Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/28/2019 10:18:00 PM

¿Por qué está temblando tanto en el país?

Desde la semana pasada se han sentido diversos episodios sísmicos a lo largo del territorio nacional. SEMANA habló con Marta Lucía Calvache, directora técnica de Geoamenazas del Servicio Geológico Colombiano, sobre estos sucesos. Le explicamos.

¿Por qué está temblando tanto en Colombia? “Es como cuando uno se enferma de la vesícula. ¿Por qué es tal día a las 8:00 am es que uno se da cuenta de que le empieza a doler? Pues porque ahí llegó un momento en que ya las condiciones de la vesícula no resisten más y se inflama generando dolor. Es lo mismo”, señala Calvache. Foto: León Darío Pelaez

El pasado martes 22 de enero los santandereanos recibieron el día con un temblor. Algunos se vieron sorprendidos por la forma en que despertaron, pues un sismo de 4,5 en Los Santos hizo tambalear a todo el área metropolitana de Bucaramanga durante 13 segundos.

Puede leer: Sismo de 4,5 sacudió a Santander

La noche del día siguiente, miércoles 23 de enero, el suelo se movió en varias regiones del país. Si bien el sismo tuvo también su origen en Santander, se alcanzó a sentir hasta Bogotá. Tuvo una magnitud de 5.4, sobre las 10:04 de la noche y una profundidad de 158 kilómetros. Los municipios más cercanos al epicentro fueron Zapatoca, Los Santos y Betulia.

Lea: Fuerte temblor de 5.4 grados se sintió en varias regiones del país

Este sábado, un fuerte movimiento telúrico de origen volcanotectónico sacudió al país. A las 7:32 de la mañana se registró el temblor que tuvo como epicentro el volcán Nevado del Huila, según informó el Servicio Geológico Colombiano. La intensidad fue de 5.4 grados en la escala de Richter. El temblor se sintió en Bogotá, Florencia (Caquetá), Popayán, Silvia (Cauca), Soacha, Fusagasugá, Funza, Facatativá, Tenjo, Chía, Girardot (Cundinamarca), La Plata, Neiva (Huila), Mocoa (Putumayo), Armenia (Quindío), Pereira, Santa Rosa de Cabal (Risaralda), Herveo, Espinal, Ibagué, Planadas, Gaitania (Tolima), Cali, Palmira, Pradera, Riofrío, Ulloa, Jamundí, Florida (Valle del Cauca).

La autoridad precisó que si bien es cierto que los sismos están localizados en el área de influencia del volcán Nevado del Huila, la cual es una zona tectónicamente activa, estos eventos no se localizan debajo del edificio volcánico y no han afectado otros parámetros del monitoreo volcánico. "No se ha modificado el nivel de actividad del volcán, el cual continua en amarillo o nivel III", indicaron.

Vea también:  Fuerte sismo en el Volcán Nevado del Huila sacude al sur del país

Y este lunes la tierra se movió una vez más. Hacia las 4:07 de la tarde, el sismo alcanzó una magnitud de 5.0 y su epicentro fue Planadas, Tolima. ¿Qué está sucediendo?

Lea también: Temblor de 5.0 sacudió varias zonas del país

Según Marta Lucía Calvache, directora técnica de Geoamenazas del Servicio Geológico Colombiano, hay varias razones que explican los movimientos que durante los últimos días han podido percibir los colombianos.

“Cuando ocurre un sismo de unas magnitudes un poquito más grandes se siente en muchos sitios. En general, la razón de por qué está temblando es porque las características geológicas de Colombia hacen que las montañas estén creciendo”, explica Calvache. “Para hacer eso se necesita que se acumule energía en ciertos sitios, energía que se está acumulando todo el tiempo”, añade, diciendo que en este mismo momento la energía para sismos futuros ya está acumulando.

“Es como cuando uno se enferma de la vesícula. ¿Por qué es tal día a las 8 de la mañana es que uno se da cuenta de que le empieza a doler? Pues porque ahí llegó un momento en que ya las condiciones de la vesícula no resisten más y se inflama generando dolor. Es lo mismo”, señala.

Sin embargo, aclara que no todos los movimientos telúricos que se han presentado desde la semana pasada están relacionados. Algunos han sido simple coincidencia. Unos temblores “están pasando en el departamento de Santander, que tiene sus propias características y genera sus propios sismos, y los del Tolima son en otra parte”, explica para decir que sencillamente la liberación de energía de las fallas geológicas ha coincidido.

Sobre lo sucedido el sábado y este lunes, señala que empezó a temblar en Planadas, Tolima cerca al nevado del Huila “porque en ese momento ya las rocas no resistieron más, (la energía) empezó a romper y se empezaron a generar los sismos” y así ha continuado. “Llevamos dos, tres días en los que hay muchos sismos en una zona. No todos los sismos son exactamente en el mismo lugar sino que sus sucesos se vuelven como una nube”, indica.

El nivel de actividad del volcán nevado del Huila continúa en nivel amarillo o nivel tres. Por los movimientos empezó a correr el rumor de que podrían generarse avalanchas en cuencas de cuerpos hídricos como el río Páez, situación que se generó en 1994.

Sin embargo, el Servicio Geológico Colombiano mediante un video aclaró la situación dando un parte de tranquilidad a los ciudadanos, señalando que la probabilidad de que algo así suceda en este momento es mucho menor a como lo fue 22 años atrás.

Del sismo ya se han registrado más de 5.100 réplicas.

¿Qué hacer durante un temblor?

SEMANA le explica qué debe hacer antes, durante y después de un movimiento telúrico. Estas son algunas recomendaciones de los expertos.

ANTES

  • Verifique la sismorresistencia de la vivienda: Si la vivienda es producto de autoconstrucción familiar y/o fue construida antes del año 1998, muy seguramente no cuenta con sismorresistencia. Si no está seguro de la forma como fue construida, solicite apoyo a la oficina de planeación de la alcaldía municipal.
  • Si la vivienda es sismorresistente, ubique los sitios seguros: Estos son: columnas y sitios a alejados de ventanas, lámparas, muebles u objetos que puedan caer, volcarse o romperse. Durante un sismo, muchas personas resultan lesionadas por objetos que caen dentro de su propia vivienda.
  • Si la vivienda NO es sismorresistente, ubique lugares seguros en el “exterior”: busque áreas en lo posible despejadas, lejos de árboles altos, postes, cables y fachadas de edificios, los cuales serán usados como “Punto de encuentro”.
  • Verifique el estado de la estructura: busque grietas en paredes, techos, columnas; verifique estado de cielos rasos y otros elementos no estructurales, fugas en tuberías, daños en redes y cableado y todo aquello que represente peligro en la edificación. Sobre estos hallazgos se deberán adelantar acciones correctivas.

¿Qué hacer durante el sismo?

  • Si está en una construcción sismorresistente, ubíquese cerca de columnas, bajo un escritorio o en las zonas demarcadas como seguras, siempre lejos de vidrios o elementos que puedan caer.
  • Si se encuentra en una construcción informal, trate de salir de inmediato, durante la salida, vigile su entorno para identificar peligros durante la evacuación.
  • Nunca use ascensores para evacuar.
  • No se ubique bajo los marcos de las puertas, ya que no es un lugar seguro, el marco ayuda a disipar la energía del sismo, por lo cual puede romperse y colapsar.
  • Si está en una silla de ruedas, ubíquese al lado de una columna o lugar seguro, frene la silla y proteja su cabeza con los brazos. Asegúrese que en su lugar de estudio y trabajo, cuenten con medidas específicas para apoyarle en la evacuación.
  • Si está en su vivienda y sólo si es posible, abra la puerta principal y de las habitaciones, ya que se podrían trabar y dejarle a usted y su familia encerrados.
  • Si está acostado y no puede dirigirse a un sitio seguro, permanezca en la cama o a un costado y proteja con los brazos o almohada su cabeza.
  • Si está en la calle, observe su entorno y busque un lugar seguro. Procure estar lejos de postes y cables. Aléjese de las fachadas pues pueden caer partes de la misma como ladrillos o vidrios, con precaución diríjase al centro de la calle, tenga cuidado con los vehículos, es muy posible que los conductores no hayan sentido el sismo.
  • Si va conduciendo un vehículo en las calles y percibe un sismo, reduzca la velocidad y en lo posible deténgase en un lugar seguro (alejado de postes, cables, vallas).
  • Si va conduciendo por una autopista urbana, no se detenga, baje la velocidad y busque bahías, bermas u otros lugares seguros donde pueda parar.
  • Si va conduciendo por carretera, baje la velocidad pero no se detenga, encuentre un lugar seguro para estacionarse, en lo posible busque información con las concesiones o a través de números telefónicos, acerca del estado de vías luego del sismo. En Colombia, el número de policía de carreteras es # 767.
  • Si va conduciendo en un túnel, baje la velocidad y en lo posible busque los nichos de parqueo internos para detenerse, no salga del vehículo hasta que el sismo haya terminado, luego salga del túnel, baje la velocidad y busque información del estado de vías.
  • Si va conduciendo en un puente, baje la velocidad y procure no detenerse hasta bajar de él, los puentes no son lugares seguros en sismos.
  • Si se encuentra en un lugar público como un teatro o cine, quédese en su silla, proteja la cabeza con sus brazos y espere a que el sismo termine, luego evacúe. Conserve la calma y procure que los demás también lo hagan, si se presenta una asonada (estampida) producto del pánico, no se quede quieto en un punto fijo, muévase con todas las personas, alce a los niños pequeños. Siga las instrucciones del personal de seguridad y logística.
  • Si está en la costa y el sismo fue tan fuerte que fue difícil mantenerse en pie, evacue lejos de la costa en busca de sitios altos, el sismo pudo haber generado un tsunami, tendrá algunos minutos para ponerse a salvo.

DESPUÉS

  • Verifique su condición física, la de su familia y personas cercanas, si puede, ayude a las personas que lo requieran y que vea en superficie (no bajo escombros) y espere la ayuda de los organismos de socorro.
  • Si aún está en su vivienda y ante sismos fuertes, corte los suministros de gas, energía y agua. Si percibe olor a gas, evite accionar interruptores o encender fósforos, abra ventanas, dé aviso a los bomberos y diríjase hacia una zona segura.
  • Revise su vivienda en busca de señales de posible colapso o de daño estructural grave, tales como: grietas en paredes, columnas y placas de techo, estructura inclinada, grietas externas en el suelo.
  • Si el sismo ha provocado el colapso de estructuras y se tienen indicios de personas atrapadas bajo los escombros, no trate de rescatarlos, puede poner en riesgo su vida y la de otras personas.
  • Manténgase informado a través de la radio acerca del estado de su región, daños e instrucciones impartidas por las autoridades.
  • Si quedó encerrado, mantenga la calma y busque ventanas u otros medios para indicar que está allí y que requiere ayuda. No improvise vías de evacuación que puedan ser peligrosas. Si tiene posibilidad, comuníquese por medio de mensajes de texto desde su celular, es más efectivo que tratar de llamar, pues las redes estarán colapsadas.
  • Si usted está atrapado en los escombros, pero no tiene partes de su cuerpo presionadas, trate de proteger boca y nariz para no inhalar polvo. Trate de buscar salidas o señales que le indiquen una posible ruta de evacuación. Si tiene heridas con hemorragias, haga presión directa sobre la herida con un trozo de ropa o pañuelo. Evite gritar, es poco probable que su voz sea suficiente para que lo escuchen, si tiene un silbato, úselo, o busque elementos metálicos que pueda golpear.
  • Si al salir a la calle, encuentra postes en el piso y cables eléctricos, tenga cuidado de no tocarlos o moverlos.
  • Si está atrapado y alguna parte de su cuerpo está presionada por escombros, mantenga la calma al máximo posible, el estrés afecta y desgasta considerablemente el estado físico. Permanezca atento a ruidos que le indiquen la presencia de organismos de socorro, es posible que oiga llamados, busque la manera de que le oigan, si puede golpear objetos metálicos, lance señales sonoras periódicamente. Controle su respiración con un ritmo lento, profundo y sostenido, esto ayudará a disminuir el estrés y aumenta las probabilidades de supervivencia.



Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1929

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.