Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/27/2009 12:00:00 AM

Mensajero equivocado

Mensajero equivocado Mensajero equivocado
La carta del presidente de la Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación, Eduardo Pizarro, en la que culpa a los congresistas Guillermo Rivera y Juan Fernando Cristo de hundir la ley de víctimas, causó revuelo por varias razones. Primero, porque Rivera y Cristo se dieron la pela hasta el último momento por sacar adelante el proyecto. Segundo, porque no es propio de sus funciones hacer públicas sus percepciones sobre las decisiones de los congresistas. Y tercero, porque la misiva fue enviada a los periodistas desde el correo electrónico de la oficina de prensa del Ministerio del Interior.
Por si fuera poco, en la carta Pizarro señaló erróneamente que los dos congresistas liberales no acogieron la iniciativa de la Cámara de incluir la restitución de tierras como parte de la reparación de las víctimas. Pero no fue así. En el texto que Cristo y Rivera llevaron a la conciliación y que luego se hundió, el capítulo de tierras sí estaba presente.

EDICIÓN 1911

PORTADA

La mala hora del Grupo Aval

El grupo económico más grande del país enfrenta uno de sus momentos más difíciles por cuenta de actuaciones de la justicia colombiana y de Estados Unidos. Las consecuencias pueden ir más allá de los intereses del banquero.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1911

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.