ver más de 30 artistas emergentes de nuestro país. Desde que hacemos esta sección, hace 18 años, esta es la edición más regional, con mucho arte de la región Pacífico. Este año reúne muchas de las frustraciones experimentadas y reflexiona sobre los momentos de angustia y mucho de lo que se vivió y de lo que vivieron los artistas estos años, con reflexiones sobre los momentos de escasez (y alusiones al paro nacional).

Articularte se plantea para niños, jóvenes, público en general (un espacio donde llevamos colegios, un espacio interactivo, experiencial, donde hemos tenido esa visión de que generar una mayor cercanía con la ciudadanía desde las artes tiene esa posibilidad de construir un mejor entorno de ciudad) y Libro de Artista presenta a editoriales independientes que trabajan el libro como parte de la práctica artística. Tenemos visitas comentadas, completamente gratuitas, para quienes quieran aproximarse, y espacios como el Foro, de entrada libre al público.

Liliana Maresca con su obra, 1983, Fotoperformance. Fotografía por Marcos López, gelatina de plata al selenio sobre papel fibra Ilford, 41x41 cm. Rolf Art.
Liliana Maresca con su obra, 1983, Fotoperformance. Fotografía por Marcos López, gelatina de plata al selenio sobre papel fibra Ilford, 41x41 cm. Rolf Art.

SEMANA: Desde cuándo giran las ruedas para hacer suceder estas curadurías...

M.G.: ARTBO arranca el 26 de octubre, pero ya se está trabajando en la edición 2023, y varios de los curadores ya han sido seleccionados el año que viene. En esta feria participan personas que tienen mucha agenda en su trabajo y exigen antelación en sus compromisos, y desde comienzos de año han sido muy activas. Sobre selección de las galerías (las representantes del mercado del arte, de la producción artística, de la exhibición), hacemos un trabajo de promoción constante para que se postulen, y las escoge un destacado comité de selección.

Miler Lagos (Bogotá, Colombia, 1973), Lago coralino, 2022. Galería Max Estrella, Madrid, España.
Miler Lagos (Bogotá, Colombia, 1973), Lago coralino, 2022. Galería Max Estrella, Madrid, España.

SEMANA: ¿Qué implica para la feria la división comercial y no comercial?

M.G.: Cuando hablamos de secciones comerciales y no comerciales, hablamos de una mitad de la feria que está compuesta tradicionalmente por galerías (y un espacio donde tenemos obras de gran formato para ofrecerle al espectador una apreciación diferente), pero también hablamos de toda esa cadena de valor, de los jóvenes que crean, de las publicaciones, de foros y de formación que consideramos fundamental en el proceso.

La naturaleza usual de las ferias de arte es concentrarse en la exhibición y el trabajo de las galerías de arte. Pero desde la CCB hemos desarrollado un modelo único, relacionado con el fortalecimiento de la cadena de valor. Es curioso que, en el marco de una feria de arte, tenga lugar el salón de arte joven más importante del país (Artecámara), que año tras año acerca a los artistas emergentes a una sección comercial, a una feria de esas características, y al ingreso al mercado y al mundo del arte. También le apostamos al contenido de información, un pilar de la cadena de valor. Ya mencioné algunos de los foros (todos son abiertos al público), y habrá otros más sobre coleccionismo y sobre NFT y arte digital. La parte de las editoriales que trabajan el libro como arte también es particular, pues sí se comercializan y están a la venta libros, pero tienen otro tipo de formato, no es una sección de galerías o de obras plásticas.

Beatriz González, 1/500, 1992, serigrafía sobre papel, 20x25 cm. Casas Riegner.
Beatriz González, 1/500, 1992, serigrafía sobre papel, 20x25 cm. Casas Riegner.

SEMANA: ¿Alguna o algunas obras que recomiende de este ARTBO?

M.G.: La feria tiene casi 300 artistas, hay una gran multiplicidad en cuanto a las obras que se pueden ver. Y podría mencionar sobre la entrada de la feria: vamos a tener una obra de Leonel Castañeda, a nuestro juicio un artista colombiano que debería tener un reconocimiento muy amplio, y estamos felices de tener una de sus obras a la entrada. Detrás, podemos ver, por ejemplo, el gran telón del fallecido maestro Luis Caballero, una obra imponente que lleva la galería Alonso Garcés. Y debajo de esa obra habrá un jardín de esculturas del maestro Carlos Rojas.

Carlos Rojas, Sin título, 1990 - Mixta sobre tela - 80x80 cm - El Museo /Fernando Pradilla.
Carlos Rojas, Sin título, 1990 - Mixta sobre tela - 80x80 cm - El Museo /Fernando Pradilla.

*Puede encontrar más información en https://www.artbo.co/.