evento

El carnaval de Barranquilla: virtual y bajo toque de queda

La situación no da para considerar actividades presenciales. Por ende, el segundo carnaval de Latinoamérica se desarrollará virtualmente en 2021 y con medidas que aseguren el cumplimiento de los cuidados sociales.


En Brasil, los anuncios golpearon, pero ante las cifras elevadas de contagios, la prudencia prevaleció incluso cuando la presidencia no parece ponerle mucho cuidado al peligroso covid-19. En Colombia, cuyo manejo ha sido de altas y bajas, y donde las cifras preocupan, los pasos a seguir son los mismos: cerrar la puerta a congregaciones sin tratar de apagar el espíritu del carnaval.

Por eso, el carnaval de Barranquilla en Colombia, el segundo más importante de Latinoamérica después de Rio de Janeiro, será virtual y la ciudad caribeña estará bajo toque de queda debido a la pandemia, informó el alcalde local este viernes.

Desde el sábado 13 de febrero a las 6 de la tarde hasta el lunes 15 a las 5 de la mañana, habrá restricción a la movilidad en la ciudad y solo se podrá salir para atender necesidades esenciales como la compra de alimentos o medicinas. Además quedará prohibida la venta y consumo de licor en esas fechas.

“No podemos bajar la guardia, porque esta guerra aún no termina. No es momento de fiestas. Hagamos el esfuerzo de cuidarnos, para que prevalezca la vida”, escribió en Twitter el alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo.

Declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2003, el carnaval comienza tradicionalmente el sábado anterior a la celebración católica del miércoles de ceniza, primer día de Cuaresma.

En medio de la pandemia del covid-19, este 2021 la ciudad organiza eventos sin público y transmitidos por internet desde el 23 de enero hasta el 14 de febrero.

Desfiles, comparsas y conciertos que antes recorrían las calles de la capital del departamento del Atlántico esta vez sólo podrán verse por plataformas digitales.

Colombia detectó el primer caso de coronavirus el seis de marzo de 2020, un mes después del carnaval que ese año reunió más de 2 millones de espectadores y movió casi 114 millones de dólares.

Sin tener las dimensiones del carnaval de Rio de Janeiro, la fiesta barranquillera es la más importante de Colombia y existe desde fines del siglo XIX.

De raigambre popular, la celebración se caracteriza por la música y los disfraces, sobre todo de animales que vienen de la mitología de campesinos y pescadores de los valles del río Magdalena.

Con 50 millones de habitantes, Colombia es el segundo país con más casos de covid-19 (2.100.000) en Latinoamérica y el tercero con mayor número de muertes (55.400).

*Con información de AFP