vida moderna

¿Cuándo preocuparse por un dolor de estómago?

Esta molestia puede estar acompañada de fiebre, inapetencia y pérdida de peso.


El dolor crónico se puede sentir por más de tres meses, está presente todo el tiempo o aparece y desaparece de manera recurrente.

Cuando el paciente tiene estos síntomas lo más normal es recurrir a una valoración médica. Según el portal Manual MSD, en un pequeño porcentaje puede ser un “trastorno orgánico específico”. El resto, que es la mayoría de los casos puede ocasionarse por un “síndrome de dolor abdominal mediado centralmente”.

Este último causa un dolor que puede sentirse por más de seis meses y “se produce sin evidencia de un trastorno orgánico específico u otro problema gastrointestinal”, explica en el mencionado sitio web.

El dolor de estómago puede ser generado por un reflujo gastroesofágico, una pancreatitis o incluso una perforación intestinal, pero los especialistas indican que en la mayoría de los casos puede ser una situación pasajera y que tiene una pronta solución.

Pero en los casos en los que esta molestia persiste, la principal recomendación es consultar al médico para analizar a profundidad y determinar la razón por la cual se genera el dolor.

Es importante conocer que hay muchas causas del dolor y si este es intenso, poco habitual o se repite de manera llamativa, o se acompaña de algún síntoma preocupante, como pérdida de peso, debilidad, deposiciones oscuras o vómitos, debemos consultar al médico de cabecera preferentemente para que estudie adecuadamente las características del dolor y si se precisa de alguna prueba especial, y hay que recomendar el tratamiento adecuado”, así lo explica el doctor Francisco José García Fernández, especialista de la Fundación Española del Aparato Digestivo (FEAD), en palabras que recoge Infosalus.

Las causas del dolor crónico de estómago pueden varias dependiendo de la edad del paciente.

De acuerdo con Manual MSD, en los niños se puede generar por las siguientes razones:

  • Intolerancia a la lactosa (un azúcar que se encuentra presente en los productos lácteos).
  • Estreñimiento.
  • Enfermedad por reflujo gastroesofágico.

Estas son las causas en los adultos jóvenes:

En los adultos mayores:

  • Se puede generar por cáncer, el cual puede ser de estómago, de páncreas, de colon o de cáncer de ovario.

En Saber vivir señalan que el dolor abdominal se puede ocasionar por otro tipo de dolencia, pues en la cavidad abdominal está la mayoría de órganos del cuerpo, es decir, la molestia la genera por un síntoma reflejo, “con origen en otras estructuras que nada tienen que ver con la digestión, como la espalda, el corazón o los pulmones”.

Cuando el dolor es muy intenso, una recomendación es asistir a un servicio de urgencias rápidamente. Por otra parte, hay otra señales que también hacen acudir al médico cuanto antes.

  • Hay que tener cuidado cuando las molestias acaban siendo continuas y no se calman con analgésicos. Se entiende por “dolor abdominal crónico cuando dura más de tres meses”, señalan en Saber vivir.
  • Otra molestia es la fiebre que no baja, aunque se tome algún fármaco antipirético.
  • El dolor de estómago está acompañado de náuseas o vómitos constantes, o se observa la presencia de sangre en ellos.
  • La hinchazón en el abdomen y en las piernas también es un síntoma para tener cuidado.
  • Dificultad para deglutir.

Según el portal Saber vivir, este dolor se puede tratar en la casa aplicando calor, también se puede evitar el consumo de irritantes, “como alcohol y tabaco, porque son tóxicos perjudiciales para la salud”; además, los especialistas sugieren el consumo de una dieta blanda o de protección gástrica.