Tendencias
1
Una de las ventajas del ahorro pensional voluntario es que puede invertir dicho dinero en acciones que le pueden llegar a otorgar múltiples beneficios y ganancias. - Foto: 123RF

pensión

Pensión voluntaria: así se puede tramitar el aporte tributario

Estudios de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde) señalan que para tener una vejez tranquila, desde el punto de vista financiero, es necesario que una persona ahorre el 18 % de lo que ha ganado toda su vida.

Muchas personas cuentan en un futuro con una pensión para vivir tranquilamente de ella y en algunos casos este ahorro puede durar muchos años, ya que el monto de cotización en Colombia corresponde al 16 % del salario o ingreso percibido del cotizante, donde el 75 % está a cargo del empleador y el 25 % del trabajador. Para el caso de los trabajadores independiente, el monto de la cotización está en su totalidad a cargo de estos.

De este modo, para poder acceder a una mesada pensional en el Régimen de Prima Media (RPM), los afiliados deben cumplir con dos condiciones. La primera es tener 62 años para el caso de los hombres y 57 años las mujeres; y a su vez, haber cotizado por lo menos 1.300 semanas, es decir, cerca de 26 años de trabajo.

Ahora bien, para lograr una pensión de gran valor existe una opción que permite aumentar los ahorros. Se trata de la pensión voluntaria que tienen los trabajadores para invertir una parte de su salario e incrementar su capacidad monetaria cuando llegue el momento de aplicar a la pensión y como un ingreso de más, aparte de lo que ya cotizó durante los años de trabajo.

Este aporte voluntario se hace de forma periódica a un fondo de pensiones privado o en el régimen obligatorio y se podrá retirar cuando se cumple la edad pensional o cuando se desee usar según los planes a futuro. Cabe mencionar que los afiliados a fondos privados pueden hacer aportes voluntarios desde los $30.000.

Dicho ahorro también genera una rentabilidad que oscila entre diferentes porcentajes dependiendo del riesgo asumido por el ahorrador, aunque según La República su promedio suele estar alrededor del 10 %. Cada inversor decide si quiere tener un perfil conservador, moderado o agresivo.

En el perfil conservador se encuentran rentabilidades anuales aproximadas entre 1,1 % y el 5 % dependiendo del comportamiento del mercado y de los activos que se encuentre en el portafolio en el que desea invertir.

Para el caso de los perfiles moderados, se puede dar una rentabilidad entre el 2 % y el 12 % efectivo anual aproximadamente, teniendo en cuenta que se estaría expuesto a volatilidades más fuertes que los perfiles conservadores.

Por último, el perfil de alto riesgo se encuentra una rentabilidad muy variable, sin embargo, es importante saber que algunos portafolios cuentan con inversiones en activos muy volátiles.

De acuerdo con Portafolio, estudios de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde) señalan que, para tener una vejez tranquila desde el punto de vista financiero, es necesario que una persona ahorre el 18 % de lo que ha ganado toda la vida. Así mismo, una de las ventajas del ahorro pensional voluntario es que puede invertir dicho dinero en acciones que le pueden llegar a otorgar múltiples beneficios y ganancias.

Hay que tener en cuenta que desde el 2018, este aporte voluntario es considerado como no contributivo de renta, de tal manera que están libres de impuestos tributarios. No obstante, si se hace uso anticipado al fin pensional de este ahorro, según la Ley 2020 de 2019, se debe hacer una retención en la fuente correspondiente al 35 % del capital, si y solo sí, no ha superado los diez años de aporte.

¿Cómo se puede aplicar a la pensión voluntaria en Colombia?

Para iniciar el proceso, debe descargar y diligenciar el formulario correspondiente a dicho aporte. Estos se encuentran en la página oficial del fondo de pensión al cual se quiera inscribir. A su vez, le solicitarán su documento de identidad, junto con el certificado de declaración de renta o certificado de ingresos. Finalmente, la entidad a la cual solicitó el aporte voluntario, realizará un estudio donde hará un perfil de ahorro y procederá con las indagaciones a su capacidad monetaria, con el fin de estipular el aporte.