reforma tributaria

Este es el nuevo impuesto que el presidente Gustavo Petro quisiera incluir en la reforma tributaria

Durante el Congreso de la Andi, el presidente dijo que, aunque al ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo, no le gustaría meter impuestos territoriales, sería necesario que el país pensara en un tributo que hiciera diferencia entre una casa y un lote de engorde. ¿Quién podría incluirlo?


Como un paréntesis dejó el presidente Gustavo Petro la propuesta de un impuesto predial diferencial, durante su intervención en el congreso de la Asociación Nacional de Empresarios (Andi), que se realizó esta semana en Cartagena, con la participación de empresarios y varios representantes del nuevo gobierno.

“José Antonio Ocampo me ha dicho que no nos metamos con impuestos territoriales”, dijo el mandatario, luego de lo cual, argumentó las razones por las que Colombia tendría que tener un impuesto con características diferentes en la ciudad y en el campo”.

Desde su perspectiva, para el caso de la ciudad ya está claro, pues, “no es lo mismo tener un lote de engorde que una casa. El lote debe pagar más, porque la casa un fin social, y es proporcionarle un techo a quienes la habitan”. En cambio, agregó el mandatario, el lote de engorde, y mayor aún, si está en la ciudad, donde existen necesidades locativas para hacer oficinas o apartamentos, “el dueño de esa tierra improductiva no está dejando que esa área tenga un fin social respecto a la ciudad”.

Los corruptos lo primero que hacen es comprar haciendas

El presidente Petro puso como ejemplo el caso de “los narcotraficantes o de los corruptos”, que tan pronto consiguen dinero en la ilegalidad, salen a comprar una hacienda.

El mandatario argumentó ante los empresarios del país asociados en la Andi, que “la tierra es un medio de producción”, y que son los industriales los primeros llamados a tener presente esa realidad que fue distorsionada. “Colombia no ha hecho una reforma agraria porque se sigue manteniendo la idea de que el poder y la riqueza consiste en tener tierras”. A su juicio, “Si se quiere industrializar a Colombia hay que modernizar el campo”.

El mapa muestra el nivel de desactualización catastral en áreas rurales, lo que, a su vez, impacta la posibilidad de producción en el campo.
El mapa muestra el nivel de desactualización catastral en áreas rurales, lo que, a su vez, impacta la posibilidad de producción en el campo. - Foto:

¿Quién podrá incluirlo?

Y fue en ese contexto en el cual argumentó que deja abierto el camino para que el Congreso de la República, y los mismos empresarios, en el debate a la reforma tributaria que apenas empieza a calentar motores, se analice y debata sobre un impuesto predial diferencial “a la productividad de la tierra”.

No obstante, la reforma tributaria, como la radicó el Ministerio de Hacienda, solo incluye impuestos nacionales, sin tocar la territorialidad. Por lo tanto, al parecer, la tarea se la dejan al Legislativo y, de hecho, una fuente cercana al trámite de la iniciativa del Gobierno para recaudar más de 25 billones de pesos, confirmó que la propuesta podría ser agregada en el Congreso, en la ponencia que está en proceso de elaboración, para que el proyecto de ley tenga el primer debate en una de las comisiones económicas.

El catastro multipropósito

Uno de los pilares de la política agraria que plantea Petro es el catastro multipropósito, el cual, durante el gobierno saliente, avanzó hasta un 40 %, de un 60 % que estaba previsto en el Plan de desarrollo del hoy expresidente Iván Duque.

El territorio colombiano tiene 114 millones de hectáreas con diferentes usos. Lo que se conoce como suelos agrícolas, son 11,3 millones de hectáreas, de las cuales, solo se aprovecha el 35 por ciento. Ocho millones de hectáreas tienen vocación ganadera, pero a ello se dedican 38 millones de hectáreas.