confidenciales

Atención: Carlos Andrés Trujillo, nuevo presidente del Partido Conservador

Reemplazará a Omar Yepes. Trujillo ya tuvo un encuentro con el presidente electo Gustavo Petro.


La Dirección Nacional del Partido Conservador eligió por unanimidad a Carlos Andrés Trujillo como nuevo presidente de la colectividad, en reemplazo de Omar Yepes.

La decisión se tomó después de varias horas de reunión en donde se revisaron las distintas postulaciones, pero finalmente se impuso Trujillo por su trayectoria en el Congreso y la alta votación que tuvo en las pasadas elecciones al Congreso.

Trujillo, cercano al presidente electo Gustavo Petro, asumirá las riendas de la colectividad en medio de la polémica que generó su reunión pocos días después de que el líder del progresismo ganó en la segunda vuelta presidencial.

Ahora, Trujillo deberá definir si el Partido Conservador se irá a la oposición, independencia o si será una colectividad de Gobierno. Sobre este tema hay varios posturas sobre la mesa y aún no se toma una decisión de fondo.

Sin embargo, Omar Yepes renunció a la dirección cuando conoció una carta de varios congresistas donde anunciaban su respaldo a la agenda legislativa del nuevo presidente de Colombia.

Este jueves, el Directorio Nacional de la colectividad le aceptó la renuncia que presentó Yepes, días atrás, por el malestar que le produjo el respaldo de algunos congresistas a la agenda legislativa de Gustavo Petro.

“Congresistas del Partido Conservador anuncian y firman respaldo (¿incondicional?) a la agenda legislativa que proponga el presidente Petro. En la reunión del Directorio Nacional Conservador que se reunirá el próximo jueves entregaré mi renuncia a la presidencia”, dijo Yepes el pasado 26 de junio.

La mayoría de congresistas está de acuerdo con que el Partido Conservador asuma una posición de independencia frente al gobierno, en los próximos 4 años, para que tengan la posibilidad de apoyar lo que consideren que es conveniente para el país y rechazar aquello con lo que no estén de acuerdo. Sin embargo, hay otros sectores que incluso defienden la posibilidad de ser coalición.