cauca

Hostigamiento a estación de Policía en Caldono, Cauca, por parte de disidencias de las Farc

Este hecho, al parecer, es protagonizado por la estructura criminal Dagoberto Ramos.


Por medio de las redes sociales, diferentes habitantes del municipio de Caldono, en el departamento del Cauca, están haciendo un llamado a las autoridades nacionales para que atiendan la emergencia que se está presentando desde primeras horas de la noche, por el ataque de grupos armados residuales contra la Fuerza Pública.

De acuerdo con la información conocida hasta el momento, se trataría de la disidencia de las Farc Dagoberto Ramos, que opera en esa zona, la cual está hostigando el puesto de Policía que hay en esta población, poniendo en riesgo también a sus habitantes.

Jhoe Sauca, líder social y defensor de derechos humanos en este municipio caucano y miembro de la comunidad indígena Kokonuko, fue uno de los primeros en poner en conocimiento esta situación, advirtiendo que la más afectada por estos hechos resulta siendo la población civil.

S.O.S Caldono Cauca en estos momentos es hostigado el puesto de policía, hay temor por posibles afectaciones a la población del casco urbano atrapada en medio del fuego cruzado, alerta instituciones garantes de DDHH”, indicó Sauca.

Así mismo, medios locales y comunitarios informan que este grupo armado residual está disparando indiscriminadamente y muchos disparos están impactando contra las viviendas cercanas al puesto de Policía.

Horas antes, en este mismo lunes -27 de junio- la comunidad indígena del territorio Sat Tama Kiwe en el municipio de Caldono tuvo un encuentro con miembros del Gaor Dagoberto Ramos, a quienes pidieron que se retiraran de su espacio, perteneciente también al pueblo Nasa, para evitar contratiempos y enfrentamientos con la Fuerza Pública.

Así mismo, por medio de las redes sociales, otras personas muestran lo que está pasando en este municipio caucano, donde al parecer se han registrado varios hechos violentos en las últimas horas.

“Fuertes hostigamientos contra la Fuerza Pública en el municipio de Caldono, norte del #Cauca. En esta localidad se registraron cuatro asesinatos violentos en las últimas horas. También hubo ataques armados, el pasado sábado, en el sector de Tunía, municipio de Piendamó”, dice otro trino.

Fuentes del Ejército Nacional confirmaron a SEMANA estos hostigamientos y ataques contra la Fuerza Pública, que también se registran en el corregimiento de Siberia, aunque por el momento se desconoce el saldo de afectaciones.

Una problemática que amenaza a los indígenas

La lucha por el territorio en municipios como Caldono (Cauca) es una problemática que desde hace décadas tiene en riesgo a las autoridades, indígenas y civiles de esta población, las cuales han tratado de proteger su hogar, mientras que las organizaciones armadas ilegales buscan apoderarse de estos, para el cultivo de coca.

A finales de mayo, Ribeiro Ipia, líder social y expresidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda Potrerillo en esta población, fue víctima de un atentado perpetrado con disparos de arma de fuego.

Mientras el hombre se movilizaba a la altura del corregimiento de Pescador, un grupo de sujetos armados lo abordó y le dispararon provocándole graves heridas. De acuerdo con las autoridades, Ipia fue trasladado de inmediato a un centro asistencial, mientras el hecho entró a ser materia de investigación.

Por otro lado, el sábado 5 de marzo fueron asesinados dos menores de edad, en el sector La Cucharita, ubicado en el municipio de Caldono, Cauca.

Este hecho fue denunciado por el líder indígena Feliciano Valencia, quien publicó una fotografía en su cuenta Twitter en la que se ve los cuerpos de los menores tendidos en el suelo tras la mirada de desconcierto de los vecinos.

Las víctimas fueron identificadas como John Edwin Bomba Chate y Jenifer Liseth Campo Campo, de acuerdo con la información aportada por el también exconsejero del Consejo Regional Indígena del Cauca (Cric).