gente

Sandra Beltrán, actriz colombiana, habló sobre la dura enfermedad que padece y los daños que le ha causado

La artista se robó las miradas del público internacional con su participación en ‘Sin tetas no hay paraíso’.


Sandra Beltrán marcó una huella imborrable en la televisión nacional luego de darle vida a Yesica, ‘La Diabla’, en la famosa producción ‘Sin tetas no hay paraíso’, estrenada en 2006. Su antagónico se robó las miradas del público, no solo por el talento que plasmó con el personaje, sino por su indudable belleza.

De igual forma, su paso por la televisión quedó marcado con la participación que tuvo en proyectos como ‘Padres e hijos’, ‘La mujer en el espejo’, ‘Pecados Capitales’, ‘Se armó la gorda’, ‘El Clon’, ‘Decisiones’, ‘La marca del deseo’, ‘La viuda negra’ y ‘El Man es Germán’.

Sin embargo, recientemente, la celebridad colombiana llamó la atención de sus seguidores y del público colombiano con un inesperado relato de su vida. Beltrán concedió una entrevista a La Red, de Caracol Televisión, donde quiso abrir su corazón y contar un poco sobre los momentos difíciles que pasó antes de ser diagnosticada con una enfermedad.

La actriz, procedente de Bucaramanga, se sinceró sobre esta etapa que atravesó en el pasado, exactamente en 2020, durante el inicio de la pandemia de la covid-19. La artista comentó el calvario que padeció antes de que los médicos hallaran el problema de salud que la atacaba y fuera diagnosticada con tiroiditis de Hashimoto.

Según lo relatado por Sandra Beltrán, todo inició cuando aparecieron síntomas como ansiedad, desregularización de su periodo menstrual y un agotamiento extremo. No obstante, en la parte inferior de sus senos le salieron llagas, las cuales eran dolorosas e incómodas.

“La menstruación no llegaba, pasaba un mes, dos meses. Caminaba del primer al segundo piso de la casa y estaba ahogada, completamente. Físicamente no me daba el cuerpo”, mencionó la colombiana, agregando que su físico cambió drásticamente, por lo que quiso buscar otras opiniones.

“En febrero de 2021 me diagnostican con tiroiditis de hashimoto, el desequilibrio de las dos hormonas, o sea, la que te baja y la que te sube. Los primeros dos o tres meses empecé a calmar síntomas, y de pronto otra vez empezaron nuevos síntomas”, relató la santandereana, mostrándose afectada al recordar los momentos crudos en los que la enfermedad no la dejaba ni siquiera jugar con su pequeño hijo.

No obstante, con el paso del tiempo, la artista escuchó sobre el síndrome de ASIA, una enfermedad autoinmune asociada a materiales que tienen silicona. Al tener implantes en sus senos, Beltrán asistió donde especialistas para revisar la situación y ver si este diagnóstico era el acertado.

Al consultar con un mastólogo, el especialista le insinuó que posiblemente su presentimiento con respecto a esta enfermedad solo se trataba de “un capricho”, ya que muchas mujeres tomaban de moda afirmar que sufrían de eso como efecto secundario de los implantes mamarios.

Al asistir a otros médicos, el diagnóstico fue confirmado, por lo que revisó una extensa lista de 50 síntomas que se presentaban con la enfermedad. Al analizar, Sandra halló que padecía de 30 de estos puntos, por lo que los expertos le indicaron que todo podía disminuir si se retiraba estos implantes.

Al acceder a operarse para equilibrar de nuevo su salud, la artista aseguró que el proceso interno fue el que tuvo que llevar, ya que debía adaptarse de nuevo a sus senos naturales y a la cicatriz que le quedaba de la intervención quirúrgica.

“Mi energía vital cambió del cielo a la tierra, yo me sentía así. Vital, muy distinta a lo que venía presentando antes. Quería salir y gritarle al mundo que volví a vivir”, señaló Sandra, bastante emocionada con el resultado que le trajo esta decisión.

La celebridad cerró esta conversación con el medio, indicando que sigue en controles, bajo medicamentos y revisiones, de manera que sus enfermedades estén equilibradas y no afecten su vida diaria.