Tendencias
En caso que no se cumpla con la normatividad, la Policía Nacional aplicará las medidas correctivas.
En caso que no se cumpla con la normatividad, la Policía Nacional aplicará las medidas correctivas. - Foto: Twitter: @AreaMetroBga

nación

La nuevas normas para controlar el ruido de los negocios en Bucaramanga

Los comerciantes deberán garantizar que su actividad económica no genere una afectación a la sana convivencia.

La contaminación auditiva es uno de los principales riesgos ambientales que perjudican la salud de los seres humanos, según señala el reporte ‘Fronteras 2022: cuestiones emergentes de preocupación ambiental’, presentado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Por ello, en Bucaramanga (Santander) se han tomado medidas para evitar afectaciones a la salud de los bumangueses.

De acuerdo con las autoridades locales, durante el primer semestre del año en la capital santandereana, los ciudadanos interpusieron más de 460 quejas, debido a que los establecimientos comerciales constantemente exceden los niveles de ruido permitidos en la norma nacional, Resolución N.° 627 de 2006.

Ante esta situación y con el propósito de mejorar tanto la convivencia ciudadana como cuidar la salud de los santandereanos, la Alcaldía de Bucaramanga expidió el Decreto 0133, que tiene como objetivo “establecer normas para ejercer el control en la emisión de ruidos provenientes de establecimientos de comercio en el municipio de Bucaramanga”.

Es decir que ahora las autoridades ahora tienen más herramientas para controlar los niveles de ruido que se generan en la Ciudad Bonita y, de paso, poder sancionar a los infractores que, en este caso, serían comerciantes, administradores y/o arrendatarios de establecimientos comerciales.

“Los propietarios, administradores y/o arrendatarios que ejercen actividades económicas que implementan fuentes de emisión de ruido durante el desarrollo de la misma, deberán garantizar que durante su operación no excedan los niveles de ruido que perturben las zonas aledañas habitadas”, detalla el artículo segundo del Decreto 0133 de 2022.

En ese sentido, este grupo de personas, a partir de ahora, deberá presentar un informe técnico (emitido por un laboratorio acreditado ante el Ideam o autoridad competente) que garantice que su actividad económica no genera una afectación al ambiente en materia de emisión de ruido.

Dicho informe deberá cumplir con las siguientes especificaciones:

  • Se debe presentar previo requerimiento de la Secretaría de Salud y Ambiente, y este deberá cumplir los lineamientos establecidos en el artículo 21 de la Resolución N.° 627 de 2006 del Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial.
  • Deberá entregarse con destino a la Subsecretaría de Ambiente del Municipio de Bucaramanga, con copia a la Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga (CDMB).

Según indica la Alcaldía de Bucaramanga, quien no cumpla con lo exigido en el mencionado decreto será sancionado por la Policía, teniendo en cuenta lo establecido en el Código Nacional de Seguridad y Convivencia Ciudadana.

“Se verificará que las condiciones de tiempo, modo y lugar indiquen una perturbación evidente de la convivencia o sosiego, conforme lo dicho por la Corte Constitucional en Sentencia C-308 del 11 de julio de 2019″, destacó la entidad.

Si hay reincidencia al cumplimiento, la Policía Nacional remitirá un informe con las actuaciones realizadas y los soportes que permitan el inicio de los procesos administrativos y/o judiciales a que haya lugar, a la Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga (CDMB).

Cabe recordar que en lugares como talleres de mecánica automotriz e industrial, centros deportivos y recreativos, gimnasios, restaurantes, bares, tabernas, discotecas, bingos y casinos, los cuales son considerados como zonas con usos de ruido intermedio en los que se permiten como máximo 70 decibeles de ruido en el día y 60 decibeles durante la noche.