política

¿Cómo están las relaciones de Gustavo Petro con Venezuela?

Una de las principales propuestas de Gustavo Petro durante su campaña presidencial consistió en la reanudación de las relaciones diplomática entre Colombia y Venezuela, ¿qué pasará a partir de este 7 de agosto?


El presidente electo, Gustavo Petro, asumirá funciones oficialmente a partir de este domingo 7 de agosto, fecha en que tradicionalmente se lleva a cabo la posesión presidencial en Colombia. Su agenda de gobierno comprende diversas aristas, así lo dejó ver durante su campaña, sin embargo, hay un tema puntual en materia de política internacional que destaca: la recomposición de las relaciones con Venezuela.

El gobierno saliente fue enfático en no reconocer a Nicolás Maduro como mandatario de Venezuela. En su lugar, decidió apoyar a Juan Guaidó, quien se autoproclamó presidente interino del vecino país en 2019. No obstante, aunque en su momento también recibió el espaldarazo de un amplio listado de países, el dirigente chavista continúa en el poder.

Pero ahora la visión es completamente diferente. Gustavo Petro anticipó durante su campaña que reanudará las relaciones diplomáticas con Venezuela. Lo que falta por detallar es si existirán observaciones hacia el régimen o bajo qué dinámica operará este acercamiento entre los dos países. Por ejemplo, uno de los temas a tratar tiene que ver con la protección que ha denunciado el gobierno de Iván Duque por parte de Maduro hacia la Segunda Marquetalia. De hecho, el ministro de Defensa aseveró que Iván Márquez, jefe de esta organización, recibe atención médica en un hospital en Caracas.

Por ahora, lo cierto es que el gobierno entrante de Gustavo Petro tiene como objetivo tender puentes de diálogo con Nicolás Maduro. Adicionalmente, el nuevo mandatario busca normalizar las relaciones comerciales. En 2008, cuando Hugo Chávez cerró la frontera, las exportaciones desde Colombia ascendían a 6.000 millones de dólares anuales. Pero en el segundo semestre de 2009, en medio de las tensiones, se desplomaron a 150 millones de dólares, según Analdex.

El gobierno de Petro estima que si las relaciones se reactivan habría ingresos por 10.000 millones de dólares para Colombia y se generarían un millón de empleos. Sin embargo, hasta el momento no ha hecho ningún anuncio sobre el tema por respeto al aún mandatario Iván Duque.

Gustavo Petro Casa de Nariño.
Gustavo Petro se posesionará oficialmente como presidente de Colombia este 7 de agosto. - Foto: GUILLERMO TORRES REINA / JUAN CARLOS SIERRA

7 de agosto: la fecha para el “cambio”

La palabra “cambio” fue adoptada como una de las banderas del presidente electo. A partir de este 7 de agosto, una vez se posesione, uno de los primeros cambios tendrá que ver con las relaciones entre Colombia y Venezuela.

De hecho, el pasado 19 de junio, cuando Petro triunfó en la segunda vuelta, el mismo Nicolás Maduro envió un mensaje de felicitación: “Felicito a Gustavo Petro y a Francia Márquez, por la histórica victoria en las elecciones Presidenciales en Colombia. Se escuchó la voluntad del pueblo colombiano, que salió a defender el camino de la democracia y la Paz. Nuevos tiempos se avizoran para este hermano país”.

Si bien el hecho de que Petro reconozca a Maduro como presidente de Venezuela tiene tanto partidarios como detractores, la realidad es que resulta fundamental si el objetivo es retomar las relaciones bilaterales entre ambos países, al menos, en el corto plazo.

Hace unas semanas, el ministro de Relaciones Exteriores de Gustavo Petro, Álvaro Leyva, se reunió con el canciller venezolano Carlos Faría en la ciudad de San Cristóbal. Dicho encuentro fue calificado por Nicolás Maduro como “exitoso, virtuoso y extraordinario”.

“Fue una reunión virtuosa y de unión en el espíritu de Bolívar. Fue una reunión que nos dice que el futuro que viene va a ser mejor y Colombia y Venezuela nos reencontramos en paz, en amor, en libertad, viendo al futuro”, aseguró Maduro en ese momento.

La reunión entre los funcionarios duró unas tres horas y, de acuerdo con Nicolás Maduro, se abordaron 14 temas de interés binacional, como “las oportunidades que se abren para la toda la región fronteriza y occidental de Venezuela, los planes de paz y seguridad para toda la frontera, la apertura progresiva, económica y comercial, de la frontera y los planes hacia el futuro”.

Dicha reunión reforzó aún más la intención de Petro de reactivar con prontitud y en su totalidad las relaciones diplomáticas con Venezuela, pues desde antes de su posesión, ya estaba propiciando los primeros acercamientos con el régimen. Este movimiento fue recibido con los brazos abiertos por parte de Maduro, quien se ha manifestado en su cuenta de Twitter para dejar ver que comparte el objetivo de Gustavo Petro.

Colombia y Venezuela somos hermanas siamesas y tenemos que marchar juntas y unidas. Colombia y Venezuela tenemos que estar fusionadas, detrás de un solo ideal: la paz, la colaboración y la integración”, aseveró Maduro.

Nicolás Maduro Presidente de Venezuela
El presidente Nicolás Maduro también ha expresado su voluntad para reactivar las relaciones bilaterales con Colombia. - Foto: GETTY IMAGES

¿Por qué Nicolás Maduro no asistirá a la posesión de Petro?

En virtud de los acercamientos y las claras intenciones por recomponer la relación Colombia - Venezuela, se especulaba sobre la posible asistencia de Nicolás Maduro a la posesión de Petro, este 7 de agosto. Sin embargo, el dirigente chavista no estará presente.

La idea se descartó con el pasar de los días, pues el que organiza el acto de posesión es el actual gobierno del presidente Iván Duque, quien de forma tajante afirmó que, mientras él fuera mandatario, Nicolás Maduro no podía ingresar al país.

“Las posesiones de los presidentes se organizan con Cancillería y Casa Militar. Iván Duque, presidente de Colombia, no reconoce a Nicolás Maduro como presidente legítimo de Venezuela. Eso quiere decir que, mientras yo sea el presidente de la república, Nicolás Maduro no entrará a territorio colombiano”, aseguró Duque en entrevista con la directora de SEMANA, Vicky Dávila.

“Es un hecho”

La pasada reunión entre Álvaro Leyva y Carlos Faría concretó la postura del gobierno de Gustavo Petro en torno a la normalización de las relaciones con Venezuela. En consecuencia, el canciller del vecino país anticipó que “es un hecho”. Así mismo, dicho encuentro afianzó la voluntad ya contemplada durante las llamadas telefónicas entre Petro y Maduro.

“Los cancilleres expresaron su voluntad de avanzar en una agenda de trabajo para la normalización gradual de las relaciones binacionales a partir del próximo 7 de agosto, con el nombramiento de embajadores y demás funcionarios diplomáticos y consulares”, leyó el ministro designado luego luego de la reunión celebrada el pasado mes de julio.

Por su parte, el canciller venezolano Carlos Faría dijo: “Hemos acordado el establecimiento, una vez que llegue ese momento, inmediato de los embajadores que van a representar a nuestros países. A todos los equipos que deban estar trabajando en los diferentes consulados, tanto los que representan a Venezuela como a Colombia”.

De acuerdo con las declaraciones dadas en ese momento, se espera que uno de los grandes anuncios de Gustavo Petro, una vez se posesione, sea el nombre del embajador que se desplazará a Caracas para trabajar por la normalización de relaciones entre Colombia y Venezuela. Por ahora, algunos rumores apuntan a que esta persona sería Armando Benedetti, uno de los alfiles durante su campaña, sin embargo, aún hay expectativa frente a su confirmación.