Tendencias
Aceite de coco y café
Aceite de coco y café - Foto: Getty Images/iStockphoto

vida moderna

Aceite de coco y café: ¿cuáles son sus beneficios para la piel y cómo utilizarlos para reducir las arrugas?

Las arrugas son el resultado de una combinación de factores como la edad, el tabaquismo, la exposición al sol, entre otras.

Las arrugas son pliegues en la piel que se dan por el envejecimiento y son más prominentes en la piel expuesta al sol, como la cara, el cuello, las manos y los antebrazos. Además, de acuerdo con Mayo Clinic, otros de los factores son la exposición a luz ultravioleta (UV), el tabaquismo y las expresiones faciales repetitivas, entre otras.

Por tal razón, las personas recurren a productos cosméticos o técnicas quirúrgicas para reducir las arrugas que en ocasiones suelen ser costosas y en algunos casos traen consecuencias adversas.

No obstante, existen otros remedios caseros que ayudan a reducir las arrugas, como las mascarillas de aceite de coco y café, pues estos productos naturales tienen varios beneficios. Por ejemplo, el aceite de coco cuando se aplica en la piel, según Medline Plus, la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, tiene un efecto hidratante, mientras que el café es antioxidante, hidratante, vigorizante y exfoliante. Por tal razón, es un excelente producto para mantener la piel joven y reafirmada.

En consecuencia, las personas que deseen realizar una mascarilla con estos ingredientes solo deben mezclar una taza de granos de café molidos, con 7 cucharadas de aceite de coco, según la Revista Glamour México. Después, de obtener una pasta, se debe aplicar en el rostro y se deben realizar movimientos circulares, pero es importante no aplicar en la zona de los ojos y la nariz. En seguida, deje actuar por 15 minutos para finalmente retirar las mascarilla con agua tibia.

Sin embargo, existen otros consejos para proteger la piel y minimizar la aparición de arrugas, de acuerdo con Mayo Clinic:

1. Proteja la piel del sol. Limite el tiempo que pasa al sol, especialmente al mediodía, y use siempre ropa protectora, como sombreros de ala ancha, camisas de manga larga y gafas de sol. Elija un producto para el cuidado de la piel con un factor de protección solar (SPF), pues la American Academy of Dermatology (Academia Estadounidense de Dermatología) recomienda usar un protector solar de amplio espectro con SPF de 30 o más. Además, la entidad recomienda aplicarse abundante cantidad de protector solar, y volverlo a aplicar cada dos horas, o con más frecuencia si está nadando o transpirando.

2. Humecte la piel. La piel seca arruga las células turgentes de la piel, lo que puede provocar líneas delgadas y arrugas prematuras. La hidratación atrapa el agua en la piel, lo que ayuda a enmascarar las pequeñas líneas y pliegues.

3. No fume. Aunque haya fumado durante años o fume mucho, puede mejorar el tono y la textura de la piel y prevenir las arrugas dejando de fumar.

4. Siga una dieta saludable. Existen algunas pruebas de que ciertas vitaminas en la dieta ayudan a proteger la piel. Se necesita estudiar más el rol de la nutrición, pero es bueno consumir muchas frutas y vegetales, según la entidad sin ánimo de lucro.

Sobre la misma línea, otra recomendación de los expertos para prevenir y reducir las arrugas es aumentar la producción de colágeno, pues esta es una de las sustancias más importantes para el cuerpo, ya que se trata de una proteína estructural que permanece en el cuerpo humano en grandes cantidades debido a que contribuye al buen funcionamiento de los huesos, dientes, músculos, piel, articulaciones y algunos tejidos conectivos.

Según la doctora Lorea Bagazgoitia, en su libro “Lo que dice la ciencia sobre el cuidado de la piel”, el colágeno es responsable de la elasticidad y firmeza de la piel. Sin embargo, a medida que el tiempo avanza, el organismo disminuye la producción de colágeno, generando efectos colaterales en la piel, como la disminución del brillo e hidratación natural.

Entre los alimentos que más se recomiendan para mejorar la producción del colágeno, el libro menciona el pescado, los huevos, verduras, carnes rojas y frutos secos, al igual que otros que contengan omega 3.

Mascarilla de café
Mascarilla de café - Foto: Getty Images/iStockphoto