El melocotón, el kiwi, el plátano y la manzana son las frutas más alergias producen.
Los expertos aconsejan consumir cinco raciones al día de fruta y verduras frescas. - Foto: Getty Images/500px

vida moderna

Cinco beneficios de consumir fruta en ayunas

Las frutas aportan un alto contenido de vitaminas y minerales al organismo.

Las frutas y las verduras son alimentos esenciales, casi que vitales para tener una vida saludable, ya que contienen nutrientes, vitaminas y minerales que ayudan al funcionamiento de todos los órganos que componen el cuerpo. De este modo, los expertos aconsejan consumir cinco raciones al día de fruta y verduras frescas.

De acuerdo con el portal web Salud 180, la fruta es principalmente la fructosa, una sustancia que se puede trasformar fácilmente en glucosa. A pesar de que esto puede parecer alarmante para las personas que padecen diabetes, los expertos en salud aconsejan consumir frutas ricas en agua y hacerlo en ayunas.

De hecho, los especialistas en nutrición del European Food Information Council, señalan que una de las mejores formas de que el organismo aproveche todos los nutrientes, es el consumo de fruta previo a cualquier comida principal y también en ayunas. Esto permite que el cuerpo asimile mejor todas las vitaminas que aportan las frutas en el organismo.

Por lo anterior, Salud 180 detalla algunas razones del por qué es mejor consumir fruta en ayudas y cuáles son sus beneficios:

  • Es más digerible: se recomienda consumir la fruta con el estómago vacío, ya que estos alimentos se dirigieren en el intestino delgado. De lo contrario, si se consume con el estómago lleno, la fruta se comienza a fermentar antes de ser digerida y esto puede provocar gases e inflamación.
  • Mejora la salud cerebral: la glucosa es uno de los principales combustibles para el cerebro. Por ello, los científicos de la Universidad de Ottawa, Canadá, señalan que cerca de dos terceras partes del total de la glucosa que recibe el cuerpo se destinan a las diversas funciones cerebrales y su compleja red neuronal.
  • Funciones cognitivas: un estudio publicado en el British Journal of Nutrition revela que ciertas partes del cerebro experimentan bajadas de glucosa a corto plazo, lo cual puede afectar las funciones cognitivas como la atención, la memoria y el aprendizaje. Para prevenir esto, se aconseja consumir una buena porción de fruta para iniciar el día, pues esto aportará mayor energía para cumplir con dichas funciones.
  • Mejora la digestión: la fruta está compuesta por la pectina que normalmente se encuentra en la cáscara y es por esta razón que se recomienda consumir la fruta entera, sin pelarla. En ese sentido, consumir una porción una hora antes de desayunar permitirá una mejor digestión durante el resto del día.
  • Optimiza el metabolismo: el consumir fruta en ayunas, sus vitaminas y minerales optimizan el metabolismo e incluso pueden acelerar la quema de grasa, según un estudio de la Universidad de Pittsburgh, de los Estados Unidos,

Frutas saludables para el organismo

Por su parte, la revista Men’s Health reveló que las cinco frutas más saludables para el cuerpo que se pueden consumir en ayunas:

  • Frambuesas: se destaca por su alto contenido en fibra. Asimismo, contiene cantidades importantes de vitamina C. También es apreciable su contenido en ácido fólico y vitamina E.
  • Uvas: esta fruta posee un alto contenido de antioxidantes y de vitaminas C, D, E y betacaroteno. Sobre el consumo, el portal portugués recomendó la ingesta de dos a tres raciones al día, lo que corresponde a 200 g de uva.
  • Guayaba: es rica en fibras, antioxidantes y otros nutrientes como la vitamina C, A y B.
  • Moras: aportan fibra, vitamina C, vitamina E, folatos, pigmentos naturales y ácidos orgánicos.
  • Fresas: aporta vitamina C, antocianinas y ácidos orgánicos.

No obstante, al igual que con cualquier alimento que se quiera incluir en la dieta diaria, es importante consultar al médico tratante o a un nutricionista sobre cuál es la mejor manera de consumir, y si las condiciones médicas ya existentes no son un impedimento para beneficiarse de todas las propiedades de los alimentos ya nombrados, pues la información antes dada de ninguna manera sustituye la asesoría médica.