nación

Iván Márquez: el jefe de la Segunda Marquetalia que sigue vivo y delinquiendo desde Venezuela

Este miércoles, fuentes militares confirmaron la muerte de Gentil Duarte, uno de los hombres de más autoridad en las disidencias que operan en zona fronteriza. Márquez, por su parte, sigue en la mira de las autoridades.


Este miércoles se confirmó la muerte de Miguel Botanche Santillana, conocido con el alias de Gentil Duarte, en Venezuela. Este hombre era, nada más y nada menos, cabecilla de las disidencias de las Farc. Inteligencia confirmó que murió en un atentado con explosivos en una zona ubicada en Venezuela. Duarte tenía 57 años, de los cuales casi 39 de ellos se dedicó a la delincuencia.

Sin embargo, hay un cabecilla que sigue vivo y delinquiendo desde la frontera: Iván Márquez, actualmente requerido por la justicia por los delitos de reclutamiento ilícito, homicidio en persona protegida, desaparición forzada agravada por la menor edad de la víctima, reclutamiento ilícito y homicidio en persona protegida.

Luciano Marín Arango, alias Iván Márquez, nació en 1955 en Florencia, Caquetá. A muy temprana edad, cumplidos los 22 años, entró a formar parte de las Juventudes Comunistas (JUCO) e incluso realizó estudios de Derecho en la Unión Soviética.

Tras la muerte de Jacobo Arenas, en 1990, terminó siendo parte del Secretariado Farc llegando incluso a asumir la vocería política de la organización guerrillera.

Recientemente, Juan Guaidó, en diálogo con SEMANA, respondió sobre qué información tienen acerca de su paradero: “No hay información precisa. Hay información de inteligencia que se ha podido compartir con los aliados que están en zona fronteriza, entre Táchira, Zulia y Apure”. Después, señaló que el gobierno de Maduro les ha puesto guardia personal a personas como alias Iván Márquez.

En 2021, SEMANA dio a conocer que los prófugos Iván Márquez, Jesús Santrich, El Paisa y Romaña ―quienes abandonaron el acuerdo de La Habana firmado entre las Farc y el gobierno de Juan Manuel Santos― se escondían en Venezuela. El Gobierno colombiano informó entonces que tenía información exacta de sus movimientos y de los campamentos en que se ubican estos disidentes, desde donde operan rutas del narcotráfico y planean acciones terroristas contra el país.

Cabe recordar que fue el 20 de julio de 2018 que Luciano Marín Arango, más conocido como Iván Márquez (jefe de la denominada Nueva Marquetalia), no se presentó a la posesión del nuevo Congreso de la República, en donde tenía una curul por cuenta del Acuerdo de Paz.

Tras no presentar ningún tipo de justificación por su inasistencia a la posesión, dejó de atender las llamadas y mensajes. Incluso, los integrantes del partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (Farc) no sabían nada del paradero del otrora excomandante guerrillero.

Iván Márquez.
Iván Márquez en entrevista con CM&. -Foto: captura de pantalla del noticiero CM&. - Foto: CM&

Márquez reapareció tiempo después anunciando el rearme en lo que bautizó como la Nueva Marquetalia, en un video en tono desafiante acompañado por El Paisa y otros disidentes que ya fueron abatidos.

Santrich

Seuxis Pausias Hernández, alias Jesús Santrich, falleció en mayo de 2021. El jefe guerrillero vivía confiado en ese territorio y, en ciertas ocasiones, se reunía con alias Iván Márquez. Santrich era buscado por las autoridades colombianas por terrorismo, secuestro extorsivo, entre otros, y era requerido en extradición por narcotráfico en una corte en Estados Unidos, señalado de participar en el envío de cargamentos de cocaína a ese país.

El Paisa y Romaña

En el mismo año, pero en el mes de diciembre, se conoció la muerte de alias Romaña y alias El Paisa, dos de los delincuentes más sanguinarios de las disidencias de las Farc.

Una fuente venezolana le dijo en su momento a SEMANA que Hernán Darío Velázquez, alias El Paisa, murió en el vecino país el 5 de diciembre en el estado de Apure, cerca de la frontera con Arauca y Vichada. El jefe de la disidencia de las Farc Segunda Marquetalia cayó en medio de una emboscada en la que habría sido atacado con explosivos.

Este medio conoció también en ese momento que dicha emboscada, al parecer, fue planeada y ejecutada por disidencias del frente décimo de las Farc, comandado por Gentil Duarte, en medio de una guerra territorial por el control del narcotráfico, tanto en Colombia como en Venezuela, que libran desde hace tiempo ambos grupos narcoguerrilleros.

En esos mismos días también se confirmó que Henry Castellanos Garzón, alias Romaña, de las disidencias de la Segunda Marquetalia, perdió la vida en el vecino país. Romaña fue parte del proceso de paz de La Habana, pero desertó, se rearmó y regresó a la clandestinidad al lado de Iván Márquez, exjefe negociador de las Farc.

Romaña fue abatido en similares circunstancias en las que dieron de baja a Jesús Santrich y alias El Paisa. Fue sin duda fue uno de los más temidos excomandantes de las Farc, era la cabeza del aterrador frente 53 de ese grupo criminal, y se encargó de sembrar el terror en toda la zona del Sumapaz; fue miembro del Estado Mayor Conjunto y también comandante del Bloque Mayor de las Farc. Se hizo tristemente célebre en el mundo delincuencial con las llamadas pescas milagrosas, un inhumano sistema de secuestro masivo que aterrorizó a los colombianos en todas las carreteras del país.