Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Once estados miembros de la OEA abogan por eliminar el reconocimiento a delegado del Gobierno Guaidó.
Once estados miembros de la OEA abogan por eliminar el reconocimiento a delegado del Gobierno Guaidó. - Foto: Twitter/ CancilleriaPeru

oea

Opiniones divididas en la OEA: ¿seguirá o no el representante de Guaidó?

Almagrro, secretario de la Organización, explicó las razones por las que el proceso de retiro de Venezuela aún no puede tomarse como finiquitado, advirtiendo que ese país aún tiene obligaciones pendientes con la OEA. Once países han presentado una solicitud para que no se siga reconociendo al representante de Guaidó.

En el marco de la edición 52 de la Asamblea General de la OEA, realizada en Perú desde horas de la mañana de este miércoles, se ha planteado una solicitud por parte de once países, liderados por México y Bolivia, que abogan por que se retire el aval o reconocimiento para poder participar del escenario, al ‘representante de Venezuela’, funcionario designado por el gobierno de Juan Guaidó, situación que despierta opiniones divididas, y que, según el secretario general de la Organización, ahora deberá ser sometido a votación.

De acuerdo con lo explicado a medios internacionales por el secretario de la OEA, dicho reconocimiento con que actualmente cuenta el delegado del gobierno Guaidó se aprobó a través de un mecanismo de votación, por lo cual el eventual retiro del aval o reconocimiento también deberá hacerse por la misma vía.

Según detallan medios internacionales, la iniciativa de retiro del reconocimiento, es actualmente promovida por once estados miembros, entre los que se cuentan Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Bolivia, Dominica, Granada, México, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas y Trinidad y Tobago, quienes se oponen a que siga en pie lo apoyado en una discusión realizada en enero de 2019.

Pese a que la iniciativa es impulsada por once estados actualmente, aún le faltarían algunos apoyos para poder ser presentada, en tanto, según la normativa de la misma OEA, ese tipo de acciones debe contar con el aval o iniciativa de dos terceras partes de los 34 miembros que actualmente se encuentran en la Organización, por lo que sería necesario que, al menos otros once estados, se adhieran a la propuesta.

La iniciativa de los mencionados países no solo aboga por retirar el reconocimiento al delegado del gobierno Guaidó, sino que también advierte que se debería reconocer que Venezuela, en virtud de la solicitud presentada por el régimen Maduro, dejó de ser miembro de la OEA a partir de finales del mes de abril del año 2019, en cumplimiento de los plazos establecidos por la misma carta constitutiva del Organismo, que refiere que dicha salida se hace efectiva en un plazo de dos años tras la manifestación oficial del deseo de retiro.

En ese sentido, desde la misma dirigencia de la OEA, el secretario general de la Organización, el uruguayo Luis Almagro, explicó que dicha salida de Venezuela de la Organización no debería ser reconocida, en tanto dicho proceso no se concretó.

Así, Almagro advirtió que “para irse de la Organización no solamente tienen que pasar dos años, sino que tienen que estar al día con todas sus obligaciones”, situación que, según el secretario del Organismo, no se ha cumplido, explicando que el Estado venezolano aún adeuda una importante cantidad de dinero a la OEA, referidas a montos de ‘contribuciones’ y cuotas.

Sobre el particular, Luis Almagro ha aseverado que dicho proceso de Venezuela “fue interrumpido”, advirtiendo que, por decisión de la misma Organización, el asiento de Venezuela nunca ha estado vacío, recordando el rol que ha jugado desde enero de 2019, el señor Gustavo Tarre, delegado del gobierno Guaidó, recordando que algunos estados no reconocieron la legitimidad del nuevo mandato de Maduro, en tanto no apoyan la legitimidad de las elecciones en las que resultó ratificado en el cargo.

Pese a que la participación de Venezuela y la legitimidad de la participación del embajador Tarre están en el limbo o tela de juicio, este funcionario no se encuentra actualmente participando del encuentro en Lima, en tanto este no viajó a la cita.

Por su parte, la cuenta oficial de Juan Guaidó se ha pronunciado para cuestionar que si bien algunos países han vuelto a reconocer como gobierno oficial de Venezuela a Maduro, la OEA no debería pasar por alto la grave crisis humanitaria que se vive en su país.

La Asamblea número 52 de la Organización de Estados Americanos se instaló este miércoles en horas de la mañana, y se espera que, a partir de la jornada del jueves, cuente con la participación del secretario de Estado de EE. UU., Antony Blinken, quien esta noche de miércoles arribó a Lima, procedente de Chile, donde mantuvo reuniones con el presidente Boric y la ministra de Asuntos Exteriores.

En días pasados, Blinken también participó de reuniones en Bogotá con el presidente de Colombia, Gustavo Petro, y otros miembros de su equipo de gobierno, como la vicepresidente Márquez, y el canciller Leyva Durán.

*Con información de la AFP.