Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/9/2014 12:00:00 AM

SAI no condecora a Villegas, pero reitera agradecimiento

Álvaro Villegas, dueño de CDO, pidió no ser condecorado por su gremio. La SAI decidió acatar su petición y lo felicita.

Álvaro Villegas, dueño de CDO, no recibirá el reconocimiento de la SAI SAI no condecora a Villegas, pero reitera agradecimiento Foto: SEMANA.
En las afueras de sede de la Sociedad Antioqueña de Ingenieros (SAI) en Medellín, Ángela María Cantor ubicó una pancarta con la foto de Juan Esteban, su hermano fallecido bajo los escombros de la torre 6 del edificio Space.
 
Es la imagen de una paradoja y al mismo tiempo de una injusticia, dice ella, pues adentro de esas mismas oficinas el gremio de constructores en Antioquia pretendía condecorar a Álvaro Villegas, máximo accionista y dueño del conglomerado de empresas que construyeron el edificio que se vino abajo.
 
Desde la semana pasada, la SAI había planeado para la tarde de este martes una reunión de junta directiva en la que aprovecharían, a modo de homenaje, para nombrar como presidentes honorarios a Villegas y al arquitecto Laureano Forero Ochoa, quien también participó de los diseños de Space.
 
De inmediato algunas pocas víctimas y afectados del Grupo CDO, que suman más de 3.500, se indignaron y se fueron para la SAI a levantar la voz de protesta. En un comunicado divulgado antes del homenaje, el presidente del gremio, Diego Zapata Gómez, dijo que Villegas había solicitado no ser tenido en cuenta para recibir la condecoración.


Foto: Archivo Particular
 
“Por no considerar oportuno este reconocimiento, comedidamente le solicito de abstenerse de hacerlo, pues aunque esto obedece a una costumbre, en mi caso no lo tomaría la opinión pública como el reconocimiento a una labor por mi gremio, sino que lo confundirían con las dificultades que han afectado a quienes laboraron o fueron propietarios del edificio recientemente demolido”, escribió Villegas.
 
Líneas más adelante, el dirigente conservador y empresario dice: “Por lo tanto, queridos colegas, con el ánimo de no perjudicar a la SAI en su vida futura, les ruego borrar mi nombre del título presidente honorario de la Sociedad Antioqueña de Ingenieros y Arquitectos”.
 
Ante la petición de Villegas, la junta directiva de la SAI expresó que recibía y acataba la decisión, "no sin antes reiterar su más profundo agradecimiento por la exitosa labor que durante tanto tiempo han realizado los mencionados profesionales a beneficio del gremio”.
 
Tatiana Perea, una joven residente en el conjunto Colores de Calasanía, evacuado desde el año pasado, opina desde el andén de la SAI, que los constructores agremiados deberían dejar el cinismo a un lado. “Esto que iban a hacer aquí es un acto ridículo. Tanto CDO como el Estado tienen unas responsabilidades que parecen que están desconociendo”.
 
Las palabras de Ángela María Cantor fueron por la misma vía. “A Villegas lo condecoran porque son de la misma calaña, porque tienen los mismos preceptos éticos. Villegas es el dueño de la SAI. O más bien, la SAI es Álvaro Villegas con todos sus secuaces, entonces ¿qué más se puede esperar?”.
TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1888

PORTADA

Petro vs. López Obrador, ¿cuál es la diferencia?

El recién elegido presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha tenido una carrera muy parecida a la de Gustavo Petro. ¿Por qué uno pudo llegar al poder y el otro no?

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1889

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.