Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/9/2003 12:00:00 AM

Entre balas y sotanas

Esta semana monseñor José Luis Serna Alzate rinde indagatoria ante la Fiscalía que lo sindica de nexos con la guerrilla. ¿De qué se le acusa?

Entre balas y sotanas Entre balas y sotanas
Pues por supuesto hijo que yo sí he tenido relaciones con la guerrilla y con sus máximos comandantes. Y no con dos o con tres, no hijo, sino con muchos: con los de todos los grupos, desde el M-19, pasando por el EPL, el ELN y naturalmente los de las Farc". Monseñor José Luis Serna Alzate, obispo emérito de El Líbano, Tolima, habla con una dosis de serenidad que contrasta con el monumental problema en el que ahora está inmerso: el jueves de esta semana rinde indagatoria ante la Fiscalía, que lo investiga por el delito de rebelión.

Esta es la acusación más grave de la Fiscalía contra un obispo de la Iglesia Católica y uno de los más reconocidos mediadores de paz de Colombia. El ente acusador se basa en los testimonios de un subteniente de la Policía y de un ex guerrillero. Paradójicamente, hasta hace poco tiempo, ambos estuvieron en orillas opuestas en el conflicto armado pero hoy están de acuerdo con las acusaciones que le hacen al jerarca religioso. Se trata de Carlos Eladio Ladino, subcomandante de la estación de Falan, norte de Tolima; y de dos desmovilizados, Juan de Jesús García Salazar y José Alexander Daza.

Ellos le contaron a la Fiscalía que la red logística de los Bolcheviques de El Líbano, grupo del ELN, es sustentada por monseñor Serna Alzate. Incluso dieron detalles de su supuesta amistad con 'Jerónimo', comandante del grupo. "Los vínculos entre estas dos personas son muy estrechos pues al parecer monseñor le maneja todas las propiedades al ELN", dijeron los testigos a la Fiscalía. La relación, según el expediente, es tan estrecha que monseñor le lleva personalmente a 'Jerónimo' "whisky y arroz chino, la comida predilecta de este guerrillero".

Daza, quien militó en el grupo de los Bolcheviques durante seis años, fue más allá y testificó que él mismo vio en varias ocasiones a monseñor entregándole dinero a 'Jerónimo' "pues monseñor era el que llegaba con la plata de los secuestros".

Esta es la primera vez que semejantes acusaciones forman parte de un proceso judicial pero no tienen nada de original en las poblaciones de Caquetá y Tolima, donde el obispo ha ejercido su ministerio durante 40 años. "Lo que ahora dicen en los medios del padre es lo mismo que yo he escuchado en los cafés tomando tinto, dice un poblador de El Líbano. Pero, ¿de qué persona que se pone a ayudar a los secuestrados no dicen cosas? Dicen que es guerrillero, que lo hace por plata...".

Serna Alzate sonríe cuando se le enumeran las sindicaciones. "Hijo, a estas alturas de mi vida a mí ya pocas cosas me sorprenden". Afirma que todos esos comentarios son una tontería ante la inmensa alegría que guarda en su memoria por los agradecimientos de los 54 secuestrados que gracias a sus gestiones han recobrado la libertad. "Como les consta a los familiares y a las víctimas, todas han sido con carácter humanitario". "Yo doy fe de eso, dice una persona que estuvo secuestrada y que tras la gestión del padre volvió a la libertad. En mi caso el padre habló con la guerrilla, me liberaron y nunca a él se le dio un peso".

"En su caso se está cometiendo una injusticia enorme. Yo he trabajado con él durante seis años, desde los tiempos del ex presidente Ernesto Samper Pizano, cuando se fundó en el departamento la comisión de Diálogo y distensión, y puedo poner las manos en el fuego por su inocencia", dice el gobernador del Tolima, Guillermo Alfonso Jaramillo.

El compromiso del obispo con la paz, relata el gobernador, está en el hecho de que él fue quien logró hace seis años el pacto de paz entre los paeces y las Farc. "Habló con las partes y no tomó un descanso sino hasta que dejaron de matarse, Ese modelo de pacificación ha obtenido galardones internacionales y el cese al fuego absoluto es un hecho verificado por la Cruz Roja Internacional. "La vida del obispo no es para criticarla sino para ponerla de ejemplo. Si así fueran todos los colombianos no estaríamos en guerra".

La mayor parte de la vida del obispo siempre ha transcurrido entre los serenos ambientes religiosos y entre el violento fuego de la guerra del país. Nació en 1936 en Aranzazu (Caldas). En 1955 entró al seminario, viajó a Roma, donde estudió cuatro años hasta que fue ordenado en 1961, en el reinado del papa Juan XXIII. Fue enviado a Colombia y de la capital italiana entró a las selvas del Caquetá. Su labor ministerial coincide con el surgimiento y crecimiento de las Farc. "Los he conocido durante toda mi vida. Bueno, digo creo conocerlos, porque a veces pienso que a ellos no los conoce realmente nadie, son colombianos con una organización a veces inexpugnable, muy duros aunque yo no soy quién para juzgarlos".

Y eso que seguramente hay pocas personas en el país que hayan tenido tantas relaciones con ellos. "Fui muy cercano a 'Jacobo Arenas', pues fui una de las primeras personas que lo visitó en Casa Verde para hablar de paz". En efecto, Serna Alzate fue el primer comisionado de Paz del presidente Belisario Betancur, por lo que no existe organización insurgente que él no haya visitado.

"Han sido siempre relaciones en busca de la convivencia, en misiones pastorales o en gestiones humanitarias para buscar liberaciones", dice el prelado. Así no lo ven otras personas, quienes consideran que el trasegar del padre cruzó la frágil línea que separa las gestiones humanitarias con la simpatía o estrecha relación con la guerrilla. "¿Por qué cuando usted estuvo en el Caquetá las Farc crecieron tanto? ¿Por qué se disparó el secuestro?", le reclamó Carlos Castaño, a principios de 2001, cuando se entrevistó con él en el Nudo del Paramillo. "Yo le respondí que nadie como él sabía lo complejo que era la guerra para que sacara una conclusión tan simplista. Estuvimos hablando, lo escuché con respeto como él lo hizo conmigo. Al final le dije que ojalá pronto volviera por el camino de Dios", relata el padre.

"Yo creo que todas las acciones que ha hecho el padre en el departamento han estado guiadas por principios pastorales", dice Antonio Melo, director de El Nuevo Día, el rotativo más influyente del Tolima. "Por lo que lo conozco puedo decir que jamás ha violado la ley", añade el senador Samuel Moreno Rojas, uno de los congresistas que más ha trabajado en el tema de la paz.

De cualquier manera, si el padre ha recibido dinero por sus gestiones de mediación, en la actualidad este hecho tampoco es delito tal como lo estipula la Ley 733 de 2002 que derogó el artículo 172 del Código Penal vigente. Hoy, si la mediación se hace por razones económicas no constituye delito más allá de la sanción moral o ética que pueda hacer la sociedad. Eso sí, está claro que una cosa es ser mediador y otra cómplice del secuestro, como haber participado en su planeación y ejecución, hecho difícil de imaginar en un religioso retirado que sufre mal de Parkinson. "Lo cierto es que aquí damos fe de que él es una de las personas que más se preocupa por los secuestrados en Colombia", asegura un miembro de la oficina jurídica de la Fundación País Libre.

De cualquier manera la decisión que tome la Fiscalía tendrá una gran incidencia, no sólo porque la Iglesia desempeña un papel fundamental en la actualidad en la mediación entre gobierno y actores del conflicto sino por el respeto que mantiene el presidente Uribe con este poder. "Pase lo que pase, al presidente Uribe hay que apoyarlo porque es un hombre bueno que está haciendo las cosas con mucho esfuerzo", dice el sacerdote sobre el jefe del Estado.

EDICIÓN 1874

PORTADA

La orquesta del Titanic

Para tomar decisiones en el Consejo Nacional Electoral son necesarios 6 de los 9 votos. Cinco de esos votos ya están listos contra la posibilidad de que exista una candidatura viable de centro. La determinación del Consejo Nacional Electoral no será jurídica, sino exclusivamente política.

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com