protestas

Bogotá fue nuevamente escenario de violencia, muerte y vandalismo por algunas protestas en tres puntos de la ciudad

En Suba, Portal de las Américas y Usme se vivieron fuertes enfrentamientos con el Esmad el lunes; en esta última localidad falleció un hombre de 32 años al parecer por un impacto con gas lacrimógeno.


Bogotá nuevamente fue escenario de protestas, a pesar de que el Comité del Paro anunció la suspensión de movilizaciones en todo el país, lo que deja ver que hay una desconexión entre algunos grupos que participan de estas jornadas y los miembros del comité.

Sin embargo, esta jornada no terminó de manera pacífica y tres puntos de la ciudad resultaron seriamente afectados por el vandalismo, los enfrentamientos con el Esmad y la ola de violencia generada por algunas personas.

En Usme, que tal vez fue el escenario más grave, fueron 17 horas de desmanes, de alteraciones al orden público y de enfrentamientos con el Esmad. Solo hasta la una de la madrugada de este martes cesaron los choques con la fuerza pública. De acuerdo con Ivonne González, directora de Diálogo Social de la Secretaría de Gobierno de Bogotá, “de acuerdo con denuncias de CBI y organizaciones de derechos humanos, hemos hecho un barrido por dos puntos de atención que habilitaron los manifestantes en el salón comunal Villa Nelly y Almirante Padilla. En el momento no tenemos un reporte oficial por parte de estas organizaciones sobre el número de heridos”.

Sin embargo, la misión médica que ha estado acompañando las protestas en Usme aseguró que en la jornada del lunes, que inició a las seis de la mañana “hemos tenido que atender bastante heridos de gravedad por intoxicación por gases lacrimógenos”. Asimismo, anunciaron que se han atendido “75 personas las cuales han tenido lesiones por proyectil de gas por algunas marcadoras y de igual forma por aturdidoras”.

Los miembros de esta organización denunciaron que en primeros auxilios se atendió a una persona “que fue impactada por un gas lacrimógeno en el pecho perdiendo la vida”.

Esta última víctima fue confirmada por el secretario de Gobierno, Luis Ernesto Gómez, y dio más detalles al respecto: “Sobre las cuatro de la tarde Jaime Alonso Fandiño, un hombre de 32 años, fue trasladado al CAMI de Santa Librada sin signos vitales. Después de un diálogo con la médica que lo atendió, al igual que con miembros de la comunidad y personas que brindaron los primeros auxilios, se estableció que recibió un impacto en el pecho por un objeto contundente muy probablemente a muy corta distancia”, dijo.

“El Cuerpo Técnico de Investigaciones de la Fiscalía, el director seccional de Fiscalías estuvo en el lugar recabando toda la información, los testimonios de primera mano. Hemos solicitado la mayor celeridad en el esclarecimiento de este caso. El cuerpo fue trasladado a Medicina Legal para una necropsia, que haga un dictamen de las causas del deceso”, agregó.

En redes sociales rondaron varios videos de la grave situación de orden púbico que se estaba viviendo en Usme.

Sin embargo, Usme no fue el único escenario de esta violenta jornada. En Suba, grupos de manifestantes mantuvieron fuertes choques con el Esmad, donde por el momento no se han confirmado número de heridos ni tampoco si hubo víctimas mortales.

En algunos videos, usuarios denunciaron lo que estaba ocurriendo en ese punto de la ciudad y en el Portal de las Américas, donde desde hace más de un mes y noche tras noche los habitantes son víctimas de esta violencia.