salud

Diez posibles causas de un dolor de estómago después de comer

Esta afección puede evitarse con el consumo saludable de frutas y vegetales frescos, así como con una dieta balanceada.


El estómago es la parte del sistema digestivo que se encarga de descomponer los alimentos. Es un órgano que puede padecer múltiples enfermedades, unas más leves, como la gastritis y la úlcera, y otras más complejas y graves como el cáncer.

Con frecuencia, las personas padecen de dolor de estómago y en muchas oportunidades ocurre después de comer, una afección que puede evitarse al consumir una dieta balanceada y saludable con frutas y vegetales frescos. No comer alimentos picantes o grasosos y reducir las bebidas azucaradas o la cafeína también puede ayudar, precisa el medio especializado en salud Medical News Today.

Si se presentan otros síntomas o una molestia constante a pesar de realizar cambios en la dieta, puede tratarse de una afección médica, por lo que siempre es importante consultar con el especialista, pues puede derivarse de alguna enfermedad, según información de la Clínica Universidad de Navarra, en España.

Las causas que generan los malestares en el estómago pueden ser diversas y entre las más comunes están las siguientes:

1. Intoxicación alimentaria: uno de los síntomas clave de la intoxicación alimentaria es dolor de estómago. Cuando una persona se enfrenta a esta situación puede padecer vómitos, diarrea, falta de energía y temperatura alta. Las señales pueden aparecer unas pocas horas después de comer, pero también tomar días o semanas en presentarse.

2. Alimentos ácidos: los alimentos ácidos que irritarían el estómago incluyen jugos de frutas, quesos procesados y tomates. Encontrar alternativas, como reemplazar los jugos de frutas con agua o té, ayudaría a reducir el dolor de estómago.

3. Gas atrapado: cuando hay un gas atrapado el estómago puede sentirse tenso y molesto, o habría un dolor agudo. Las bebidas azucaradas y ciertos alimentos a veces causan hinchazón y gases, entre ellos: cebollas, fríjoles, repollo y brócoli. Cuando alguien mastica chicle, chupa dulces o come con la boca abierta, puede tragar aire, lo cual sería otra causa de gas.

4. Indigestión: una persona puede sufrir indigestión después de comer o beber. El estómago contiene ácido que descompone los alimentos. Algunas veces, esto irritaría el recubrimiento del mismo y causar indigestión. Los alimentos abundantes o grasos, la cafeína, las bebidas azucaradas y el alcohol pueden empeorar la indigestión. Según el instituto de investigaciones clínicas Mayo Clinic, la causa más frecuente de la indigestión es una afección conocida como dispepsia funcional o no ulcerosa, que está relacionada con el síndrome de colon irritable.

5. Alergia a los alimentos: hay personas que son alérgicas a ciertos alimentos. Estos pueden irritar el estómago y causar dolor después de comer. También a veces se presenta intolerancia a alguna comida. La intolerancia es una forma más moderada de una alergia, algunas de las más comunes incluyen gluten, trigo y lactosa.

Una forma de hacerle seguimiento a esta afección y para evitar que se continúe presentando, según Medical News Today, es llevar un registro escrito de los alimentos que se han consumido en cada comida, incluyendo bebidas y refrigerios y estar al tanto de cuando duele el estómago. Esto puede ayudar a determinar el alimento que causa problema.

6. Gastritis: esta enfermedad hace que el recubrimiento del estómago se inflame. Entre los síntomas están dolor de estómago, molestia, vómitos e indigestión. Cuando la gastritis es moderada se puede tratar en casa con medicamento y cambios en la dieta. Eliminar los alimentos ácidos y comer comidas más pequeñas durante el día ayudaría.

7. Enfermedad inflamatoria intestinal: esta enfermedad provoca que el intestino se inflame y puede causar diversos síntomas, entre ellos, el dolor de estómago. Se trata de una afección a largo plazo que requiere tratamiento con medicamentos y cambios en el estilo de vida.

8. Úlcera estomacal: esta es una lesión que se desarrolla en el recubrimiento del estómago, que puede causar ardor y normalmente es ocasionada por una infección. También pueden ser el resultado de medicamentos que incluyen la aspirina si se toma frecuentemente durante un período prolongado. Se tratan con un medicamento que elimina el ácido, con o sin antibióticos.

9. Cálculos biliares: son trozos de un material duro que se forman en la vesícula. Si bloquean un ducto biliar, pueden causar dolor agudo y repentino. El tratamiento es con medicamento o cirugía, dependiendo de la gravedad de la afección.

10. Tiroides hipoactiva: la glándula tiroides produce hormonas que le dicen al cuerpo cómo funcionar. Una tiroides hipoactiva puede causar problemas médicos que pueden afectar los huesos, músculos y corazón. Algunos síntomas de esta afección son dolor de estómago y diarrea. Otros incluyen problemas para dormir, pérdida de peso y ritmo cardíaco acelerado.