inversiones

Se podrá invertir en los arriendos de las tiendas D1 y Surtimax, desde $5 millones

Los fondos inmobiliarios están en crecimiento en el país y administran activos superiores a los $4,5 billones.


Desde que llegó la pandemia del coronavirus y causó efectos negativos en la economía, los colombianos han buscado diferentes opciones para invertir y diversificar su portafolio, con el fin de estar cubiertos en eventos futuros que puedan poner en riesgo su estabilidad financiera o su trabajo, si dependen de uno.

Una de las opciones que más ha crecido para este tipo de inversiones son los Fondos de Inversión Colectiva (FIC) y dentro de ellos los fondos inmobiliarios.

En el mercado colombiano existen dos tipos de fondos inmobiliarios, los de renta, cuyos retornos dependen de los arriendos, y los de desarrollo, cuyos retornos dependen de la construcción y venta de proyectos. Ambos están en crecimiento y brindan diferentes opciones para que los colombianos se sumen a ellos.

Esta alternativa de inversión no solo le permite a las personas diversificar su portafolio de inversiones, sino que permite obtener una rentabilidad superior a la de otros productos financieros sin la necesidad de tener el capital completo o suficiente para comprar, por ejemplo, una bodega que sea arrendada a un almacén de cadena. Claro, como en todas las inversiones existe un riesgo y la rentabilidad no siempre deberá ser positiva.

Una opción interesante es la que ahora brinda el fondo SiRenta de la comisionista Acciones & Valores, en donde la inversión mínima arranca desde los $5 millones de pesos y la rentabilidad surge a partir de la administración de inmuebles en bodegas y locales comerciales de supermercados como D1 y Surtimax.

Este fondo pagó a sus inversionistas en los primeros meses de este año una rentabilidad mensual equivalente cercana a 7,3 % efectivo anual, es decir, superior en más de 100 puntos básicos a la de los meses anteriores, aumentando sus ventas el año pasado en un 46 %.

“Esta es una alternativa óptima para quienes desean invertir en el sector inmobiliario y recibir una renta mensual, sin asumir costos de administración de un activo. Es una alternativa que diversifica las inversiones en activos tradicionales de renta fija y acciones, hacia activos alternativos del orden inmobiliario”, explicó la administradora de portafolio en Acciones & Valores, Catalina del Mar Silva.

El fondo inmobiliario está pensando en expandirse, pues la expectativa de crecimiento para este año es pasar a administrar activos por un valor de los $50.000 millones de pesos.

“Los inversionistas del fondo SiRenta se benefician de los arriendos a empresas del sector de consumo masivo, por tanto, en la medida que la demanda interna de los consumidores en Colombia siga fuerte hacia los productos de primera necesidad, los ingresos del fondo generados por estos arriendos generarán estabilidad en sus rendimientos periódicos”, agregó Silva.

Las cifras de las autoridades financieras indican que en Colombia hay más de 8.000 inversionistas en los fondos inmobiliarios que administran activos por más de $4,5 billones.

Los operadores del nuevo tramo recomiendan además que, mientras se abre el fondo, los usuarios inviertan en un fondo de inversión colectiva (FIC) a la vista, de tal manera que puedan ser priorizados a la hora de que se lance el nuevo tramo del fondo inmobiliario.

Antes de tomar la decisión de invertir, es importante tener en cuenta estos elementos y focalizar el perfil de riesgo:

1. Conocer en profundidad el objetivo de inversión del fondo. En el mercado hay ofertas de todo tipo: fondos para invertir en inmuebles comerciales, de vivienda, fondos para proyectos en construcción o fondos para recibir rentas, por citar algunos ejemplos. En ese sentido, es clave conocer el reglamento de los fondos administrados por empresas vigiladas por la Superintendencia Financiera de Colombia.

2. Pensar en el largo plazo. Tener muy presente que no se trata de una inversión para liquidar o especular, como si se tratara de un activo bursátil. Por eso es importante pensar en obtener rendimientos en el largo plazo.

3. Escoger al administrador de portafolio que le dé confianza. Los fondos son operados por gestores y administradores profesionales, certificados por el Autorregulador del Mercado de Valores (AMV) y las compañías son vigiladas por la Superintendencia Financiera.