política

¿Por qué van a la cárcel los jóvenes que protestan? Petro reclama por condena de miembros de la primera línea

El secretario de Gobierno de Bogotá respondió a la queja del líder del Pacto Histórico.


El precandidato a la Presidencia de Colombia para las elecciones de 2022, Gustavo Petro, quien también lidera el movimiento Pacto Histórico del cual forman parte Iván Cepeda, Francia Márquez, Armando Benedetti y Roy Barreras, entre otros políticos de centroizquierda e izquierda del país, arremetió contra la decisión de una juez de enviar a la cárcel a un grupo jóvenes que participaron en las manifestaciones del paro nacional del presente año.

¿Por qué van a la cárcel los jóvenes que protestan y quienes les disparan de civil van es a reuniones políticas?”, escribió el político en su cuenta de Twitter, haciendo referencia, entre otras, a la población civil que fue captada por videos ciudadanos en los se ven con armas apuntando y disparando a protestantes.

Petro agregó: “¿Por qué van a la cárcel los hijos del pueblo por protestar y en cambio los que se roban los dineros para educarlos van es a los ministerios?” y remató su trino con: “¿Justicia?”, enviando un mensaje de inconformidad sobre las formas en que, según él, la clase dirigente del país trata, en este caso, a los manifestantes que salieron a las calles desde abril hasta aproximadamente junio de 2021, para pedir mejores condiciones de vida, educación y oportunidades laborales, de los cuales una porción estuvo involucrada en actos de violencia y destrucción de bienes, tanto privados como públicos.

En modo de respuesta, el secretario de Gobierno de Bogotá, Luis Ernesto Gómez, le dijo a Gustavo Petro que los jóvenes capturados no eran parte del grupo de colombianos que se unieron a las manifestaciones de manera pacífica, y que fueron condenados por sus actos de violencia en contra de uniformados, además de haber sido imputados por concierto para delinquir.

En ese sentido, también lo cuestionó sobre la utilización de métodos violentos en medio de las expresiones de protesta de la población.

El trino de Petro hace referencia a la decisión de una juez de control de garantías que condenó a diez jóvenes señalados de estar vinculados con los disturbios del paro nacional. A los capturados se les impuso medida de aseguramiento en centro carcelario y, además, fueron amonestados por parte de la funcionaria judicial debido a su “mal actuar”.

El proceder descrito en las diligencias contribuye a deslegitimizar las justas demandas sociales y sirve de excusa para que el grupo dominante o el gobierno de turno acuse a la movilización social de estar infiltrada por la guerrilla, y de no obtener objetivos legítimos”, expresó la juez en medio de la audiencia, también aclarando que estos hechos de violencia eran utilizados para infundir afirmaciones que vincularían, además, a grupos armados ilegales desviando la mirada de las causas justas de protesta.

Además, agregó que “los partidos tradicionales han recurrido a este discurso de manera facilista porque no representa a sectores de la sociedad que se ven obligados a salir a reclamar sus derechos”, haciendo referencia a aquellos políticos que aprovechan los actos vandálicos para señalar la protesta como un medio que genera violencia en medio de la población.

“Los que allá afuera marcharon soportan estoicamente las inclemencias climáticas, no lo hacen por ellos mismos, sino por sus hijos, por los míos, los de ustedes cuando los tengan, por las futuras generaciones, por mí, por ustedes y por todos los habitantes de este país”, expresó la funcionaria amonestando a los capturados sobre los motivos que llevarían a los manifestantes a desarrollar las jornadas de protesta pacíficamente.

Entre tanto, afirmó que las personas que normalmente protestan “no son desocupados, desadaptados generando caos y desorden, dando rienda suelta a sus pulsiones antisociales”, acotó para confrontar a los jóvenes capturados sobre sus acciones violentas.

Ante este panorama, la funcionaria mencionó las agresiones que los uniformados habían recibido en las protestas y también envió un mensaje a los jóvenes para que no combatan sus ideales con la violencia.

Los policías o el Esmad no son el Estado, sino hijos, padres de alguien más, seres humanos. Somos una sociedad inviable porque pretendemos resolver los problemas apelando a la violencia y al delito. No se apaga el fuego con el fuego, los presuntos abusos de las fuerzas del orden, algunos de los cuales aquí se ventilaron, no se mitigan y no se corrigen incrementando la zozobra de sus congénitos...”, fueron las palabras de la juez.