Tendencias

Home

Medellín

Artículo

Emergencias por lluvias en Antioquia.
Emergencias por lluvias en Antioquia. - Foto: Cortesía: Gobernación de Antioquia.

antioquia

Lluvias hicieron estragos en once pueblos de Antioquia: poblaciones incomunicadas; una estudiante desaparecida

En lo que va corrido del año, 57 habitantes del departamento han perdido la vida en medio de eventos asociados a las fuertes precipitaciones.

Las fuertes precipitaciones siguen golpeando fuertemente a los municipios de Antioquia. Con la llegada de la segunda temporada de lluvias, influenciada por el fenómeno de La Niña, cinco subregiones del departamento reportaron emergencias. De acuerdo con el reporte de los organismos de socorro, varias poblaciones están incomunicadas.

Hubo deslizamientos de tierra e inundaciones en los municipios de Peque, Barbosa, Donmatías, San Vicente, Amalfi, Amagá, Copacabana, Cocorná, Dabeiba, Belmira y Sopetrán. Mientras que en el norte del Valle de Aburrá sigue la búsqueda de una joven universitaria que fue arrastrada por una creciente súbita durante el fin de semana.

Las afectaciones se concentraron en el municipio de Peque, donde los movimientos en masa provocaron daños en las vías de la zona rural, por lo que campesinos de ocho veredas no tienen carreteras para movilizarse hacia la cabecera urbana. Este escenario golpea el abastecimiento de las familias y la distribución de la producción de alimentos.

En esta misma población hay escasez de agua a razón de que una avenida torrencial generó el colapso del acueducto hace una semana. De momento, los habitantes se están abasteciendo con una fuente hídrica cercana al pueblo. Según la administración de Peque, en las próximas horas se podría tener la estabilidad en el suministro de agua potable.

Una situación similar se vive en el municipio de Dabeiba donde más de 600 personas están incomunicadas debido a los múltiples deslizamientos de tierra que se desprendieron sobre los corredores viales, a razón de que estaban saturados de agua y no hubo posibilidad de filtración, por la ocurrencia de las lluvias que se han descargado en las últimas horas.

En esa misma subregión, una creciente del río Aurea generó el colapso de un hotel en Sopetrán. Las primeras averiguaciones dan cuenta que la emergencia fue generada por una socavación lateral en la infraestructura. El Consejo de Gestión del Riesgo de Desastres no reportó personas lesionadas, ni mucho menos desaparecidos.

Cosa contraria ocurrió en el municipio de Barbosa, donde una creciente súbita arrastró a dos personas, una de ella fue rescata y se mantiene la búsqueda de la otra. Ambas son estudiantes de la Universidad de Antioquia que estaban en una salida pedagógica al lado de uno de los afluentes que corren por el norte del Área Metropolitana.

Por otro lado, en los municipios de Belmira y Donmatías se presentaron inundaciones en el casco urbano. Mientras que Cocorná, San Vicente de Ferrer, Amalfi y Amagá hubo deslizamientos de tierras que afectaron corredores viales de las zonas rurales. De momento, se contabilizan más de 20 familias damnificadas por los movimientos.

Así las cosas, desde el primero de enero hasta el 26 de septiembre de 2022, se han presentado en Antioquia cerca de 496 eventos asociados a las fuertes lluvias. Esas emergencias han dejado un saldo de 57 personas fallecidas, una desaparecida, 159 mil afectadas. Así mismo, 409 viviendas han colapsado totalmente.

El director encargado del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo de Desastres de la región, Diego Fernando Peña López, anticipó que en los meses de octubre, noviembre y diciembre tendrán los mayores niveles de precipitaciones, como consecuencia de la segunda temporada de lluvias que arrancó en las primeras semanas de septiembre.

“Se vienen presentando lluvias importantes. Seguimos considerando que debe haber una alerta generalizada en todo el territorio departamental. En la última semana, registran que la subregión de oriente y norte tiene lluvias importantes acumuladas, lo que puede llamar la atención que si se presentan lluvias moderadas podría detonar en eventos”, dijo el funcionario.

Ahora bien, frente a la estabilidad de las carreteras, Peña López señaló que las entidades de la Gobernación de Antioquia están enfiladas para caracterizar las poblaciones afectadas con el fin de iniciar el proceso de apoyo logístico para remoción del material vegetal que se desprendió sobre las vías.