Tendencias
Según el Banco de la República, la generación de divisas del turismo en el  primer semestre del año, llegó a  3.207,5 millones de dólares.
El gasto de los huéspedes no residentes o internacionales que usan Airbnb en Colombia representó el 63% del gasto total de los huéspedes que utilizaron la plataforma el año pasado. - Foto: Guillermo Torres

turismo

Arriendos temporales impulsan el turismo y contribuyen a la generación empleo en Colombia

La plataforma Airbnb presentó resultados de su operación en Colombia durante 2021. Según sus cálculos, el gasto asociado a la estadía de los huéspedes que reservaron espacios compartidos en fue de USD$899 millones, equivalente al 14,7% de la actividad turística directa total en ese año.

En el marco del Día Internacional del Turismo, la plataforma Airbnb presentó los principales hallazgos del estudio realizado por Oxford Economics sobre su impacto económico en Colombia.

De acuerdo con el análisis, por cada $10 dólares que los huéspedes gastaron en alojamiento, se generó un gasto adicional de $48 dólares durante su estancia en diversos productos y servicios que benefician directamente a los colombianos.

Por ejemplo, los turistas gastaron USD $178 millones en restaurantes, USD $262 millones en compras y abarrotes, USD $228 millones en actividades de ocio y entretenimiento, USD $96 millones en transporte local y US$136 millones en transporte a/desde destino. Esto se ve reflejado en el desarrollo local de muchas comunidades en el país.

Este dinero respalda más de 64.000 empleos, entre directos e indirectos, asociados al turismo. De acuerdo con Carlos Olivos, director de Comunicaciones para Airbnb en América Latina, “cuando una persona reserva un espacio compartido no solamente beneficia al anfitrión o dueño del alojamiento, se beneficia a toda la comunidad. El ofrecer espacios a través de la plataforma es una oportunidad para contribuir al desarrollo económico del país, sobre todo de aquellos poblados o ciudades que antes no se veían beneficiados por el sector turístico”.

En 2021 casi 60 municipios de todo el país recibieron su primera reserva de hospedaje por medio de la plataforma. María Claudia Lacouture, exministra de Comercio, Industria y Turismo de Colombia y presidente de Aliadas, se refirió a la importancia de enlazar el uso de la tecnología con el desarrollo del turismo sostenible en Colombia.

“Nosotros somos muy nuevos en el turismo mundial, tan solo desde 2007 incluimos una oficina de turismo en el Ministerio, pero tenemos todo un escenario de grandes potenciales por delante. Colombia tiene la oferta, pero hay que capacitar a nuestra gente, hay que descentralizar el turismo de las grandes ciudades y extenderlo a las regiones, y para eso tenemos que ser amigos de plataformas como Airbnb y otras que facilitan hospedaje, transportes, comidas y experiencias por todo el país”, dijo en la presentación del informe sobre el impacto económico de la plataforma en Colombia.

La investigación también halló que más de la mitad de los anfitriones en Colombia se identifican como mujeres, representando alrededor del 53% de la comunidad. Además, el gasto de los huéspedes no residentes o internacionales (que provienen de fuera Colombia) representó el 63% del gasto total de los huéspedes que utilizaron Airbnb, lo que reafirma la reactivación del sector turístico y el impacto de este en la economía colombiana.

En crecimiento desde 2019

La actividad económica estimulada directamente por los huéspedes que reservan a través de Airbnb ha ayudado a respaldar la recuperación del turismo en Colombia en general. El gasto de los huéspedes que reservan a través de Airbnb aumentó en aproximadamente USD $490 millones en 2021, alcanzando un porcentaje del 15% mayor que su nivel en 2019.

Con 210.000 más estancias de huéspedes que reservaron a través de Airbnb en 2021 que en 2019, la comunidad que utiliza Airbnb respalda directamente 24.000 empleos más y un PIB de USD $67 millones más que en 2019.

Los pronósticos más recientes de Oxford Economics anticipan un impulso renovado a los ingresos de los hogares en Colombia a medida que el sector turístico se reconstruye de los impactos de la pandemia. Se prevé que el gasto de los visitantes en dicho sector superará los USD $11 mil millones en 2025.

Para le exministra, “la única manera en la que Colombia puede alcanzar esos números, ojalá al fin de este gobierno, es con fuertes impulsos al turismo internacional. En Colombia ahora viajamos más, conocemos y gastamos más que hace 5 años, pero son los extranjeros los que nos dejan esas cifras”, dijo. Y es que, según el informe, el 63% de los turistas que utilizaron los hospedajes de Airbnb son extranjeros que gastan, en promedio, más de USD $1.000 por cada semana en el país, mientras que los turistas nacionales no superan los $120 mil. Entre otras cosas, porque dedican menos tiempo a vacacionar.